Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Arquitectos Mundiales. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 1 de 1
 
 
Herzog & De Meuron
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Herzog & De Meuron 
 
Este trabajo recopilatorio esta dedicado a Herzog & de Meuron es un prestigioso grupo suizo de arquitectos integrado por Jacques Herzog y Pierre de Meuron. La sede principal del estudio se encuentra en Basilea, si bien existen actualmente oficinas satélites en Madrid, Pekín, Londres y Nueva York.


 0jacques_herzog_y_pierre_de_meuron

Jacques Herzog y Pierre de Meuron.

El estudio. Tras acabar el Diploma en la ETH Zúrich en 1975, Jacques Herzog y Pierre De Meuron fundaron su estudio de arquitectura en Rheinschanze 6, Basilea, en el mismo lugar que ocupa hoy en día. Desde entonces el estudio ha crecido mucho, y de manera exponencial en los últimos años, contando hoy en día con unos 200 empleados. Como partners en el estudio se han ido añadiendo Harry Gugger (* 1956), Christine Binswanger (* 1964), Robert Hösl (* 1965), Ascan Mergenthaler (* 1969) y Stefan Marbach (* 1969). Tanto Herzog como De Meuron son profesores en la ETH de Zúrich y en la Universidad de Harvard.

El estudio alberga hoy en día arquitectos de todo el mundo que, bajo la dirección de los partners y asociados, diseñan proyectos de todo tipo: residencial, deportivo, cultural.


 4sede_del_bbva_en_las_tablas_madrid_2

Sede del BBVA en Las Tablas, Madrid. Obra de Herzog & de Meuron.

Introducción. Herzog y De Meuron se dieron a conocer internacionalmente a través de las bodegas Dominus, California; el centro Polideportivo de Pfaffenholz en Basilea y con la que ha sido una de sus obras más emblemáticas y conocidas para el público en general, la Tate Modern en Londres. Para renovar la antigua central eléctrica de Bankside, obra del arquitecto Sir Gilles Scott en los años 30, se celebró un concurso internacional del que resultaron ganadores los arquitectos suizos. La TATE Modern en Bankside se abrió al público en 2000, resultando tanto un éxito de afluencia como un nuevo icono para la City. Ellos son también los responsables de la futura ampliación de la Tate que se llevará a cabo detrás del actual edificio.


 5allianz_arena_en_m_nich_obra_de_herzog_de_meuron

Allianz Arena, en Múnich. Obra de Herzog & de Meuron.

La arquitectura deportiva ocupa en los últimos años un lugar destacado en el estudio, el cual ha proyectado y ejecutado los estadios de St. Jakob en Basilea, Allianz Arena en Múnich y el Estadio Nacional de Pekín de los Juegos Olímpicos de 2008.


 8caixaforum_madrid_espa_a_01

Herzog & de Meuron - CaixaForum Madrid es un centro cultural, dedicado principalmente a exposiciones temporales, inaugurado en 2008. Se integra dentro del llamado Triángulo del Arte, en el Paseo del Prado de Madrid.

En el marco del proyecto urbanístico conocido como HafenCity, el Gobierno de Hamburgo aprobó la construcción de la Filarmónica del Elba diseñada por Herzog & de Meuron. Sobre un antiguo depósito del puerto de Hamburgo se levanta una enorme vela de vidrio que alberga una gran sala de conciertos, oficinas y un hotel, mientras el antiguo depósito queda destinado a aparcamiento. El concierto inaugural estaba planeado para 2010.


 7el_estadio_ol_mpico_por_la_noche

El Estadio Nacional de Pekín por la noche. Obra de Herzog & de Meuron.

Premios y galardones. En 1996 la ciudad de Fráncfort del Meno les concedió el Premio Max Beckmann. En 1999 obtuvieron el Premio Schock, otorgado por un comité de la Real Academia Sueca de Artes.


 0jacques_herzog_y_pierre_de_meuron

En el año 2001 recibieron Jacques Herzog y Pierre De Meuron el premio Pritzker, el más prestigioso galardón en el mundo de la arquitectura. El jurado alabó la pasión y la constante innovación con que ambos emplean materiales y soluciones arquitectónicas, así como la colaboración con artistas y el interés por integrar arte y arquitectura. En 2006 les fue concedida la Medalla de Oro de la RIBA (Royal Institute of British Architects).


 3la_sala_de_las_turbinas_de_la_tate_modern_galer_a_de_arte_contempor_neo_de_londres_1446674765_132810

La Sala de las Turbinas de la Tate Modern, galería de arte contemporáneo de Londres. Herzog & de Meuron son autores de la ampliación.


La obra

    - El Punto, Mega Centro Comunitario-Religioso, Ciudad Juárez, México, 2013-
    - Bulevar del Ferrocarril (Burgos), Masterplan Bulevar Ferroviario de Burgos, Burgos, 2007-
    - Plaza de España, Santa Cruz de Tenerife, Tenerife, 2006-2007
    - Tenerife Espacio de las Artes, Santa Cruz de Tenerife, Tenerife, 2007
    - Miami Art Museum, Miami, Florida, 2006-2010
    - SuedPark, edificio de viviendas y oficinas, Basilea, 2007-
    - Roche Bau 1, Basilea, 2006-2011
    - Parrish Art Museum, Water Mill, Long Island, Nueva York, 2006-2009
    - Messe Projekt 2012, Basilea, 2006-2012
    - Ampliación de la Tate Modern, Londres, 2005–2011
    - Astoria Hotel, Lucerna, 2005
    - Esturkian paradise, Austria. 2003
    - St. Jakob-Park, Ampliación para la Eurocopa 2008, Basilea, 2004–2008
    - Elbphilharmonie, HafenCity, Hamburgo, 2003–2008
    - Estadio Nacional de Pekín para los Juegos Olímpicos de 2008, Pekín, 2003–2007[1].
    - Nuevo Distrito de Jindong, Jinhua, China, 2003–2004
    - Proyecto de Ciudad del Flamenco de Jerez, España, 2003.3
    - Torre de Schatzalp, Davos, 2003
    - CaixaForum Madrid, 2001–2005
    - Allianz Arena, Múnich-Fröttmaning; 2002–2005
    - Prada Flagship store, Aoyama Epicenter, Tokio, 2001–2003
    - Ampliación de la Aargauer Kunsthaus, Aarau, 2001–2003
    - Fórum Universal de las Culturas 2004, Barcelona, 2000–2004
    - Edificio de oficinas Elsässertor, Basilea, 2000–2004
    - M. H. de Young Memorial Museum, Golden Gate Park, San Francisco, 1999–2005
    - Walker Art Center, Minneapolis, 1999–2005
    - Centro de comunicación, información y multimedia IKMZ en la BTU-Cottbus, Cottbus, 1998–2004
    - Labán Centro de Danza, Deptford Creek, Londres, 2003
    - Schaulager, Münchenstein (Basilea), 2003
    - Museum Küppersmühle – Colección Grothe, Duisburgo, 2000
    - St.-Jakob-Stadion, Basilea, 2001
    - Kunsthalle en Fünf Höfen, Múnich, 2000–2001
    - Edificio principal Ricola AG, Laufen BL, 2000
    - Casa y colección multimedia Kramlich, Oakville, 1999–2003
    - Casa Rudin, Leymen, 1997–1998
    - Edificio de oficinas Herrnstraße, Múnich, 1996–2000
    - Museo para la colección Grothe, Bonn; 1996
    - Teatro y Centro cultural, Zúrich; 1996
    - Ampliación de la Tate Gallery, Londres; 1995–1999
    - Bodegas Dominus en Napa Valley, Yountville; 1995–1997
    - Studio Rémy Zaugg, Mülhausen (Mulhouse); 1995–1997
    - Casa Lüscher-Rasi, Arlesheim; 1995
    - Casa de la Familia L., Suiza; 1995
    - Farmacia del Hospital Cantonal, Basilea; 1995–1997
    - Edificio de Viviendas en la Rue des Suisses, París; 1995–1996
    - Casa Fröhlich, Stuttgart; 1995 no construida
    - Zentrales Stellwerk, Basilea; 1994–1998
    - Hypo-Bank Junghofstraße, Edificio de oficinas, Fráncfort del Meno; 1994–1995
    - Proyecto para un banco en una ciudad de tamano medio (Olivetti Project); 1994
    - Centro de Investigación para Roche, Basilea; 1994–1997
    - Karikatur und Cartoon Museum Basel; 1994–1996
    - Rehabilitación urbanística de Neustädter Feld, Magdeburgo; 1994
    - Fábrica para Ricola Europe SA, Brunstatt (Brunnstatt); 1993–1994
    - Biblioteca de la Technischen Universität Cottbus, Cottbus; 1993–2005
    - Biblioteca de la Fachhochschule Eberswalde, Eberswalde; 1993–1996
    - Casa Koechlin, Riehen; 1993–1994
    - Stellwerk 4 Auf dem Wolf, Basilea; 1992–1995
    - Laboratorio para Novartis, Basilea; 1992–1993
    - Edificio para el museo del S.XX, Múnich; 1992
    - Ampliación del Rjiksmuseum Kröller-Müller, Otterlo; 1992
    - Edificio de viviendas en la Schützenmattstraße, Basilea; 1992–1993
    - Biblioteca, París; 1992
    - Edificio comercial Elsäßertor, Basilea; 1990–1995
    - Residencia de estudiantes Antipodes I, Dijon; 1990–1992
    - Colección Goetz, Múnich; 1989–1992
    - Centro Polideportivo Pfaffenholz, Saint-Louis; 1989–1993
    - Depósito de Locomotoras Auf dem Wolf, Basilea; 1988–1996
    - Rehabilitación y ampliación de la SUVA-Haus, Basel; 1988–1993
    - Almacén para Ricola AG, Laufen; 1986–1991
    - Área residencial Pilotengasse, Viena-Aspern; 1986–1991
    - Edificio de viviendas Schwitter, Basilea; 1985–1988
    - Casa para un coleccionista de arte, Therwil; 1985–1986
    - Viviendas en un patio, Hebelstraße, Basilea; 1984–1988
    - Sperrholz-Haus, Bottmingen; 1984–1985
    - Casa para un veterinario, Dagmersellen; 1983–1984
    - Steinhaus (Casa de Piedra), Tavole; 1982–1988
    - Espacio expositivo Klingental, Basilea; 1981
    - Photostudio Frei, Weil del Rin; 1981–1982
    - Blaues Haus (Casa Azul), Oberwil; 1979–1980


 21elbphilharmonie_conocida_tambi_n_por_su_sobrenombre_elphi

Elbphilharmonie, HafenCity Hamburg (2007-2016). Obra de Herzog & de Meuron.

Otros. En abril de 2006 realizaron la Puesta en Escena para la nueva versión de la Ópera Tristán e Isolda en la Staatsoper Unter den Linden en Berlín.

He realizado una recopilación del excepcional tanden de arquitectos, que espero que sea del gusto de los aficionados al arte que frecuentan esta sección del foro de xerbar y en lo posible contribuya en su divulgación.







Algunas obras


 10bulevar_del_ferrocarril_burgos_masterplan_bulevar_ferroviario_de_burgos_burgos_2007

Bulevar del Ferrocarril (Burgos), Masterplan Bulevar Ferroviario de Burgos, Burgos, 2007. El Bulevar del Ferrocarril es una avenida de la ciudad de Burgos, cuyo diseño urbanístico se debe al estudio de arquitectos Herzog & de Meuron y al estudio de paisajismo MDP Michel Desvigne Paysagiste. El bulevar se levanta en los terrenos que hasta finales de 2008 ocupaban las vías férreas que cruzaban la ciudad de oeste a este.


 11_burgos_estacio_rosa_de_lima_4

El Bulevar finaliza en la Estación Burgos Rosa de Lima. Esta zona es la primera que se urbanizó según el diseño de Herzog Y De Meuron (superficies, iluminación, plantaciones, etc.)

El Masterplan de Herzog y de Meuron. La urbanización se organiza según un proyecto denominado Masterplan, elaborado por el estudio suizo de arquitectos Herzog & de Meuron. El proyecto incluye la construcción de edificios en los alrededores de la nueva Avenida, y en especial, en los terrenos que ocupaban las antiguas instalaciones ferroviarias. El "Masterplan" es también un ambicioso programa de recalificación de suelos con el fin de obtener las plusvalías necesarias para la financiación del propio bulevar y la variante del ferrocarril.



 12plaza_de_espa_a_santa_cruz_de_tenerife_espa_a_2012_12_15

Plaza de España, Santa Cruz de Tenerife, Tenerife, 2006-2007. La plaza ha sido remodelada según diseño de los arquitectos suizos Herzog & de Meuron, ganadores del concurso convocado por la Autoridad Portuaria de la provincia tinerfeña. El proyecto también incluye el Muelle de Enlace de la ciudad, integrando un conjunto que busca el acceso al mar gracias a un espacio continuo. Es por ello llamado Proyecto Muelle-Ciudad.



 13tea_tenerife

Tenerife Espacio de las Artes, Santa Cruz de Tenerife, Tenerife, 2007. Tenerife Espacio de las Artes (TEA) es un complejo arquitectónico de aproximadamente 20.622 metros cuadrados que alberga el museo contemporáneo Instituto Óscar Domínguez, el Centro de Fotografía Isla de Tenerife y la Biblioteca Municipal Central. Además, el inmueble dispone de un salón de actos, un restaurante, una tienda, una plaza pública, numerosas oficinas y varios almacenes. Este espacio cultural, promovido por el Cabildo de Tenerife, está localizado en la zona centro de la ciudad de Santa Cruz de Tenerife, en la isla de Tenerife (Canarias, España), en los márgenes del Barranco de Santos, entre el Mercado de Nuestra Señora de África y la Iglesia de la Concepción y justo al lado del Museo de la Naturaleza y el Hombre. El inmueble ha sido diseñado por el estudio de arquitectos suizos Herzog & de Meuron y dirigido por el arquitecto canario Virgilio Gutiérrez Herreros...



 14_art_museum_miami

Miami Art Museum, Miami, Florida, 2006-2010. está localizado en el centro de Miami. Fue fundado en 1996 como sucesor del Center for the Fine Arts - en su momento dedicado a la exhibición de exposiciones itininerantes -en 101 West Flagler Street sobre la Miami Cultural Plaza junto al Historical Museum of Southern Florida y la Biblioteca central del Condado de Miami-Dade. En el año 2013 se trasladado en Parque del Bicentenario frente a la Bahía Biscayne a una nueva sede diseñada por los arquitectos Herzog & de Meuron junto al Miami Science Museum.



 15_parrish_art_museum

Parrish Art Museum, Water Mill, Long Island, Nueva York, 2006-2009. El Museo de Arte Parrish es un museo de arte diseñada por Herzog & de Meuron Arquitectos y situado en Water Mill, Nueva York, a la que se trasladó en 2012 desde Southampton Village. El museo se centra en gran medida en el trabajo de artistas de la colonia de artistas del sur de la orilla (Long Island) y North Shore (Long Island).



 16tate_modern_viewed_from_thames_pleasure_boat_geograph_org_uk

Tate Modern es el nombre por el que se conoce el Museo Nacional Británico de Arte Moderno. Se encuentra ubicado en el centro de Londres y forma parte del grupo de museos Tate junto con Tate Britain, Tate Liverpool y Tate St Ives, estos dos últimos situados fuera de Londres.

Se encuentra alojado en la antigua central de energía de Bankside, originalmente diseñada por sir Giles Gilbert Scott y construida en dos fases entre 1947 y 1963. La central eléctrica fue cerrada en 1981 y el edificio fue reconvertido en museo por los arquitectos suizos Herzog & de Meuron, quienes tras resultar vencedores en un concurso internacional dieron al edificio su imagen actual.


 17la_sala_de_las_turbinas_con_la_instalaci_n_th_2058_de_dominique_gonz_lez_foerster_en_2009

La Sala de las turbinas con la instalación TH.2058, de Dominique González-Foerster, en 2009.

Desde su apertura el 12 de mayo de 2000 se ha convertido en la segunda mayor atracción de Londres. En 2007 fue el museo de arte moderno más visitado del mundo y el tercero en general, tras el Museo del Louvre de París y el Museo Británico también de Londres, con 5.2 millones de visitantes. La entrada es gratuita para la exhibición permanente, mientras que las exposiciones temporales son gratuitas o de pago en función de su carácter.


 18detalle_de_los_miradores_que_se_abren_hacia_la_sala_de_las_turbinas

Detalle de los miradores que se abren hacia la Sala de las turbinas.

La construcción de Tate Modern ha supuesto un impulso al desarrollo económico y cultural del área de Southwark en la que se sitúa. Ha sido considerado un ejemplo para futuros proyectos, como una forma de desarrollar zonas degradadas de la ciudad y convertirlas en nuevos focos dinámicos de crecimiento y de desarrollo económico.


 3la_sala_de_las_turbinas_de_la_tate_modern_galer_a_de_arte_contempor_neo_de_londres

La Sala de las Turbinas de la Tate Modern, galería de arte contemporáneo de Londres... Más info


 19stjakobparkb

St. Jakob-Park, Ampliación para la Eurocopa 2008, Basilea, 2004–2008. El Acerca de este sonido St. Jakob Park (?·i) (en español: Parque de San Jacobo) es un estadio de fútbol situado en la ciudad de Basilea, en el cantón de Basilea-Ciudad en Suiza. Sirve de sede habitual al FC Basel. Fue inaugurado el 25 de abril de 1954 con el partido internacional amistoso entre la selección de Suiza y la de Alemania. El diseño es obra de la firma suiza Herzog & de Meuron (los mismos que trabajaron con el Allianz Arena de Múnich).



 20elbphilharmonie_conocida_tambi_n_por_su_sobrenombre_elphi

Filarmónica del Elba (en alemán Elbphilharmonie), conocida también por su sobrenombre Elphi, es una sala de conciertos actualmente en construcción en la HafenCity de Hamburgo, Alemania (En la imagen la Filarmónica del Elba en construcción, 2015).


 8elbphilharmonie_hafencity_hamburg_2007_2016

[i]Elbphilharmonie, HafenCity Hamburg (2007-2016). Proyectada por el estudio de arquitectura suizo Herzog & de Meuron, esta construcción junto al río Elba incluye apartamentos en sus pisos superiores.


 21elbphilharmonie_conocida_tambi_n_por_su_sobrenombre_elphi

Su finalización está prevista para 2017; no obstante, debido a los múltiples retrasos e incalculables incrementos de costo de obra, en torno al 1000%, la prensa está castigando a este proyecto.



 6estadio_nacional_de_pek_n

Estadio Nacional de Pekín (en chino: 国家体育场/國家體育場, guójiā tǐyùchǎng) es el Estadio Olímpico para los Juegos de 2008 en Pekín, China. Es comúnmente conocido como Nido de Pájaro, debido a la red de acero de su exterior. Está cubierto por una membrana transparente. El estadio tiene 330 m de largo, 220 m de ancho y 69 m de altura. Está equipado con un sistema de energía solar y de recogida de agua de lluvia para su riego y limpieza.


 0jacques_herzog_y_pierre_de_meuron_posan_junto_al_estadio_nacional_de_p_kin_una_de_sus_obras_m_s_emblem_ticas_1446676554_892969

Jacques Herzog y Pierre de Meuron posan junto al Estadio Nacional de Pékin, una de sus obras más emblemáticas

Acogió las ceremonias de inauguración y clausura, las pruebas de atletismo y la final de fútbol en los JJ. OO. de Pekín. Forma parte del complejo conocido como Parque Olímpico de Pekín.


 6estadio_nacional_de_pek_n_en_sus_ltimos_d_as_de_construcci_n

 6estadio_nacional_de_pek_n

El Estadio Nacional de Pekín en sus últimos días de construcción.

En 2001 la ciudad de Pekín fue escogida como sede de los XXIX Juegos Olímpicos, sin embargo no contaba con un estadio moderno para la práctica de atletismo. Solo se contaba con el Estadio de los Trabajadores, así en ese mismo año se hizo un concurso para el futuro estadio, ganando los arquitectos suizos Jacques Herzog y Pierre de Meuron, los mismos arquitectos que diseñaron el estadio Allianz Arena de Múnich. El Estadio Olímpico de Pekín es, para los arquitectos, "un brillante desafío estético y estructural" cuya audacia artística y técnica tuvo necesariamente que impresionar a un jurado del que formaban parte impresionantes profesionales como Koolhaas, Nouvel o Perrault, otorgando así a los arquitectos suizos el encargo mayor y quizás más decisivo de sus carreras, así en abril de 2003 se aceptó el proyecto.

El 24 de diciembre de 2003 se inician los trabajos de construcción del estadio con aproximadamente 17.000 trabajadores. Las 110.000 toneladas de acero que se utilizaron en la construcción del estadio se fabricaron en China, haciéndolo la estructura de acero más grande del mundo, el día 24 de mayo se inició la última etapa de construcción del estadio que era el colocamiento del césped que se hizo en tan solo un día.


 22beijing_national_stadium_interior

El estadio cuenta con un sistema de recolección de agua que la purifica y es utilizada en todo lo relacionado con agua en el estadio, también se cuenta con unos tubos en el techo del estadio que recolectan el aire caliente y lo utilizan para calentar el estadio en invierno y también se recolecta el aire frío para enfriar el estadio en verano.

El proyecto original contemplaba la capacidad de 100.000 espectadores que fueron reducidos a 91.000 para simplificar el diseño, sin embargo al término de las olimpiadas se redujo aún más la capacidad siendo retiradas 11.000 butacas del estadio.


 9ai_weiwei_artista_reconocido_internacionalmente_adem_s_de_como_activista_pol_tico_contra_el_regimen_chino_su_primera_colaboraci_n_con_herzog_de_meuron_fue_en_estadio_ol_mpico_de_beijing_en_2008

Ai Weiwei: Se trata de un artista reconocido internacionalmente además de como activista político contra el regimen chino. Su primera colaboración con Herzog & de Meuron fue en estadio olímpico de Beijing en 2008 y después vendría la Serpentine Gallery en Londres en 2012.

El estadio fue sede de la ceremonia de apertura el 8 de agosto de 2008 siendo vista por más de 90.000 espectadores en el estadio y por más de 500 millones de personas en todo el mundo, también fue sede de los eventos de atletismo y fútbol y el evento de clausura así como los Juegos Paralímpicos de 2008... Más info



 8caixaforum_madrid_espa_a_01_1446680483_538982

CaixaForum Madrid es un centro cultural, dedicado principalmente a exposiciones temporales, inaugurado en 2008. Se integra dentro del llamado Triángulo del Arte, en el Paseo del Prado de Madrid.

La antigua Central eléctrica del mediodía se empezó a construir en el año 1900 a nombre del empresario José Batlle. El proyecto tenía por objeto la construcción de una fábrica de electricidad a partir de la combustión de carbón que debía abastecer de energía a todo el sector sur del casco antiguo de Madrid. La antigua central está delimitada por las calles Gobernador, Alameda, Cenicero y Almadén. La manzana tiene una superficie de 1.934 metros cuadrados y en ella se encuentran el edificio de la central y un patio que da a la calle Gobernador. De la antigua fábrica se conservan todavía la carbonera y los grandes depósitos de agua, necesarios para generar corriente continua.

Es uno de los escasos ejemplos de arquitectura industrial que persisten en el casco antiguo de Madrid (otros ejemplos son la subestación del Cerro de la Plata y la central eléctrica de Mazarredo). Una de las originalidades de la antigua central eléctrica del Mediodía es su resolución del remate de las fachadas principales.

Posteriormente, La Caixa adquirió el antiguo edificio y emprendió labores de reforma y remodelación completa del edificio para convertirlo en un museo-centro cultural, al cual llamó CaixaForum Madrid, en alusión al CaixaForum de características similares que había inaugurado unos años antes en Barcelona.


 28caixa_forum

Arquitectura singular. La sede de CaixaForum Madrid es un antiguo edificio de tipo fabril, la antigua Central eléctrica del Mediodía, con fachadas de ladrillo, que se hallaba encajonado entre calles estrechas. Fue reformado por el estudio de arquitectura Herzog & De Meuron.

La antigua mole mantuvo sus fachadas, pero a fin de ganar espacio fueron perforadas o abiertas en su planta baja prescindiendo de pilares. Así, el edificio de ladrillo parece flotar gracias a una sustentación central que pasa casi desapercibida. De hecho, lo que correspondería a la planta suelo del edificio es una plaza abierta con fuentes y cascadas en uno de sus lados. El nuevo museo se corona con varias plantas añadidas que muestran al exterior un acabado metálico con corrosión.


 26caixa_forum_2

La fábrica, construida en ladrillo visto, está formada por dos grandes naves paralelas con fachadas de doble vertiente en los frentes de las calles Almadén y Gobernador, una estructura característica de las centrales eléctricas que se construyeron en Madrid a finales del siglo XIX y principios del XX.


 31el_pensador_rodin_caixaforum_1

El pensador, escultura de Auguste Rodin. Exposicicion temporal en 2009, Caixaforum Madrid

El edificio está construido con muros de carga de ladrillo macizo sobre zócalo de sillares de granito. Las cubiertas son inclinadas a dos aguas, de madera, sobre cerchas de acero roblonado, con un lucernario en la parte central que permite la iluminación cenital.


 25amazing_stairwell_at_the_caixa_forum_madrid_3389469069

 30caixaforum_madrid_5

El acceso a la planta principal se realiza por una escalera de peldaños metálicos en espiral, y las restantes plantas se organizan alrededor de otra escalera circular que recuerda al Museo Guggenheim de Nueva York.


 24la_singular_escalera_de_caracol_conecta_las_plantas_del_edificio

La singular escalera de caracol conecta las plantas del edificio

El acceso al centro desde el Paseo del Prado se efectúa por una pequeña plaza ganada con la demolición de una vieja gasolinera. La fachada lateral de un bloque anexo quedaba al descubierto, y fue embellecida mediante un espectacular tapiz vegetal, conformado por cientos de plantas que se mantienen vivas mediante un sistema de riego oculto, creación de Patrick Blanc en 2008.


 23jard_n_vertical_en_la_fachada_de_caixaforum_madrid_en_2007_dise_ado_por_patrick_blanc_y_escultura_de_igor_mitoraj

Jardín vertical en la fachada de CaixaForum Madrid en 2007 diseñado por Patrick Blanc y escultura de Igor Mitoraj.


 27caixa_forum_4518844736

CaixaForum Madrid es un antiguo edificio de tipo fabril, la antigua Central eléctrica del Mediodía, con fachadas de ladrillo, que se hallaba encajonado entre calles estrechas. Fue reformado con gran imaginación y dinamismo por el estudio de arquitectura Herzog & De Meuron.




 2_allianz_arena_de_munich

Allianz Arena de Munich. El Allianz Arena es un estadio de fútbol ubicado en el barrio de Fröttmaning, al norte de Múnich, en el estado federado de Baviera, Alemania. Sus equipos titulares son el FC Bayern München y el TSV 1860 München, equipos que jugaban previamente de local en el Estadio Olímpico de Múnich.

Fue una de las subsedes de la Copa Mundial de Fútbol de 2006 celebrada en Alemania. Para este evento, el estadio llevó temporalmente el nombre de Estadio de la Copa Mundial de la FIFA de Múnich, por razones estipuladas en el reglamento de la FIFA. Por razones similares, también lleva el nombre de Fußball Arena München en los campeonatos organizados por la UEFA, como la Liga de Campeones. Pese a estos cambios, el nombre oficial es Allianz Arena. Es conocido popularmente con el sobrenombre de Schlauchboot (español: bote inflable) por su forma.


 2distintas_visualizaciones_nocturnas_del_exterior_del_allianz_arena_de_munich_1446674962_149797

Distintas visualizaciones nocturnas del exterior del Allianz Arena.

El 21 de octubre de 2001 se realizó un referendo municipal en Baviera, donde el 65,8% de los votantes (de un 37,5% de los muniqueses con derecho a voto que emitió sufragio) optó por la construcción de un nuevo estadio (en desmedro de la remodelación del Estadio Olímpico de Múnich).


 32allianz_arena_de_m_nich_baviera_copa_de_la_uefa_de_2008_fc_bayern_munich_1_rsc_anderlecht

Allianz Arena de Múnich, Baviera. Copa de la UEFA de 2008: FC Bayern Munich 1:2 RSC Anderlecht

El diseño de la obra fue realizado por la firma Herzog & de Meuron, el cual fue seleccionado en febrero de 2003. La firma de seguros alemana Allianz, que es el principal socio de la sociedad que construye el proyecto, pagó para que el estadio llevara su nombre por los próximos 30 años. El costo total de la construcción fue de 341 millones de euros, pagados por el TSV 1860 München y el FC Bayern München. Su construcción comenzó el 21 de octubre de 2002, con la colocación de la primera piedra por parte de Franz Beckenbauer, y fue terminada en abril de 2005. Fue inaugurado el 30 de mayo de 2005 en un partido entre el TSV 1860 München y el 1. FC Nürnberg. El 31 de mayo de 2005 se disputó el segundo partido inaugural, entre el FC Bayern München y la selección alemana de fútbol...


 33_1446714514_316422

Arquitectura del del Allianz Arena. Las proporciones del recinto deportivo son de 258 m de largo, 227 m de ancho, y 50 m de alto. Las proporciones de su cancha son de 105 m x 68 m.

La arquitectura externa del Allianz Arena está compuesta de 2.874 paneles romboidales metálicos de ETFE (copolímero de etileno-tetrafluoretileno) a una presión de 0,035 hPa. Cada panel puede iluminarse de manera independente de color blanco, rojo o azul. La intención es iluminar los paneles en cada partido con los colores del respectivo equipo local, o de color blanco cuando juega de local la selección alemana.

Para la construcción se utilizaron aproximadamente 120.000 m³ de hormigón para el estadio y 85.000 m³ para los estacionamientos. Se utilizaron 22.000 t de acero para la construcción del estadio y 14.000 t para la construcción de los estacionamientos, cuya extensión es de aproximadamente 270,000 m²... Más info



 34prada_store_in_tokyo

Prada Flagship store, Aoyama Epicenter, Tokio, 2001–2003



 37f_rum_universal_de_las_culturas_2004_o_f_rum_de_barcelona_2004

Fórum Universal de las Culturas 2004 o Fórum de Barcelona 2004.  fue la primera edición del Fórum Universal de las Culturas, que se organizó entre el 9 de mayo y el 26 de septiembre de 2004 en Barcelona (España). La idea de organizar este evento surgió en 1996, cuando el entonces alcalde de Barcelona, Pasqual Maragall propuso la celebración de un gran acontecimiento cultural durante el año 2004. En noviembre del año 1997 la 29ª Conferencia General de la Unesco aprobó el proyecto del Fórum Barcelona 2004 por unanimidad. Durante este período se trabajó en la definición del acontecimiento y del recinto donde éste debía celebrarse. En ese momento Josep Acebillo fue nombrado Director de Arquitectura e Infraestructuras del Fórum 2004. El presupuesto fue de 3.240 millones de euros.

El Fórum Barcelona pivotó sobre tres ejes temáticos, el desarrollo sostenible, las condiciones para la paz y la diversidad cultural. Estos temas fueron tratados mediante exposiciones, espectáculos y congresos internacionales, que se concentraron especialmente en un recinto de 30 hectáreas, construido especialmente para albergar este acontecimiento.

A lo largo de los 141 días que duró dicho evento, el recinto del Fórum recibió la visita de 3.323.123 personas. Pese a que durante las últimas semanas, tuvo que cerrar puertas algunos días por la excesiva afluencia de público, el cómputo final de visitas estuvo por debajo de las estimaciones iniciales, que calculaban cinco millones de visitantes. En el conjunto de actividades del Fórum, tanto dentro como fuera del recinto, participaron más de seis millones de personas.

Las actividades celebradas fuera del recinto y que más personas movilizaron fueron el Carnaval de Carlinhos Brown y el Festival del Mar, una gran concentración de veleros que fue acompañada de actividades diversas.




El evento fue organizado por el ayuntamiento de Barcelona, la Generalidad de Cataluña, el Gobierno Español y la Unesco. Tras la celebración del Fórum Barcelona, se constituyó una organización, la Fundación Fórum, formada por representantes de estas cuatro instituciones, que se encargará de avalar y dictaminar las futuras sedes del evento.


 38magen_del_espect_culo_mover_el_mundo_de_la_fura_dels_baus

 39_1446715460_136904

Imagen del espectáculo "Mover el mundo", de la Fura dels Baus.

Conferencias y participantes. ontó con la participación de 246 ONGs, entre las que destacan Save the Children, Manos Unidas e Intermón Oxfam, así como también de agencias de la ONU y organismos internacionales, como la Unesco, ACNUR, UN-HABITAT y el Comité Internacional de la Cruz Roja. Estas organizaciones colaboraron en la instalación de algunas exposiciones y de tiendas de comercio justo.

Los congresos y conferencias contaron con más de 2.400 ponentes, todos ellos personalidades del mundo político, cultural, espiritual y científico, destacando la presencia de varios premios Nobel. Algunos de los participantes más conocidos fueron Mijaíl Gorbachov, Luiz Inácio Lula da Silva, Angelina Jolie, Rigoberta Menchú, Carlos Fuentes, José Saramago, Salman Rushdie, Pedro Duque, Lionel Jospin, Romano Prodi, Valéry Giscard d'Estaing, Frank Gehry o Felipe González. Los principales congresos que se celebraron fueron el Parlamento Mundial de las Religiones y el Festival Mundial de la Juventud. Tras finalizar el Fórum se elaboró una carta donde se recogieron las principales ideas surgidas de estas conferencias, que se dio a conocer como Declaración de Barcelona, así como también todas las propuestas surgidas en un listado de compromisos y acuerdos.

En el marco de este Fórum se celebró el IV Foro de Autoridades Locales para la Inclusión Social de Porto Alegre que aprobó el 8 mayo 2004 la Agenda 21 de la cultura.

En lo que refiere a los discursos de inauguración y clausura del Fórum Barcelona 2004, intervinieron el rey de España, Juan Carlos I; el Presidente del Gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero; el director general de la Unesco, Koichirō Matsuura; el Presidente de la Generalidad de Cataluña, Pasqual Maragall; el alcalde de Barcelona, Joan Clos; y el alcalde de San Adrián de Besós, Jesús María Canga. La ceremonia de clausura contó con la participación de altos representantes de la política mexicana, que tomaron el relevo del Fórum, para la celebración en el año 2007 de la segunda edición en la ciudad de Monterrey.


 41edifici_f_rum_1_barcelona_july_2009

Recinto del Fórum. El recinto del Fórum se ubicó en un espacio cercano a la desembocadura del río Besós, en terrenos ganados al mar frente al litoral del Barrio del Besós y del Maresme de Barcelona y en San Adrián de Besós, en un área construida y remodelada en profundidad especialmente para la celebración del acontecimiento. Este espacio consta de dos grandes edificaciones: el Edificio Fórum de los arquitectos suizos Jacques Herzog y Pierre de Meuron y el Centro de Convenciones Internacional de Barcelona. En estos espacios se celebraron los congresos y diversas exposiciones de gran formato.

Sobre los edificios se extiende una inmensa plaza de 16 hectáreas, la segunda más grande del mundo, que ocupaba la mayor parte del recinto del Fórum. Allí se desarrollaron las principales actividades del acontecimiento. La plaza esconde en su subsuelo una estación depuradora y dispone de tomas de servicios y de una red de fibra óptica que permite la celebración de grandes actos. Tras la celebración del evento se ha construido una estructura con paneles de captación solar, que se suman a otra gran instalación de energía solar fotovoltaica, ya construida, situada en uno de los extremos de la explanada. Además, este espacio se levanta parcialmente sobre terreno ganado al mar. Por estos motivos, esta plaza fue galardonada con el premio al mejor Hiper-Proyecto en la Bienal de arquitectura de Venecia .

El recinto del Fórum ocupaba también un gran puerto deportivo que acogió diversas exposiciones, zonas de juego, carpas de circo, un cabaret y zonas de restauración. En este espació se encontraba la exposición estrella del Fórum, "Los Guerreros de Xi'an" y el espectáculo inaugural, que se repitió cada noche.

Finalmente, lo constituían dos parques y una zona de baños, formada por diversas piscinas de agua del mar. Uno de los parques, diseñado por el prestigioso arquitecto español Alejandro Zaera Polo, aprovecha el desnivel que hay entre la plaza y el mar para generar un sistema de dunas artificiales donde se integran dos auditorios al aire libre, que acogían dos de los principales espectáculos del Fórum.

Actualmente el recinto del Fórum pretende compaginar su actividad congresual y de negocios, con las actividades lúdicas y turísticas. A menudo, se ha calificado este espacio de frío por la gran magnitud de éste y por la imposibilidad de plantar vegetación en la explanada, debido a la presencia de una estación depuradora en el subsuelo. Sin embargo, varios de sus espacios y edificaciones han recibido diversos premios de arquitectura y diseño, y el conjunto de la operación urbanística está valorada de forma muy positiva por los expertos.



 40instalaci_n_de_energ_a_solar_fotovoltaica_del_f_rum

Instalación de energía solar fotovoltaica del Fórum.

Polémica en torno al Fórum. El evento fue controvertido. Se criticó especialmente su elevado coste de organización, 324 millones de euros, así como los intereses especulativos que, según los críticos, escondía tras sí el evento en contraste con los valores que defendía. Algunos grupos ecologistas también se mostraron contrarios a este acontecimiento por el fuerte impacto ambiental que tenía el puerto deportivo del Fórum sobre la línea de costa.

Se le acusó también de ser elitista, por el alto precio de las entradas (lista de precios), y por no permitir inicialmente la entrada de comida como consecuencia de un contrato firmado previamente con los patrocinadores, cosa que fue rectificada durante la primera semana de apertura al público. También se solucionaron otros problemas como la falta de zonas de sombras, el no poder salir y volver a entrar en el mismo día sin tener que volver a pagar la entrada, y problemas de cómo se avisaba a los visitantes de los cambios de horario de los eventos. También se decidió añadir más bancos para sentarse.


 42bcnforumbuilding

El edificio Fórum (Catalán: Edifici Fòrum) es un hito arquitectónico en Barcelona diseñado por los arquitectos suizos & De Meuron.



 43m_h_de_young_memorial_museum

M. H. de Young Museum (llamado normalmente sólo El de Young) es un museo de Bellas Artes ubicado en el parque del Golden Gate en San Francisco. Recibe su nombre de un periodista de San Francisco llamado M. H. de Young. El museo abrió sus puertas en 1895 como parte de la Exposición Internacional de California en 1894. El terremoto de 1989 dañó el edificio del museo. Los arquitectos Jacques Herzog y Pierre de Meuron diseñaron una nueva estructura, y se reabrió el 15 de octubre de 2005. Como parte del acuerdo que creó el Museo de Bellas Artes de San Francisco en 1972, la colección de Young de arte europeo fue enviada al Museo Legion of Honor (California Palace of the Legion of Honor). En compensación, el museo de Young recibió el derecho a mostrar el grueso de la colección antropológica, que incluye significativas obras precolombinas de Teotihuacán y Perú, así como arte tribal indígena del África subsahariana.



 44basel_schalulager

El Schaulager, construido por el conocido estudio de arquitectura Herzog & de Meuron por encargo de la Fundación Laurenz, fue inaugurado en 2003 en Münchenstein, cerca de Basilea, y básicamente está concebido como un depósito abierto que ofrece unas óptimas condiciones espaciales y climáticas para conservar obras de arte. La colección de la Fundación Emanuel Hoffmann constituye el núcleo esencial del Schaulager. Por su concepción, se trata de una combinación de museo público, depósito de obras de arte e instituto de investigación sobre arte. Se dirige a un público especializado, aunque durante los eventos especiales y las exposiciones anuales el acceso está abierto a todo el público.



 45teatro_y_centro_cultural_z_rich

Teatro y Centro cultural, Zúrich, 1996



 35ikmz_cottbus_brandenburg

IKMZ, Cottbus, Brandenburg.



 36walker_art_center_minneapolis_minnesota

Walker Art Center, Minneapolis, Minnesota.



 46jacques_herzog

Jacques Herzog (19 de abril de 1950) es un arquitecto suizo nacido en Basilea. Trabaja conjuntamente con Pierre de Meuron. Ambos estudiaron en la misma escuela de arquitectura y en el año 1978 establecieron la firma Herzog & de Meuron. Se caracterizan por el uso de soluciones imaginativas ante los problemas arquitectónicos, a la vez que combinan la artesanía con las nuevas tecnologías. Destaca también en todos sus edificios un gran aprovechamiento de la luz natural. Su obra más conocida es la Tate Modern de Londres terminada en el año 2000, donde transformaron una antigua central eléctrica en una moderna galería de arte. Ese mismo año fueron galardonados con el Premio Pritzker, equivalente al Premio Nobel de Arquitectura.


 47pierre_de_meuron

Pierre de Meuron  (8 de mayo de 1950) es un arquitecto suizo nacido en Basilea. Trabaja conjuntamente con Jacques Herzog. Ambos estudiaron en la misma escuela de arquitectura y en el año 1978 establecieron la firma Herzog & de Meuron. Se caracterizan por el uso de soluciones imaginativas ante los problemas arquitectónicos, a la vez que combinan la artesanía con las nuevas tecnologías. Destaca también en todos sus edificios un gran aprovechamiento de la luz natural. Se ganaron muy pronto el reconocimiento internacional con la Casa Azul, la torre de señalización en Basilea, y el Centro Deportivo Pfaffenholz en Francia. En 2000 Herzog & de Meuron fueron galardonados con el Premio Pritzker, equivalente al Premio Nobel de Arquitectura.



 00herzog_de_meuron

Jacques Herzog y Pierre de Meuron



Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado el trabajo recopilatorio dedicado a Herzog & de Meuron es un prestigioso grupo suizo de arquitectos integrado por Jacques Herzog y Pierre de Meuron. La sede principal del estudio se encuentra en Basilea, si bien existen actualmente oficinas satélites en Madrid, Pekín, Londres y Nueva York.


Fuentes y agradecimientos: es.wikipedia.org, commons.wikimedia.org, arquitectura.com, elpais.com, elmundo.es, skyscrapercity.com, arqsea.com, infoconstruccion.es, megaconstrucciones.net, biennials.ch, montilladigital.com, iiarquitectos.com, hamburg.de y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Martes, 09 Febrero 2016, 23:13; editado 12 veces 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: HERZOG 
 
Gracias J.Luis por esta nueva exposición de Herzog.

Un Saludo.
 




___________________________
Antes que nada lee las NORMAS del foro.
Los mensajes deben de ser con respeto y educaci�n hacia todos los usuarios.
Xerbar Administrador del Foro.
[b]
 
xerbar - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privadoVisitar sitio web del usuario 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: HERZOG 
 
De nada xerbar... poco a poco se va completando la Galería de arte, tambén con algunos artistas-arquitectos que estaba un poco escasa.



 


Saludos.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & Meuron 
 
EL MUSEO DE ARTE CONTEMPORÁNEO MÁS VISITADO


Herzog & Meuron ampliarán la Tate Modern


El Gobierno británico invertirá 70 millones de euros de los 297 que se invertirán

Dirigido por el español Vicente Todolí, ha atraído a más de 30 millones de visitantes




 00_1446672058_880244

El edificio que ampliará la Tate Modern de Londres. (Foto: EFE)

LONDRES.- El Gobierno británico ha anunciado inversión de 50 millones de libras (unos 70 millones de euros) para la construcción de un edificio que incrementará en un 60% el espacio de la Tate Modern de Londres, el museo de arte contemporáneo más visitado del mundo.

El proyecto de ampliación, encargado al estudio de arquitectos suizos Herzog & Meuron, el mismo que creó la Tate Modern a las orillas del Támesis sobre los restos de una antigua central eléctrica, cuenta con un presupuesto total de 215 millones de libras (más de 297 millones de euros).

"El asombroso diseño de Herzog & Meuron creará un impresionante nuevo punto de referencia para la capital y un espacio genial para mostrar gratis lo mejor del arte moderno al mundo", ha afirmado el ministro británico de Cultura, James Purnell, al hacer el anuncio.

El director del Grupo Tate, Nicholas Serota, ha considerado que esta inversión supone "una plataforma" para la creación de "una institución para el siglo XXI, diseñada para servir a la próxima generación de artistas y visitantes".

También ha destacado la necesidad de la ampliación dada la cantidad de visitantes que recibe cada año la Tate Modern, diseñada para recibir 1,8 millones de visitantes anuales y que el pasado año recibió 5,2 millones.

El museo, dirigido por el español Vicente Todolí, ha atraído a más de 30 millones de visitantes desde su apertura en 2000, el 60% menores de 35 años, y se ha convertido en la segunda atracción turística del Reino Unido, lo que hace que en ocasiones sufra problemas de abarrotamiento, sobre todo los fines de semana.

Serota ha afirmado que, con la ampliación, esperan poder atraer a un millón de visitantes más cada año, pero también dar respuesta a "las nuevas formas artísticas" que requieren "nuevos espacios".

Con los ojos en Londres 2012

Los planes de la Tate es que la obra, que ampliará en 21.000 metros cuadrados el espacio del museo, esté lista para el 2012, cuando los ojos de todo el mundo estén fijos en Londres por la celebración de los Juegos Olímpicos.

El edificio propuesto por Herzog & Meuron, una pirámide de vidrio de formas asimétricas integradas por sucesivos bloques rectangulares que albergarán las diferentes galerías, será la construcción cultural más importante del Reino Unido desde la Biblioteca Británica en 1998.

"El corazón del proyecto son sus espacios", considera Serota y asegura que para la ampliación del museo se habían inspirado en muchos lugares y ha calificado de "éxito" la ampliación de Museo del Prado por Rafael Moneo.

Serota ha explicado que durante el próximo año se trabajará en ideas sobre el proyecto e invitó a gente de todo el mundo a enviar, mediante internet o mensajes de móvil, fotografías de sus interiores preferidos.

El proyecto, presentado en julio del 2006 y que recibió en marzo pasado el visto bueno de las autoridades municipales, ha recibido también el respaldo económico del Ayuntamiento londinense, que aportará siete millones de libras (más de 9 millones de euros) y los cinco millones (unos 7 millones de euros) anunciados por el filántropo John Studzinski.

El director del Grupo Tate, que engloba cuatro museos en el Reino Unido (Tate Modern, Tate Britain, Tate St Ives y Tate Liverpool), se ha mostrado confiado en que pueda lograrse toda la financiación necesaria, comparable a la requerida para crear el museo, y consideró que las Olimpiadas no serán un competidor para captar fondos, sino un estímulo para el proyecto.

Herzog & de Meuron, autores también del Estadio Olímpico de Pekín y del Museo de Bellas Artes de San Francisco, ganaron el premio Pritzker de arquitectura por la rehabilitación del edificio que alberga la Tate Modern, cuya chimenea y su sala de turbinas mantienen el recuerdo de la utilidad que tuvo el edificio primigenio.



EL MUNDO
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Miercoles, 04 Noviembre 2015, 22:21; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
El edificio de Herzog & De Meuron ya alberga TEA, Tenerife Espacio de las Artes


 00_1446672316_994870

SANTA CRUZ DE TENERIFE.- A diferencia de otros estudios arquitectónicos, Herzog & De Meuron no suelen copiarse a sí mismos y nunca dejan indiferentes. Algo que ya han demostrado con edificios tan distintos como el estadio nido de Pekín, el de Múnich, el de Basilea o el Epicentro Prada Auyama en Tokio.

En Tenerife, después de inaugurar hace apenas unas semanas una renovada y deslumbrante plaza de España -como anticipo de lo que será su nueva fachada marítima para la ciudad-, sorprenden una vez más con un edificio audaz que no se parece en absoluto a sus otras dos grandes obras en España: la sede del Fórum en Barcelona y CaixaForum en Madrid.

En un emplazamiento difícil, estrecho, lleno de limitaciones, con una inclinación imposible, a orillas de un barranco y en pleno centro urbano, han creado quizás la que sea hasta el momento su obra más redonda, imaginativa y estimulante en nuestro entorno.


 01_1446672335_911352

No era sencillo integrar una gran biblioteca pública, un museo de arte contemporáneo y un Centro de Fotografía en un solo edificio, rodeado a su vez de otros museos que es lo que representa TEA, Tenerife Espacio de las Artes.

Pero el resultado no puede ser más brillante, habiendo creado una estructura casi aérea que aprovecha al máximo su horizontalidad. El elemento aglutinador es una nueva vía publica en forma de rampa que corta por el medio el edificio, no sólo atravesándolo de un extremo a otro, sino también creando una inmensa plaza triangular en su recorrido que realza el carácter público y multiuso del proyecto.

Desde fuera, sus inmensas paredes que fugan hacia el infinito, pueden dar un aspecto de búnker al conjunto pero sólo hay que mirarlo una segunda vez para descubrir los cientos de vanos en forma de inusitadas troneras que permiten que la luz natural se filtre en su interior.

Para las noches Herzog y De Meuron se han superado a sí mismos, sorprendiendo con luminarias que se transforman en etéreos elementos arquitectónicos de una estructura versátil, cargada de sorpresas pero siempre al servicio de la función del edificio.


 02_1446672347_970906

Para la inauguración su director, Javier González de Durana (ex director de Artium, Museo Centro de Arte Contemporáneo de Álava) ofrece un primer acercamiento a la colección del Instituto Oscar Domínguez a través de propuestas alrededor de una idea como 'Figuras reclinadas/ Cuerpos tumbados' que se inspira en una obra del mismo Domínguez y otra de Henry Moore, además de una sugerente exposición en torno al concepto del Cosmos y nuestros orígenes, en las artes plásticas (De Kupka a Kubrick) y otra, 'Arma Visual' sobre fotomontajes soviéticos entre 1917 y 1953.

Como comentó (en español) Jacques Herzog en una multitudinaria inauguración cuajada de personalidades de la arquitectura, las artes plásticas y 'la realeza', este edificio va a cambiar definitivamente la imagen que se tiene de Tenerife -que ya contaba con un auditorio tan carismático como el diseñado por Santiago Calatrava-, colocándola en el circuito internacional de la CULTURA en mayúsculas.


elmundo.es / (Fotos: Javier Mazorra)
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Miercoles, 04 Noviembre 2015, 22:25; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
Intersecciones en Canarias


 00_1446672505_506245

El nuevo museo de Herzog & De Meuron en Tenerife hace un juego de geometrías complejas.  El TEA, Tenerife Espacio de las Artes, inaugurado recientemente en Santa Cruz de Tenerife es el segundo edificio museístico concluido este año en España por la firma Herzog & De Meuron, aquí con la colaboración de Virgilio Gutiérrez Herreros, meses después de la apertura del CaixaForum de Madrid, con el que presenta importantes diferencias que constituyen, por otra parte y en nuestra opinión, un giro en una práctica arquitectónica hasta ahora muy apoyada en la poética de los materiales y sus cualidades expresivas, o como en el caso del estadio de El Nido de Pájaros de Beijing, en la musculatura tecnológica, aspectos que, en este caso, estando sin duda presentes, ceden con claridad el protagonismo al despliegue del espacio.

Rafael Moneo, en su ensayo Otra modernidad, reflexionando sobre los rasgos generales de la arquitectura contemporánea frente a la tradición arquitectónica moderna, señalaba el diferente papel que el espacio desempeña en una praxis contrariamente a la otra: dice Moneo, en resumen, que mientras que un rasgo fundamental del proyecto moderno es la función del espacio como "sustancia y justificación" de su arquitectura, en la estela de la idea de la "pura visualidad" de Wölfflin, en oposición a ello, siempre según esta hipótesis, en el caso de la arquitectura contemporánea el espacio deja de ser origen conceptual del proyecto para ser simplemente un resultado del mismo, un precipitado, presente pero no generador de la concepción de esa arquitectura.

En el caso del TEA, podríamos concluir que representa, al menos en parte, un giro hacia un planteamiento más inclinado a esa caracterización de lo moderno, dada la imposibilidad de entender completamente la concepción de este edificio desde otra instancia que no sea el espacio, por mucho que estén presentes otros elementos habituales en la arquitectura de sus autores. La presencia objetual rotunda y de gran expresividad del CaixaForum de Madrid, con una imagen exterior icónica que construye su discurso visual instantáneamente, se metamorfosea en el caso del TEA en el despliegue de unos volúmenes más silenciosos pese a su contundencia, que se fracturan y separan ante el espectador, sin generar una impregnación visual definitiva para la formación de su imagen total (aunque sí fragmentariamente), siendo preciso el desentrañamiento de su espacio interno para poder apreciar el verdadero sentido y valor de la obra.

El edificio situado junto al barranco de Santos en la capital tinerfeña es un conjunto de geometría compleja que se articula como un todo del que se desgajan total o parcialmente piezas triangulares, que mediante transformaciones geométricas dan lugar a la aparición de una serie de intersecciones y espacios intersticiales, entre ellos, la gran plaza triangular que, construyendo un pasaje urbano enlazando la diagonal, permite recorrer el edificio uniendo a su través, en una verdadera promenade architecturale, dos partes de la ciudad. Una auténtica intersección entre la arquitectura y el espacio urbano y, en definitiva, la ciudad como lugar y como paisaje. Desde ese recorrido diagonal también se percibe mediante aperturas laterales todo el espacio interior del edificio, fundamentalmente la biblioteca, estableciéndose una particular vibración en la relación visual interior-exterior que es uno de los aspectos más destacables de obra, intersección visual que es posible reconstruir desde otra percepción abordando el recorrido en sentido inverso, desde la rampa hasta el acceso a la plaza por su vértice.

El recorrido diagonal y la plaza son sede también del acceso a las principales dependencias del edificio: la biblioteca y el centro de arte además de otras funciones. Dentro de la biblioteca cobra su sentido más claro el tratamiento de huecos de la estructura muraria, fundamentalmente la del lado del barranco, múltiplemente perforada siguiendo un patrón obtenido mediante el pixelado de imágenes marinas, que vista desde el exterior aparece como un denso tatuaje del muro formado por un juego de pequeños espejos que reflejan fragmentos del paisaje urbano, pero que desde el interior su presencia oscura y ciclópea se ve traspasada por una constelación de fragmentos luminosos de diferentes formas, en una interesante contraposición a la luz uniforme que se le opone al otro lado, penetrando por el patio excavado junto al muro de contención que soporta el mural de Juan Gopar, también cercano a una interpretación borrosa del mundo acuático. El juego de transparencias y reflejos, la interposición del cristal, la contraposición de opacidades y perforaciones, de lo compacto y lo evanescente, a través de una sección de importante envergadura, hace de la biblioteca, sobre la que la plaza transita como un gran puente cerrado con cristal, un espacio de indiscutible belleza y significativa riqueza, constituyendo en nuestra opinión, junto con los desplazamientos que generan los intersticios de dimensión urbana, los verdaderos elementos ordenadores de la obra.

Si bien, en el sector destinado a museo, los espacios expositivos están resueltos de forma más neutra y convencional, como contenedores que, no obstante, permiten la organización de paisajes interiores temporales en cada caso, los recorridos interiores y otros espacios intermedios reúnen situaciones formales de interés en función de la variabilidad de la sección, los espacios de doble altura, los sucesivos plegamientos de planos y sus intersecciones, generando espacios de cierta complejidad geométrica, que, seguramente por pura aunque interesante casualidad, resuenan con algunos espacios geometrizados pintados por Óscar Domínguez en sus cuadros de la Etapa de las redes. Otra posible intersección.

El mar como elemento. Dentro de la biblioteca se ha puesto especial hincapié en el tratamiento del muro que da al barranco, perforado siguiendo un patrón obtenido mediante el pixelazo de imágenes marinas.


EL PAÍS
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Miercoles, 04 Noviembre 2015, 22:28; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
Cajas apiladas con arte hasta el cielo

La moda que inició Sanaa en el New Museum de Nueva York llega a España



 00_1446672638_679086

Recreación virtual del edificio de viviendas que construyen en el barrio neoyorquino de Tribeca los arquitectos suizos Jacques Herzog y Pierre de Meuron.
  
Aunque los primeros rascacielos apuntaron al cielo con cubiertas que se adelantaron a los cohetes y con decoraciones decó, el prisma puro se hizo pronto el rey de esa tipología arquitectónica. El movimiento moderno convirtió las torres del siglo XX en cajas, rara vez en tubos, que sólo con la nueva densidad de las ciudades, y con la consecuente proliferación de este tipo de edificios, se empezaron a desdibujar.

Con la mayoría de las urbes del planeta sembradas de rascacielos, el anodino prisma perdió valor. Quienes los encargaban demandaron otro tipo de expresión, singularidad para sus inversiones. Quienes los diseñaban vieron en las nuevas torres la oportunidad para dar rienda suelta a su creatividad. Así, aparecieron rascacielos que giraban sobre sí mismos (la Turning Torso de Santiago Calatrava en Malmö, Suecia), con forma de pagoda (las Torres Petronas de César Pelli en Kuala Lumpur, Malaisia), en forma de vela (como la que levanta Ricardo Bofill en el puerto de Barcelona) o con el aspecto fálico de un torpedo (como el Gherkin de Norman Foster en Londres o la Torre Agbar de Jean Nouvel, también en Barcelona). Parecía un juego. Sin embargo... pocas tipologías más difíciles que ésta. Y, consecuentemente, no son pocos los arquitectos que se han estrellado al querer subir tan alto.

En Nueva York, Kazuyo Sejima y Ryue Nishizawa (Sanaa) exprimieron un concepto aparentemente sencillo, casi naïf, pero estructuralmente complejo. Dibujaron para el New Museum of Contemporary Art el edificio que hubiera construido un niño jugando con cajas de zapatos. Poco después, Jacques Herzog y Pierre de Meuron están haciendo algo similar en su edificio de viviendas acristaladas en Tribeca, pero esta vez ascendiendo 60 plantas. La idea de sumar volúmenes, con eje distorsionado o formando pirámides, triunfaba.

Ahora el estudio barcelonés Archikubik firma, junto a la estación de Sants, una torre que apila apartamentos de alquiler. A pesar de tener sólo diez plantas, el edificio de Marc Chalamanch, Miquel Lacasta y Carmen Santana resulta muy esbelto porque, a la manera de los mini-rascacielos japoneses, se apoya en una planta de sólo 250 metros cuadrados. El zig-zag de sus plantas soluciona dos asuntos clave en un edificio de altura: el contacto con el suelo y el acabado antes del cielo. Además, ese ritmo obtenido del movimiento en el fuste logra separar las medianeras y convertirlas en fachada, obteniendo así una torre a cuatro vientos.

Curiosamente, una arquitectura con una forma tan aparentemente azarosa requiere una gran pericia estructural. Pero tiene un objetivo fundamental: repartir vistas y multiplicar la luz. Es posible levantarla en gran parte gracias a un tipo de construcción en seco: con componentes prefabricados, sin el engorro del hormigón y muy lejos de los ladrillos de siempre. Apilar pisos puede parecer un juego, pero obedece a un gran reto.


EL PAÍS
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Miercoles, 04 Noviembre 2015, 22:30; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
Entrevista de EL PAÍS SEMANAL al arquitecto Jacques Herzog


Creando juntos desde la guardería


“Queremos edificios sensuales. A la gente le gusta tocar y sentir”

“Hoy los barrios son guetos invisibles, dibujados por el nivel de vida”

'No nos interesan las burbujas. Queremos seguir dudando'




 0jacques_herzog

Jacques Herzog

Arriesgar, experimentar, innovar. Pocas veces ha alcanzado la arquitectura cimas tan altas de creatividad. Así ve el mundo, la ciudad y la vida el 50% del estudio Herzog & De Meuron.

Nieva en Basilea. Al estudio de los arquitectos más prestigiosos del momento, Jacques Herzog y Pierre de Meuron, se accede por la cocina. Entra un hombre cargando una gran cesta con naranjas, manzanas y plátanos. La deja sobre una mesa larga, junto a cuencos y teteras preparados para la merienda. Se va. Por otra puerta minúscula entra Jacques Herzog. En foto aparenta 10 años menos de los que tiene. En persona, tal vez 15 menos. Está en buena forma. Viste un traje impecablemente cortado y calza zapatillas deportivas. Coge una mandarina del cesto, comienza a pelarla y saluda con la mano. Atravesamos dos salas hasta llegar a un despacho espartano con vistas de lujo al río. La clave en todas las salas es la aparente falta de diseño, como un no-logo del mobiliario. Los autores de algunos de los edificios más emblemáticos del momento –el Estadio de Pekín, la Tate Modern de Londres, CaixaForum en Madrid, VitraHaus en Basilea o la tienda de Prada en Tokio– siguen trabajando en la misma calle donde empezaron, donde han ido colonizando las casas vecinas.


 01_1446673100_969890

Estadio Nacional de Pékin. El “nido de pájaro”, como ha sido bautizado popularmente el edificio, es un impresionante ejercicio de audacia estructural. La malla entrelazada que rodea y conforma la fachada no tiene sólo una función decorativa, sino que actúa de sustento de todo el complejo. Obra de Jacques Herzog y Pierre de Meuron.

Sorprende que elijan para su estudio un ambiente doméstico, como de piso de estudiantes. ¿Por qué deberíamos cambiar? Con 350 empleados somos, con mucho, el mayor estudio haciendo arquitectura experimental. Sin duda, ese tamaño nos permite ofrecer la calidad que conseguimos. Pero trabajar concentrados en un lugar pequeño nos permite dialogar sobre los proyectos. Tenemos oficinas en Madrid, en Hamburgo, en Pekín, en Nueva York o en Londres, pero el diseño lo hacemos aquí.

¿Por qué han ido adquiriendo casas vecinas en lugar de levantar un edificio de nueva planta? Porque así hemos crecido. Esta suma de casas con patio compartido es nuestra historia. Empezamos con una. Hemos crecido. Y no nos gusta vivir todos bajo el mismo techo. Pasar de un edificio a otro cambia el tono. La oficina es un reflejo de nuestro trabajo: tiene diferentes ambientes, permite cambiar de mentalidad.

¿Cómo se puede trabajar por todo el mundo sin un sello reconocible? Con voluntad. Nos gusta probar cosas. Queremos huir de la rutina. Honestamente, no sabemos realmente lo que es la arquitectura hoy, todo lo que puede dar de sí. Y eso es lo que investigamos. Es importante probar, y tal vez esa sea nuestra mayor contribución.

¿La experimentación? Devolver la arquitectura a la gente. La arquitectura se queda en el lugar, pero también en la gente. Nos gustan los edificios ricos, sensuales, inspiradores: los que se quedan en la memoria. Nos interesa la arquitectura económica y hecha a medida, precisa: los edificios sastre.

¿Cree que la arquitectura actual está perdiendo esa cualidad de dejar huella? Hoy los verdaderos arquitectos de las ciudades son, con demasiada frecuencia, los promotores. Eso hace que todo deba ser rápido y barato. Y mezclar esos términos es peligroso. Como arquitectos, creemos que uno puede salirse de esa trampa.

¿Cómo? Tratando la arquitectura como un campo artístico. Con un enfoque pragmático –los edificios son para usarse–, pero sin descuidar jamás la sensualidad. A la gente le gusta tocar y sentir.

Desde que recibieron el Premio Pritzker, ustedes han apostado por una arquitectura muy formal. Pero nunca hemos descuidado la sensualidad. Lo puede ver en nuestro último edificio, el Vitrahaus.

¿A qué obedece la experimentación formal? Uno no puede ser sensual todo el rato. Ni hacer las cosas siempre grandes o pequeñas. Uno debe variar sus respuestas para responder de verdad. Queremos saber hasta dónde puede llegar la arquitectura. Y eso se puede investigar. Esa parte es la que nos interesa. De manera ideal, la arquitectura debería ofrecer la misma riqueza que la naturaleza. Ésta sigue siendo nuestro modelo más extraordinario para todo.

¿Qué les llevó a experimentar? Cualquier arquitecto joven aspira a que lo reconozcan mucho y pronto. Tuvimos la suerte de conseguirlo temprano. Eso nos animó a desarrollar ideas a partir de la curiosidad y la apertura mental.

Les dieron el Pritzker por esa primera etapa. ¿El premio les permitió arriesgar? El cambio no ha sido en términos de riesgo. Siempre hemos arriesgado. El gran cambio ha sido de cabeza, y se remonta al proyecto de la Tate Modern, en Londres, no al Pritzker. Si observa a fondo ese proyecto, ahí ya hay una arquitectura que trataba de escapar de las ideas preconcebidas. El término minimalismo, aplicado a la arquitectura, no existía antes de que nosotros hiciéramos algunos trabajos. No lo digo con arrogancia, trato de explicarlo con hechos. La vía minimalista fue nuestra manera de escapar del posmodernismo de los ochenta. La galería Goetz y diseños similares no existían. Se convirtieron en proyectos modélicos y, como estilo, el minimalismo fue adoptado por un país entero: se convirtió en sinónimo de arquitectura suiza. También algún arquitecto inglés hizo de esa etiqueta su credo, una moda. Como resultado, el minimalismo se convirtió en algo de moda, es decir algo aburrido, cansino.

Y ustedes se hartaron… Decidimos escapar, igual que habíamos tratado de escapar del posmodernismo. Intentamos hacer las cosas desde otro ángulo.

El formal. Las formas son una cantera que está para explorarla. Es muy rica.

Hablan de exploración conceptual. No nos gusta jugar por jugar. En arquitectura las cosas tienen que tener un sentido.

¿Cree que su arquitectura es hoy más compleja que hace 15 años? Creo que es más rica. Hacer mucho y trabajar con muchas personas es correr un gran riesgo. Todos tenemos derecho a cambiar. Uno no es igual con 20 años que con 40. Y es bueno que eso suceda. Eso es la vida. La transformación es parte de la vida. Si hoy quisiéramos hacer la galería Goetz o cualquiera de los proyectos que nos dieron fama hace 20 años, no seríamos nosotros. Nuestro trabajo sería predecible y aburrido, casi un ejercicio de estilo, una clonación de uno mismo. Eso no es nada interesante.

¿Qué siente al mirar al pasado? Ternura. Admiración, incluso, por lo que logramos. Pero la certeza de que no volvería atrás.

¿Qué les quitó el miedo? Saber que podemos fallar hasta cierto punto. Pero saber también que tenemos más experiencia para controlar lo que de verdad importa. Con todo, uno no puede controlar nunca tanto como quisiera. Y eso es una parte desesperante de la arquitectura. Incluso si hiciéramos un único edificio, no sería perfecto. Pierre y yo hablamos con frecuencia de eso. Nuestra compañía se ha empezado a transformar. Y nos preguntamos qué pasará en cinco años y qué ocurrirá en veinte.

¿Y? Indagamos. Son preguntas importantes. Pero incontrolables. Hemos llegado a la conclusión de que si sólo hiciéramos un proyecto en cuatro años eso no lo haría mejor.

¿Por qué? Hace veinte años lo hicimos. Trabajamos en la reconversión de un ático durante un año entero. Queríamos entender nuestro trabajo y nuestro negocio. Ahora diseñamos de otra manera, ni mejor ni peor. Tenemos nuevas herramientas y gente joven. Los que tienen más talento se convierten en socios. Christine Binswanger, Ascan Mergenthaler o Stefan Marbach comenzaron como estudiantes y siguen con nosotros y hoy son parte del éxito de nuestra compañía. Pierre y yo hemos entendido que en cada proyecto enseñas tanto como aprendes. Diseñar un proyecto es la mitad del trabajo. Diseñar la compañía, la otra mitad.

¿Uno de los secretos de su empresa es que buena parte de los socios tienen menos de 40 años? Sin duda. Pierre y yo lo hemos hablado muchas veces: queremos que Herzog & De Meuron nos sobreviva. Y una nueva generación puede seguir. Algo así nunca ha funcionado en arquitectura. Pero sí lo ha hecho en moda. Nosotros queremos intentarlo.

¿Todavía le interesa la moda? Nos interesa mucho el talento que hay en el mundo de la moda. Hemos invitado a Miuccia Prada a trabajar en la escenografía y el vestuario de Attila para el Met de Nueva York. La moda me interesa, pero se asocia al lujo y puede leerse como algo banal. No es así. El lujo real no es nunca banal, es transformador. Lo mismo sucede en la arquitectura.

¿Qué hay de su socio, Pierre de Meuron? ¿Por qué no está presente en las entrevistas? Es difícil hacerlas juntos. Este papel me ha tocado a mí.


 0jacques_herzog_y_pierre_de_meuron_posan_junto_al_estadio_nacional_de_p_kin_una_de_sus_obras_m_s_emblem_ticas

Jacques Herzog y Pierre de Meuron posan junto al Estadio Nacional de Pékin, una de sus obras más emblemáticas

Se conocieron en el parvulario, cuando tenían seis años. ¿Qué los unió? Los niños tienen antenas. Les gusta la gente que es diferente, pero les ayuda a ser lo que quieren ser. Es algo muy animal. No lo planeamos. En aquel momento no teníamos ningún plan conceptual ni intelectual.

Y aquí están, 53 años después. ¿Qué los llevó a la arquitectura? Nunca nos sentimos muy cerca de la arquitectura. Y todavía hoy seguimos igual. No es un secreto que sentimos admiración por muchos otros campos: el arte, por ejemplo. Nos interesa la historia, la evolución de las tipologías, más que conocer edificios o arquitectos específicos. Lo que nos gustaba de pequeños de la feria nos lo construíamos nosotros. Pierre era el manitas. Y yo, probablemente, hablaba más que él. Yo dudé. Comencé biología y Pierre ingeniería. Luego decidimos estudiar arquitectura, pero sólo trabajamos juntos al final.

¿Qué les ha hecho permanecer juntos? Usted ha tenido dos mujeres y un solo socio. Lo que nos mantiene unidos a Pierre y a mí es que él es increíblemente bueno. Sería una idiotez no estar con él. Y… bueno, tal vez él piense lo mismo. ¿Mi ego quedaría más saciado si lo hiciera todo solo? No es cierto. Nunca lo es en arquitectura. Ni los malos trabajan solos. Y nosotros nos divertimos colaborando, realmente hacemos las cosas juntos. Cuando eres parte de un grupo tienes más cuidado al hacer las cosas.

¿Qué hacían sus padres? Mi madre era sastra. El gusto por la ropa lo heredé de ella. Y mi padre, funcionario. No teníamos conexiones arquitectónicas. El padre de Pierre trabajaba para una empresa farmacéutica. En nuestras familias hay algún pintor, pero de poca importancia.

¿Qué ha cambiado más: su vida o su ciudad? Uf, si la ciudad hubiera cambiado como nosotros, sería totalmente irreconocible (risas). Vivir en Basilea nos hace pensar mucho sobre la transformación de las ciudades. Porque ha crecido a capas, haciendo convivir distintos tiempos. Eso no es sencillo, pero lograrlo da riqueza a una ciudad.

¿Jugaba en la calle cuando era niño? Sí.

¿Juega su hijo de ocho años? Mucho menos que yo.

¿Cree que todos estos cambios los refleja la arquitectura? Las ciudades cambian por el miedo. El vandalismo ha existido siempre. Los niños que jugaban en la calle cuando yo era pequeño eran más espabilados que los que jugaban encerrados en un jardín privado. Hoy, incluso en Suiza, muy poca gente juega en la calle. Y eso transforma las ciudades.

¿Qué pueden hacer los arquitectos? Muy poco. Las ciudades han cambiado, pero hoy los barrios son guetos, guetos invisibles, sin barreras físicas, pero guetos dibujados por el nivel de vida.

¿Cuándo se dieron cuenta de dónde estaban llegando como arquitectos? Nunca nos ha interesado la cima.

Pero están ahí. Sí, claro. Y disfrutamos de las posibilidades que ofrece ese puesto. Creo que todo empezó con el proyecto de la Tate. En aquel momento no supimos ver las consecuencias de trabajar en una ciudad tan popular como Londres y en un edificio tan carismático. Convertimos el museo en una gran plaza cubierta, gigante, como una catedral. Pero podíamos haber fallado. Claro que sabíamos cómo hacer galerías refinadas, pero nuestra apuesta fue por el vestíbulo, la sala de turbinas, un espacio de muchos metros de altura ganado para los ciudadanos. Creemos que esa idea cambió Londres. Y también nos abrió los ojos y nos ayudó a ser lo que somos hoy.

¿El papel de la arquitectura está en los servicios públicos? En abrir huecos para que los espacios sean públicos. Cuando la arquitectura reconquista la ciudad encuentra esos espacios. En una escala menor, en España, el edificio de CaixaForum de Madrid se levanta para ceder su propio suelo a una plaza pública. Con eso ganamos todos.

¿Dudaron sobre si trabajar en China? No. China es todavía una dictadura. Hay censura. No respetan los derechos de autor, pero creo que puede convertirse en un modelo para el mundo. No creo que pueda ser una democracia como la suiza. Pero tampoco sé si esta forma de gobierno es la mejor para un país tan grande. ¿Qué es la libertad? ¿Cómo debe ser? China podría ser un país más libre. Sin duda. Pero creo que el Estadio ayuda en ese camino hacia la libertad. Creo que transforma el urbanismo de Pekín y eso es parte de la transformación de la sociedad.

¿No cree que legitima la dictadura? Claro que da buena reputación al Gobierno. Pero fíjese, lo hicieron tal y como dijimos nosotros. Fueron milimétricamente respetuosos. Confiaban en los arquitectos por encima de su propio poder. No sé cuántos gobiernos europeos se dejarían guiar así por los arquitectos.

Está claro que es un éxito arquitectónico