Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Extranjeros. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 1 de 1
 
 
GRÜNEWALD, Matthias
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje GRÜNEWALD, Matthias 
 
Este trabajo recopilatorio está dedicado al pintor alemán Matthias Grünewald (hacia 1470 - 1528). Principalmente su temática eran temas religiosos. En su época de Estrasburgo, se convirtió en maestro de Durero, el cual, con el paso del tiempo, requirió su colaboración en Nuremberg.


 27grunewald_self_portrait

Juan Evangelista (largo tiempo considerado un autorretrato) de Grünewald

Matthias Grünewald, originalmente Mathis Gothardt (hacia 1470, Wurzburgo, actual Alemania - † 31 de agosto de 1528, Halle) fue un pintor e ingeniero hidráulico alemán renacentista. Pintó principalmente obras religiosas, especialmente escenas de crucifixión sombrías y llenas de dolor. El carácter visionario de su obra, con sus expresivos color y línea, contrasta con la obra de su contemporáneo Alberto Durero. Sus pinturas son conocidas por sus formas dramáticas, colores vívidos y el tratamiento de la luz.

Su verdadero nombre fue Mathis Gothart Neithardt, y a veces se le menciona como "Maestro Mathis" o "Mathis el Pintor" (Mathis der Maler). Un escritor del siglo XVII, Joachim von Sandrart, lo identificó erróneamente con el apellido Grünewald; su verdadero nombre no se descubrió hasta los años 1920. Su fecha de nacimiento no está clarificada, pero se cree que sería hacia fines del siglo XV, ya que su primera obra fechada es de 1503.

Nació en Wurzburgo en los años 1470. Se lo nombró pintor oficial e ingeniero hidráulico de la corte en 1509, desempeñando el cargo para dos arzobispos de Maguncia sucesivos, Uriel von Gemmingen y Alberto de Brandeburgo, en la Renania alemana hasta 1525. Parece que tuvo que abandonar el puesto en 1525 por su adhesión a la revuelta campesina, así como al protestantismo.

Grünewald murió en Halle en 1528.

El compositor del siglo XX Paul Hindemith basó su ópera de 1938 Mathis der Maler en la vida de Grünewald.

Es conmemorado como artista por la iglesia luterana el 6 de abril.


 52_1430677935_447545

Isenheim Altarpiece (first view), c. 1515. Oil on wood. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald


Obra

Su pequeña producción sólo incluye obras religiosas: un retablo formado por 18 paneles, 7 cuadros y alrededor de 40 dibujos:

    - La última cena, santa Dorotea y santa Inés, h. 1500, Alemania, colección privada.
    - Cristo ultrajado (El escarnio de Cristo), hacia 1503, Múnich, Alte Pinakothek.
    - La Crucifixión, h. 1507, Basilea, Kunstmuseum.
    - Retablo Heller, 1509 y 1510, Karlsruhe, Staatliche Kunsthalle y Fráncfort del Meno, Staatliche Kunsthalle.
    - Pequeña Crucifixión, h. 1509-1511, Washington, Galería Nacional de Arte
    - Retablo de Isenheim, h. 1512-1516, Colmar, Museo de Unterlinden. Es su obra más famosa. Contiene una Crucifixión, las Tentaciones de san Antonio y la Resurrección. Presentan escenas tomadas de las revelaciones místicas de santa Brígida de Suecia.
    - Tríptico de Aschaffenburg, 1517-1519, Stuppach, iglesia parroquial y Museo de Friburgo de Brisgovia. Contiene el destacado Establecimiento de santa María Mayor en Roma y, en la tabla central, la Virgen de Stuppach.
    - San Erasmo y San Mauricio, h. 1520-1525, Múnich, Alte Pinakothek.
    - Retablo de Tauberbischofsheim, h. 1525, Karlsruhe, Staatliche Kunsthalle.
    - La lamentación de Cristo, h. 1525, iglesia de Aschaffenburg.
    - Dibujo: Trias Romana, 1525, Berlín, Gabinete de Dibujos de los Staatliche Museen.

Mediante una intensidad con sus colores y la agitación de la línea, dio a sus escenas religiosas una fuerte expresividad dramática. Su obra fue rescatada del abandono a fines del siglo XIX por las vanguardias, que se vieron reflejadas en ella, y la consideraron como un antecedente de su propia oposición ante la representación naturalista tradicional.

Espero que esta recopilación que he realizado del pintor extranjero, sea del gusto de los visitantes de esta página de arte del foro de xerbar, y en lo posible contribuya en su divulgación.






Algunas obras


Retablo de Isenheim


 21retablo_de_isenheim_tal_como_se_encuentra_expuesto_en_el_museo_de_unterlinden_de_colmar

Retablo de Isenheim. Museo de Unterlinden de Colmar. obra maestra del pintor alemán Matthias Grünewald. Realizado hacia 1512-1516, Colmar, Museo de Unterlinden. Es su obra más famosa. Contiene una Crucifixión, las Tentaciones de san Antonio y la Resurrección. Presentan escenas tomadas de las revelaciones místicas de santa Brígida de Suecia.


 21la_crucifixi_n_1430674334_922033

La Crucifixión es la escena representada en los dos paneles centrales del Retablo de Isemheim cuando está cerrado, obra maestra del pintor alemán Matthias Grünewald. El retablo elaborado entre los años 1512 y 1516. Esta tabla central es la imagen más conocida de dicho retablo, y mide 269 cm de alto, y 307 cm. de ancho. Está pintado al temple y óleo sobre panel de madera de tilo. Se encuentra en el Museo de Unterlinden en Colmar (Francia).


 24mathis_gothart_gr_newald_025

El Cordero de Dios, detalle de La Crucifixión

El eje central es la Cruz en la que está Jesucristo, ligeramente descentrado. Jesucristo está crispado, y casi putrefacto, con heridas purulentas. La cruz de madera ha sido realizada a partir de un árbol groseramente tallado. Su brazo horizontal se comba al sostener el cuerpo imponente de un hombre martirizado, retratado en el último espasmo que precede a la muerte. Las manos clavadas a la cruz parecen contorsionarse convulsamente, los brazos se extienden desarticulados por encima de la cabeza reclinada sobre el pecho, cubierta de una impresionante corona de espinas; la boca deshecha por el dolor parece haber exhalado ya el último suspiro.


 23mathis_gothart_gr_newald_026

María Magdalena implorante, detalle de La Crucifixión

Ernst Gombrich comenta en estos términos la escena de la Crucifixión: Como un predicador de la Pasión, Grünewald no ahorró nada para expresar los horrores de la cruel agonía: el cuerpo moribundo de Cristo está deformado por la tortura de la cruz; las espinas de los látigos penetraron en las heridas supurantes que recubren toda la figura. La sangre de color rojo oscuro contrasta claramente con el verde pálido de la carne. Cristo crucificado expresa el significado de su sufrimiento a través de las facciones y del conmovedor gesto de las manos.

Junto a la cruz se encuentra María, con velo y blanco hábito monacal, con un rostro que parece bellísimo en la palidez del agotamiento. No es una figura resignada, sino angustiada al descubrir el cuerpo de su hijo crucificado. Se retuerce las manos hasta hacerse daño.


 22mathis_gothart_gr_newald_027

María en brazos de san Juan, detalle de La Crucifixión

A la Virgen la sostiene piadosamente san Juan vestido de rojo, cuyo corte de pelo y rasgos faciales tienen el aire de un joven estudiante alemán.
A los pies de ellos, la Magdalena implora a Cristo. Viste un amplio manto color rosa, se retuerce en el lamento y tiende las manos juntas hacia la cruz. Envejecida, la Magdalena se tiende como un arco, con el cuerpo y con los brazos, y mira angustiada, a través del velo que le cae sobre los ojos, el cuerpo martirizado de Cristo.


 25mathis_gothart_gr_newald_024

San Juan Bautista señalando a Cristo, detalle de La Crucifixión

A la derecha se ve a Juan el Bautista, que señala con el dedo el cuerpo lívido e inanimado de Jesús. Viste una grosera pelliza de pelo de camello; tiene estatura elevada, los cabellos revueltos y una barba descuidada; lleva en la mano las escrituras, y con un índice desmesurado, señala didácticamente la figura de Cristo. A sus pies, el Cordero de Dios (símbolo de aquel Jesús que él ha bautizado) tiene el pecho herido y una copa recoge el fluir de la sangre que de allí sale. A sus espaldas, en el agujero de penumbra que envuelve el angustioso silencio de la escena, se lee Illum oportet crescere, me autem minui ("Es preciso que él crezca y que yo disminuya), extraido del Evangelio según san Juan (3,30), donde el Bautista declara haber sido enviado para anunciar a Cristo.

El paisaje que se despliega a partir del patíbulo en un crepúsculo de muerte, permite vislumbrar las aguas estancadas de un río.


 21mathis_gothart_gr_newald_023

Cristo moribundo, detalle de La Crucifixión. Es una imagen dotada de una dramática expresividad.

Podría decirse que es en la representación del martirio que tiene esta obra de la Crucifixión de Grünewald la razón de su existencia, como si a través del pintor alemán se abriese el camino que llevará al Grito de Munch; pero no hay parte alguna de la tabla, comenzando por la imponente presencia del Bautista, que no tenga también un significado teológico, estudiado previamente con el comitente, el abad Guido Guersi, con un intento didáctico que se dirige a los enfermos que el monasterio de Isemheim hospedaba.

Observa el escritor francés Joris-Karl Huysmans que:

Este Cristo espantoso, moribundo sobre el altar del hospicio de Isemheim parece hecho a imagen de los afectados por el fuego sagrado que le rezaban, y se consolaban con el pensamiento que el Dios al que imploraban había probado sus mismos tormentos, y que se hubiese encarnado en una forma repugnante como la de ellos, y se sentían menos desventurados y menos despreciables.


 41st_antony_the_hermit

St Antony the Hermit, c. 1515. Oil on wood, 232 x 75 cm. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald.


 42st_sebastian

St Sebastian, c. 1515. Oil on wood, 232 x 75 cm. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald.


 22retablo_de_isenheim_tal_como_se_encuentra_expuesto_en_el_museo_de_unterlinden_de_colmar

Retablo de Isenheim tal como se encuentra expuesto en el Museo de Unterlinden de Colmar. obra maestra del pintor alemán Matthias Grünewald.


 43_1430676433_917097

Isenheim Altarpiece (second view), c. 1515. Oil on wood. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



 44concert_of_angels_and_nativity

Concert of Angels and Nativity, c. 1515. Oil on wood, 265 x 304 cm. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



 45the_annunciation

The Annunciation, c. 1515. Oil on wood, 269 x 141 cm. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



 46the_resurrection

The Resurrection, c. 1515. Oil on wood. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



 47annunciation_and_resurrection

Annunciation and Resurrection, c. 1515. Oil on wood, 269 x 141 cm (each). Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



 48isenheim_altarpiece_third_view

Isenheim Altarpiece (third view), c. 1515. Oil on wood. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



 49sts_paul_and_anthony_in_the_desert

Sts Paul and Anthony in the Desert, c. 1515. Oil on wood, 265 x 141 cm. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



 33la_tentaci_n_de_san_antonio

La Tentación de San Antonio (Retablo del altar Isenheim) Museo Unterlinden. Colmar. Obra de Matthias Grünewald.

Las tentaciones de san Antonio es la escena representada en un panel lateral del Retablo de Isemheim cuando está totalmente abierto, obra maestra del pintor alemán Matthias Grünewald. El retablo elaborado entre los años 1512 y 1516. Esta tabla lateral mide 265 cm de alto, y 141 cm de ancho. Está pintado al temple y óleo sobre panel de madera de tilo. Se encuentra en el Museo de Unterlinden en Colmar (Francia).

La segunda apertura descubre el altar original con las estatuas de Nicolás de Haguenau, flanqueado por dos magistrales paneles de Grünewald: a la izquierda La visita de san Antonio a san Pablo, y a la derecha, esta terrible escena de Las tentaciones de san Antonio, poblada de figuras diabólicas, gesticulantes, que recuerdan a la obra del Bosco. Sin embargo, mientras que las alucinadas imágenes del Bosco son más ingeniosamente variadas y hablan de una lúcida locura que invita a descubrir enigmas ocultos, las de Grünewald son mero poder diabólico, sueño de la razón.


 37mathis_gothart_gr_newald_016

Cabeza del demonio que arrastra al santo de los pelos, detalle de Las tentaciones de san Antonio

El obispo de Alejandría, Atanasio conoció en vida a san Antonio Abad, y relata en su biografía del santo eremita, sus luchas contra el demonio de la siguiente manera:

    « … el lugar parecía haber sido afectado por un terremoto, y los demonios, casi demolieron las cuatro paredes del refugio y parecían atravesarlas, para aparecer en forma de bestias y de cosas reptantes. El lugar se llenó de repente con formas de leones, osos, leopardos, toros, serpientes, víboras, escorpiones, y cada una de ellas se movía de forma acorde con su naturaleza…»

En nuestra cultura la predicación sobre los demonios constituye «…un grandioso ejemplo de psicología cristiana, en la que los vicios humanos son descritos bajo la forma de demonios tomados de los abismos del inconsciente, una especie de Freud ante litteram con la fuerza de Dostoyevski.» (Louis Goosen, Dizionario dei santi, Bruno Mondadori, 2000). Esta teoría alegórica ya existía en los tiempos del mismo San Antonio, que vencía en los debates a los intérpretes alegóricos de los mitos de su época (San Atanasio, Biografía de San Antonio Abad), el santo al igual que el resto de santos, consideraba a los seres demoníacos como entidades en sí y no como simples metáforas ilustrativas.


 39mathis_gothart_gr_newald_017

Monstruo con cabeza de rapaz, detalle de Las tentaciones de san Antonio

Las imágenes alucinadas del relato de Atanasio parecen haber inspirado directamente la tabla de Grünewald, llena de movimientos caóticos y rica en intensas variaciones cromáticas, que van de los límpidos cielos hasta las llamaradas de un incendio nacido de los restos de un refugio ya destruido, recuerdo, iconográficamente obligado en todo el arte nórdico de la enfermedad del fuego de san Antonio, pasando por el lugar del que emergen formas demoníacas. Pero, a diferencia del relato de Anastasio, no se mueven de acuerdo con su naturaleza, porque en el cuadro no se reconoce a ninguna bestia: son el producto de una imaginación teratológica que niega el orden natural y prueba la presencia demoníaca en el hombre.

En la maraña de demonios que asaltan al pobre eremita, no se puede distinguir a qué repugnante ser de cabeza monstruosa corresponden los brazos deformes, las piernas y las garras que se aproximan al santo.

Sin embargo, la impresión que el cuadro provoca acaba indecisa entre la tragedia y la comedia. De acuerdo con la popular interpretación de la afable figura de san Antonio, el drama de las tentaciones se atempera considerablemente con la escena cómica del pobre eremita, vestido con una pesada túnica azul, arrastrado por los cabellos (casi una cita de una obra gráfica de Martin Schongauer), y del extraño emplumado que se lanza sobre él blandiendo un bastón, o en aquella especie de gallináceo acorazado que muerde la mano del hombre santo.


 40_mathis_gothart_gr_newald_018

Enfermo pustuloso en primer plano, detalle de Las tentaciones de san Antonio

Fijándose bien, todo el drama está en la figura obscena y digna de compasión del pobre enfermo, con una capucha roja, que está en primer plano sobre el lado izquierdo de la tabla. El vientre hinchado, el cuerpo plagado de putrefacción de pústulas y de bubones, se retuerce en un dolor sin esperanza, salvo la que representan los ángeles que se ven a lo lejos en el cielo, en un halo de luz, mientras están sobrevolando la escena y que vienen a aliviarle sus sufrimientos. No tiene importancia debatir, como se ha hecho, si el mal que lo devora es aquél, de efectos terribles, del fuego de san Antonio (que los buenos monjes de Isemheim intentaban curar) o el igualmente inmundo de la sífilis. La figura doliente se convierte en la metáfora de la desesperación en que puede caer el hombre. Quién, si no él, puede pronunciar las palabras escritas sobre el cartel que se encuentra en la parte inferior izquierda del cuadro: Bone Jhesu, ubi eras, quare non affuisti ut sanares vulnera mea?.


 50visit_of_st_anthony_to_st_paul_and_temptation_of_st_anthony

Visit of St Anthony to St Paul and Temptation of St Anthony, c. 1515. Oil on wood, 265 x 141 cm (each). Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald


 51the_lamentation

Predella of the Isenheim Altarpiece. The Lamentation, c. 1515. Oil on wood, 76 x 341 cm. Musée d'Unterlinden, Colmar. Obra de Matthias Grünewald



Más obras importantes


 29virgen_de_stuppach_1517_1519_tr_ptico_de_aschaffenburg

La Virgen de Stuppach, es un cuadro del pintor alemán Matthias Grünewald. Mide 186 cm de alto, y 150 cm. de ancho. Data de la segunda mitad de los años 1510. Es la tabla central del retablo Aschaffenburger, representando a María con el Niño. Actualmente se encuentra en la Parroquia de la Ascensión de María de Stuppach, dentro del municipio de Bad Mergentheim, estado de Baden-Wurtemberg (Alemania) y, junto al Retablo de Isemheim, es considerada obra maestra de Grünewald.

La historia de la Virgen de Stuppach puede considerarse hoy en día clarificada. El encargo, realizado por el canónigo Kaspar Schantz, data de 1514. Se desarrolló por lo tanto al mismo tiempo que el Retablo de Isemheim, de ahí su similitud con la Virgen representada en Isemheim. Grünewald dispuso en el fondo imágenes de lo que veía diariamente. Se cree que la iglesia es el frente de la nave transversal meridional de la catedral de Estrasburgo. Se trataba, desde luego, de una pintura devocional para la nueva capilla, hoy dedicada a Santa María de las Nieves, en la iglesia de Ascgaffenburg. Debía estar unido a la pared detrás del altar. La capilla fue erigida por Kaspar Schantz y su hermano Geörg. Durante su inauguración el 21 de octubre de 1516 por el arzobispo Albrecht de Brandemburgo, lo más probable es que ya estuviera allí el cuadro, en el lugar que tenía destinado, puesto que ya se le identifica en ese lugar en 1517 sin duda alguna. Fue pintado sobre madera resinosa de la mejor calidad. Como aglutinador usó temple, por lo que se considera que es una obra de técnica mixta.



 34gr_newald_christ_carrying_the_cross

Cristo ultrajado (El escarnio de Cristo),, es un cuadro del pintor alemán Matthias Grünewald. Hacia 1503. Pintura al temple y óleo sobre tabla, 109 × 73,5 cm. Múnich, Alte Pinakothek. Es una de sus primeras obras, realizada hacia el año 1503; de hecho, es la más antigua cuya autoría no es controvertida.


 35mathis_gothart_gr_newald_063

Detalle del rostro de Cristo

Jesús de Nazaret se sienta, con los ojos vendados. Tiene los brazos y las manos atados con una cuerda. Recibe indefenso los golpes de los siervos: un verdugo, delante de él, tira de la cuerda; otro, detrás, alza el puño para pegarle al mismo tiempo que le tira del pelo. Por la derecha se añade a la escena un hombre, que lleva un bastón en su mano izquierda y con la derecha hace ademán de abofetear a Cristo. En el hombro de este verdugo apoya su mano otro hombre, más viejo, que parece estar hablándole. En el fondo de la imagen hay otros tres hombres: a la izquierda se ve a un músico tocar la flauta al tiempo que golpea el tambor. El más joven de los otros dos hombres parece indiferente, casi alegre. El tercero, del que sólo se ve con claridad la cabeza en el borde derecho del cuadro, aparece con el rostro desconsolado.


 36mathis_gothart_gr_newald_064

Detalle del verdugo que lo sujeta del cabello

Domina el cuadro la fuerza de las emociones. La escena tiene un dramatismo hasta entonces inédito. Los rostros de los verdugos sólo expresan brutalidad, de modo casi caricaturesco, lo que recuerda a obras del Bosco como Cristo con la cruz a cuestas y a los estudios fisonómicos de Leonardo (Cabezas grotescas).





 31san_erasmo_y_san_mauricio

San Erasmo y San Mauricio. Los santos Erasmo y Mauricio (en alemán, Erasmus-Mauritius-Tafel) es un cuadro del pintor alemán Matthias Grünewald. Mide 226 cm de alto, y 176 cm. de ancho. Data de la primera mitad de los años 1520. Se encuentra en la Alte Pinakothek de Munich (Alemania).
Se trata de una tabla de gran tamaño: más de dos metros de alto y metro y medio de ancho. En primer plano están representados dos santos: san Erasmo y san Mauricio.

Erasmo de Formia (m. hacia 303) era un obispo, por lo que aparece representado, en la parte izquierda del cuadro, con la mitra obispal. Grünewald le dio los rasgos de Alberto II de Brandemburgo, margrave de Brandemburgo (1490-1545). Viste con una casulla muy detallada que, junto a la armadura del otro santo, Mauricio el Tebano, es uno de los mejores logros de la pintura alemana de la época. Ambas figuras parecen estatuas policromadas. El menor tamaño de las figuras en segundo plano consiguen dan sensación de profundidad y ampliar así el espacio.


 28matthias_gr_newald_the_mocking_of_christ_wga10715

El Escarnio de Cristo, es un cuadro del pintor alemán Matthias Grünewald. Mide 109 cm de alto, y 73,5 cm. de ancho. Está pintado al temple y óleo sobre panel de madera. Se encuentra en la Alte Pinakothek de Múnich (Alemania). Es una de sus primeras obras, realizada hacia el año 1503; de hecho, es la más antigua cuya autoría no es controvertida.

Jesús de Nazaret se sienta, con los ojos vendados. Tiene los brazos y las manos atados con una cuerda. Recibe indefenso los golpes de los siervos: un verdugo, delante de él, tira de la cuerda; otro, detrás, alza el puño para pegarle al mismo tiempo que le tira del pelo. Por la derecha se añade a la escena un hombre, que lleva un bastón en su mano izquierda y con la derecha hace ademán de abofetear a Cristo. En el hombro de este verdugo apoya su mano otro hombre, más viejo, que parece estar hablándole. En el fondo de la imagen hay otros tres hombres: a la izquierda se ve a un músico tocar la flauta al tiempo que golpea el tambor. El más joven de los otros dos hombres parece indiferente, casi alegre. El tercero, del que sólo se ve con claridad la cabeza en el borde derecho del cuadro, aparece con el rostro desconsolado.

Domina el cuadro la fuerza de las emociones. La escena tiene un dramatismo hasta entonces inédito. Los rostros de los verdugos sólo expresan brutalidad, de modo casi caricaturesco, lo que recuerda a obras del Bosco como Cristo con la cruz a cuestas y a los estudios fisionómicos de Leonardo (Cabezas grotescas).



 30trias_romana

Trias Romana, es el título de un dibujo a tiza sobre papel realizado por el pintor alemán Matthias Grünewald. Mide 19,9 cm de alto, y 27,2 cm. de ancho. Es una de las últimas obras de su autor, creada en torno al año 1525. Se encuentra en el Gabinete de grabados de los Staatliche Museen de Berlín (Alemania).

Sobre papel marrón Grünewald creó tres cabezas, que parecen descansar sobre un solo cuello y que crecen juntas. Están enmarcadas por una aureola, una luz santa. A la izquierda del centro del contorno inferior se encuentra el monograma de Grünewald. Muestra una "G", sobre la que hay una "M". Está relacionado con el último trabajo bien conocido de Matthias Grünewald y fue desarrollado después de la creación de las pinturas sobre tabla para el retablo en Tauberbischofsheim.

La interpretación generalmente aceptada que hay en la actualidad sobre esta obra es la que proporcionó el historiador del arte Emil Markert, quien en 1943 indicó la conexión entre este dibujo y un panfleto de Ulrich von Hutten. Este escrito apareció en 1520 y llevaba el título Vadiscus sive Trias Romana. De ahí el título con el que es conocido este dibujo actualmente. Ulrich von Hutten dedicaba el escrito a criticar los diversos vicios de la iglesia católica, frecuentemente en forma de tríada. La primera cabeza está representada como solían aparecer los sacerdotes en las caricaturas de la época. La verruga que aparece en la nariz parece referirse a la sífilis, enfermedad que por entonces hacía muchos estragos. La cabeza que menos claramente puede reconocerse, dirige su mirada al cielo, con la boca abierta. Representa una cierta esperanza.

Este dibujo es el último que se sabe que proviene con seguridad de la mano de Grünewald. Es además el único dibujo o cuadro que contiene una referencia a los acontecimientos de la época. Dado que ilustra un escrito de la iglesia reformada, se toma como una indicación de que él apoyaba abiertamente una renovación radical de la iglesia.



Otras obras


 26the_crucifixion

The Crucifixion, c. 1501. Oil on wood, 73 x 52,5 cm. Öffentliche Kunstsammlung, Basel. Obra de Matthias Grünewald


 32establecimiento_de_santa_maria_maggiore_en_roma_1517_1519_tr_ptico_de_aschaffenburg

Establecimiento de Santa Maria Maggiore en Roma, 1517-1519 (Tríptico de Aschaffenburg). Obra de Matthias Grünewald


 53the_crucifixion

The Crucifixion, c. 1502. Oil on wood, 61,5 x 46 cm. National Gallery of Art, Washington. Obra de Matthias Grünewald


 58the_crucifixion

The Crucifixion. 1523-24. Oil on wood, 193 x 152,5 cm. Kunsthalle, Karlsruhe. Obra de Matthias Grünewald


 54st_lawrence_and_st_cyricus

St Lawrence and St Cyricus. 1509-11. Grisaille on oak, 98 x 43 cm (each). Städelsches Kunstinstitut, Frankfurt. Obra de Matthias Grünewald


 55st_elizabeth_and_a_saint_woman_with_palm

St Elizabeth and a Saint Woman with Palm. 1508-11. Grisaille on oak, 95 x 43 cm and 101 x 43 cm. Gemaldegalerie, Donaueschingen. Obra de Matthias Grünewald


 56benefactor_with_bird_cage

Benefactor with Bird Cage. Oil on canvas. Musée des Beaux-Arts, Strasbourg. Obra de Matthias Grünewald


 57lamentation_of_christ

Lamentation of Christ, before 1523. Oil on pine wood, 36 x 136 cm. Abbey Church, Aschaffenburg. Obra de Matthias Grünewald


 59carrying_the_cross

Carrying the Cross. 1523-24. Oil on wood, 193 x 152,5 cm. Kunsthalle, Karlsruhe. Obra de Matthias Grünewald



Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado le trabajo recopilatorio dedicado al pintor alemán Matthias Grünewald (hacia 1470 - 1528). Principalmente su temática eran temas religiosos. En su época de Estrasburgo, se convirtió en maestro de Durero, el cual, con el paso del tiempo, requirió su colaboración en Nuremberg.



Fuentes y agradecimientos: es.wikipedia.org, commons.wikimedia.org, wga.hu, artcyclopedia.com, pintura.aut.org, artehistoria.com, museodelprado.es y otras de Internet
 




___________________________
.
.
"La pintura es la amante de la belleza y la reina de las artes"

"Nicolas Poussin"
.
.
 
última edición por j.luis el Domingo, 03 May 2015, 20:44; editado 4 veces 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: GRÜNEWALD, Matthias 
 
Gracias J.Luis por este pintor alemán para la galería que no se prodigan mucho. Este sin duda calidad tiene.

Un Saludo.
 




___________________________
Antes que nada lee las NORMAS del foro.
Los mensajes deben de ser con respeto y educaci�n hacia todos los usuarios.
Xerbar Administrador del Foro.
[b]
 
xerbar - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privadoVisitar sitio web del usuario 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: GRÜNEWALD, Matthias 
 
Gracias xerbar..., efectivamente los pintores alemanes famosos no son muchos salvo Durero y Lucas Cranach el Viejo; pero en nuestra galería ya he representado a varios, de la misma época que también son de admirar.  Concretamente Matthias Grünewald es un referente, además fue maestro de Durero, que son palabras mayores.



 

Saludos.
 




___________________________
.
.
"La pintura es la amante de la belleza y la reina de las artes"

"Nicolas Poussin"
.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 1 de 1
 

Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 1 invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de permisos
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario