Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Españoles. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 1 de 1
 
 
ESPINOSA, Jerónimo Jacinto
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje ESPINOSA, Jerónimo Jacinto 
 
Este trabajo está dedicado al pintor valenciano Jerónimo Jacinto Espinosa. Su obra esta dedicada a la pintura religiosa.

Se formó con su padre, siendo decisiva para el joven artista la influencia de Ribalta y de Orrente, pintores con los que se vinculará estrechamente, mostrando similar admiración por el naturalismo tenebrista de Caravaggio.

Según los especialistas: El realismo de las figuras de Espinosa, le hicieron valedor del sobrenombre del Zurbarán valenciano, convirtiéndose en el maestro principal de la escuela valenciana del Barroco Español después de Ribalta.

Jerónimo Jacinto Espinosa (Cocentaina, 1600 - Valencia, 1667) Pintor español del s. XVII. Debe ser considerado en unión de Esteban March, Pablo Pontons, y otros, continuador del fecundísimo taller de F. Ribalta (v.), que originó en Valencia un importante foco artístico con caracteres plenamente definidos durante dicho siglo. E. n. en Cocentaina (Alicante) el 18 jul. 1600. Su padre, Jerónimo Rodríguez Espinosa, fue también pintor, de origen castellano, probablemente de Valladolid, que se trasladó a Cocentaina y casó con Aldonza Lleó, de dicha población, en 1596, pasando luego a residir en Valencia, acrecentando las filas de la nueva escuela ribaltesca, aportando elementos de la castellana. Se le vienen atribuyendo tradicionalmente por Tormo, Tramoyeres, etc., algunas obras del Museo de Valencia, como El Tránsito de la Virgen, en la que se aprecia un sentido distinto al valenciano en composición y color.

Sus dos hijos, Jerónimo jacinto y Antonio -m. en 1634- comienzan a formarse en el taller paterno, según consta en documento de 1616 por el que se inscribe como maestro en el Colegio de Pintores de Valencia a Jerónimo Rodríguez Espinosa, matriculándoles también a ellos con la obligación de continuar los estudios bajo la dirección de aquél. Figuraban entonces al frente del Colegio, Cristóbal Lloréns, Miguel Porta, Juan Zariñena, y por supuesto Francisco Ribalta. De E., sabemos además otros datos biográficos: se casó en 2 abr. 1622 con Jerónima de Castro, de la que tuvo un hijo en 1631, jacinto, igualmente pintor, y m. en 1707. Aunque frecuentemente se ha dicho que E. murió en 1680, Tramoyeres descubrió el documento de su testamento y la fecha exacta: 20 feb. 1667. Fue pintor favorito de todas las órdenes religiosas y clases sociales, en el segundo tercio del s. xvil, y el más famoso de la escuela valenciana de este periodo.
      
No puede negarse en su estilo el influjo ribaltesco, aunque parece derivar hacia un realismo más español, incluso, sin el peso que lo italiano supone para el gran maestro. Poco conocido fuera de su zona de trabajo, no le han faltado, sin embargo, justas alabanzas: «El Zurbarán valenciano» le llama Lafuente Ferrari; Jusepe Martínez (v.), coetáneo suyo, lo alaba repetidamente en sus Discursos practicables del nobilísimo arte de la pintura, y D. Pedro de Madrazo en el Catálogo del Museo del Prado de 1872 afirma: «... en los retratos emula con Murillo y Zurbarán: sólo Velázquez le aventaja porque en este ramo del arte excede a todos». En sus obras, apréciase muchas veces la mano de sus ayudantes y discípulos: no debe extrañarnos si pensamos, por una parte, que el concepto de la obra de arte es distinto al actual, más personalista, y por otra, que su taller era el más activo de Valencia, con enorme número de encargos. De todas formas, las firmadas son o totalmente suyas, o con muy poca ayuda.
      
La preparación de cola y almagra de sus lienzos le dan un fondo cálido, sobre el que la pintura de colores suaves y armónicos, con gran gama de tonalidades, y realizada con veladuras, se vuelve particularmente luminosa. Los bocetos y apuntes conservados de su mano, son también importantes pues nos permiten seguir el procedimiento de composición y estructura de las obras. En ellas -existentes muchas en el Museo de Valencia, y en colecciones o iglesias de la región- se aprecian varias etapas: la primera, firmada, es el Cristo del rescate, pintada a los 23 años y desaparecida en 1936. De esta primera época sería el retrato de Fr. Jerónimo Mos, en el mismo museo, el mejor de los de E. De 1650 a 1660, corresponden los grandes lienzos decorativos, sobre todo la serie de la Vida de S. Luis Beltrán, destacando el de la Muerte del santo. De 1660 a 1665, en su periodo de madurez y plenitud creadora, tenemos la serie de la Vida de San Pedro Nolasco, la del Emperador Constantino, el lienzo de los jurados de Valencia adorando la Concepción, por encargo del Ayuntamiento, y su Última gran obra La Comunión de la Magdalena (1665)...
    
Espero que la recopilación que he conseguido os resulte interesante.





ALGUNAS OBRAS


 jer_nimo_jacinto_espinosa_san_juan_bautista_1645_h_leo_sobre_lienzo_112_x_91_cm_museo_del_prado

San Juan Bautista. Jerónimo Jacinto Espinosa. 1645 h. Óleo sobre lienzo, 112 x 91 cm. Museo del Prado

La figura del santo aparece sentado, de más de medio cuerpo, con la mirada alzada, sosteniendo en su mano izquierda una cruz realizada con cañas. Con la mano derecha señala al cordero, cuya cabeza podemos observar en la esquina inferior izquierda de la composición, tomando modelos de Orrente. El santo se dispone en una diagonal, mostrando su brazo derecho y su torso desnudos, recibiendo un potente foco de luz desde la zona izquierda, creando un sensacional efecto tenebrista de clara inspiración caravaggiesca. Será en este tipo de composiciones protagonizadas por figuras aisladas, en las que destaca su expresividad y el realismo de los modelos, con las que Espinosa alcance el cenit de su estilo.


 5jeroni_jacint_espinosa_maria_magdalena

Magdalena penitente, óleo sobre lienzo (105 x 84 cm.), Madrid, Museo del Prado.

Obra de Jerónimo Jacinto Espinosa en el Museo del Prado


 espinosa_comunion_magdalena

Comunión de la Magdalena. Jerónimo Jacinto Espinosa. 1655. Museo de BB.AA. de Valencia. La Comunión de la Magdalena es un cuadro de extremado sentimiento religioso. La habilidad del autor a la hora de captar con sumo realismo los objetos y los personajes nos acerca íntimamente a la escena. Espinosa emplea sus dotes como pintor para dotar de una expresividad patética al rostro de la Magdalena, vestida con harapos y desmelenada, símbolo humano del pecado y el arrepentimiento. El patetismo se ve acentuado por la calavera que ha rodado al suelo, que nos habla de la muerte y el fin de nuestros sufrimientos. La escena posee un carácter milagroso que se pone de manifiesto a través de la ruptura del espacio real en la parte superior, por la que aparece un coro de ángeles músicos para acompañar a la comulgante.


user_50_jer_nimo_jacinto_espinosa_vendedores_de_frutas_hacia_1650_leo_sobre_lienzo_79_5_cm_x_123_cm_museo_nacional_del_prado

Vendedores de frutas. Hacia 1650. Óleo sobre lienzo, 79,5 cm x 123 cm. Museo Nacional del Prado. Procedencia: Artur Ramón, Barcelona. Adquirido por el Museo del Prado, 2008. Obra de Jerónimo Jacinto Espinosa.

Junto a un puesto de frutas vemos a un estudiante pobre, o "capigorrón", que da unas monedas a una vendedora de frutas pulcramente vestida, ante la que se despliega una amplia variedad de melones y otras curcubitáceas, algunas de ellas catadas. En el extremo derecho aparece un personaje desaseado, que cubre su cabeza con una montera y viste ropa basta y en mal estado. Sostiene una cesta con uvas, manzanas, nabos y un melón, sobre el que está posada una mosca. Mientras come melón mira fijamente al exterior, y con su mirada, el plano tan inmediato en el que se sitúa y la proyección hacia el exterior de su cuerpo invade poderosamente el espacio del espectador. La obra contiene personajes, acciones y objetos cargados de significado en la cultura popular de la época, como el capigorrón, el acto de compra y venta, los melones catados y sin catar, el contraste entre la pulcritud de la vendedora y el desaliño de su acompañante, lo que parece una perdiz, etc.; todo lo cual invita a pensar en una trama narrativa, y emparenta el cuadro con algunas piezas costumbristas flamencas.Se trata de una pintura hasta ahora inédita, cuya atribución al pintor valenciano Jerónimo Jacinto de Espinosa queda avalada por la firma, que apareció durante el proceso de limpieza ("Hierº Jacintº de Espinosa f."). Hasta ahora, no se conocían obras de temática similar realizadas por este pintor, que se dedicó sobre todo a las escenas religiosas, en las que cultivó un estilo naturalista y un tipo de composiciones por lo general mucho más estáticas y convencionales que la de este cuadro. La comparación de los tipos humanos de Vendedores de frutas con otros cuadros del pintor ayuda a situar cronológicamente la obra. La vendedora tiene unos rasgos parecidos a María, del cuadro San Abraham ermitaño enseña a leer a su nieta María (colección particular): cejas muy precisamente delineadas, párpados caídos, labio superior mucho más fino que el inferior, etc. Ese tipo de rostro vuelve a parecer en el Niño Jesús de la Misa de San Pedro Pascual (Museo de Valencia), que está firmado en 1660, mientras que el cuadro anterior se ha fechado (aunque sin certeza documental) en torno a 1646. La comparación de las frutas que aparecen en la cesta con los bodegones de Tomás Hiepes de mediados del siglo XVII sugiere también una fecha para el cuadro posterior a 1650.El interés de esta obra es múltiple. Por una parte, enriquece el corpus relativamente limitado de la pintura costumbrista española; por otra, desvela una faceta de su autor hasta ahora desconocida; y además constituye un magnífico ejemplo de cómo este género seguía leyes de composición propias y permitía al pintor ensayar enfoques y estructuras narrativas mucho más libres de las que le obligaba la pintura religiosa, mucho más condicionada por convenciones figurativas. La composición es tan insólita en relación con el resto de la obra de Espinosa, que si no llega a estar firmada no habría sido fácil vincularla a su nombre (Texto extractado de J. Portús, Museo Nacional del Prado, Memoria de Actividades 2008, pp.22-23)


 espinosa_milagrodelcristo

El milagro del Cristo del Rescate. Jerónimo Jacinto Espinosa, óleo sobre lienzo (245 x 168 cm.), colección particular. Firmado «Hieronim Iacint / de Espinosa / faciebat / aetatis 22 anno 1623». Se trata de la primera obra pública de Espinosa, en la que hubo de enfrentarse a un tema inédito en la iconografía, sin contar con modelos previos.


 jeronimomuerte03

Muerte de San Luis Beltrán, óleo sobre lienzo (384 x 227 cm.), Museo de Bellas Artes de Valencia. Pintado como exvoto, incluye un rompimiento de gloria muy personal y una notable galería de retratos en la zona inferior. Obra de Jerónimo Jacinto Espinosa


 jeroni_jacint_espinosa_el_dominic_fra_jeroni_mos_1627

Retrato del padre Jerónimo Mos, óleo sobre lienzo (205 x 112), Museo de Bellas Artes de Valencia. Obra de Jerónimo Jacinto Espinosa


 jeronimomuerte04

La Cruz impresa en el árbol, óleo sobre lienzo (405 x 333 cm.), Museo de Bellas Artes de Valencia. Uno de los cuatro milagros de San Luis Beltrán, pintados para su capilla en el convento de Santo Domingo,representa la predicación en la isla del Cabo de San Vicente. Obra de Jerónimo Jacinto Espinosa


 3jeroni_jacint_espinosa_immaculada_amb_els_jurats_de_val_ncia

La Inmaculada con los jurados de la ciudad, óleo sobre lienzo (360 x 350 cm.), firmado y fechado en 1662, Lonja de Valencia. Pintado por encargo del ayuntamiento para las fiestas en honor de la Inmaculada. Obra de Jerónimo Jacinto Espinosa


 4espinosa_sacrificiodeisaac

Sacrificio de Isaac. Jerónimo Jacinto Espinosa, óleo sobre lienzo (100 x 35 cm.), Real Parroquia de San Andrés, Valencia. El motivo, tomado del Antiguo Testamento, se interpreta como prefiguración del sacrificio de Cristo y corresponde al momento de mayor aproximación de Espinosa a Pedro de Orrente.

Más info de Jerónimo Jacinto Espinosa en la Wikipedia



PUES ESTO ES TODO AMIGOS, ESPERO QUE OS HAYA GUSTADO LA RECOPILACIÓN DEDICADA AL PINTOR VALENCIANO JERÓNIMO JACINTO ESPINOSA.


Fuentes y agradecimientos: es.wikipedia.org, museodelprado.es, Cdad pintura, artehistoria.jcyl.es, Web Gallery of Art, canalsocial.net y otras de Internet
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Viernes, 25 Julio 2014, 11:20; editado 3 veces 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: ESPINOSA, Jerónimo Jacinto 
 
Gracias J.Luis por esta nuevas galería de Espinosa para nuestros pintores.

Un Saludo.
 




___________________________
Antes que nada lee las NORMAS del foro.
Los mensajes deben de ser con respeto y educaci�n hacia todos los usuarios.
Xerbar Administrador del Foro.
[b]
 
xerbar - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privadoVisitar sitio web del usuario 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: ESPINOSA, Jerónimo Jacinto 
 
Gracias xerbar, podriamos decir...        que este pintor barroco, valenciano es muy interesante, fundamentalmente al ser un pintor seguidor aventajado de la escuela de Ribalta y siendo un gran admirador de Caravaggio.





Aprovecho para incluir una nueva obra:


 san_abraham_ermita_o_ense_a_a_leer_a_su_nieta_mar_a

San Abraham ermitaño enseña a leer a su nieta María. Óleo sobre lienzo, 120 x 90 cm. Colección particular. Barcelona. Autor: Jerónimo Jacinto de Espinosa

pintura.aut.org


 

Saludos.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: ESPINOSA, Jerónimo Jacinto 
 
5real_academia_de_bellas_artes_de_san_fernando_madrid

El domingo pasado tuve el placer de volver a visitar la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando.


 cam01844

En este caso solo visité la exposición temporal 'El Triunfo de la imagen'. La entrada es gratuita. Lo malo es que no se pueden hacer fotos. Por tanto compré un magnífico libro por 20 euros, que bien los valen pues nos habla con gran conocimiento y descripciones de grandes obras recuperadas. Además contiene magníficas fotografías de los tesoros del arte sacro restaurados por la Comunidad de Madrid.


 cam01843

A continuación pongo un par de lienzos de Jerónimo Jacinto de Espinosa que formaban parte de la muestra.



 185

Jerónimo Jacinto de Espinosa - San Pedro Mártir de Verona. Hacia 1650. Óleo sobre lienzo, 109 x 86 cm. Monasterio de Trinitarias Descalzas de San Ildefonso. Madrid.


 186

Jerónimo Jacinto de Espinosa - San Vicente Mártir. Hacia 1650. Óleo sobre lienzo, 109 x 86 cm. Monasterio de Trinitarias Descalzas de San Ildefonso. Madrid.



 

Saludos.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 1 de 1
 

Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 1 invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de permisos
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario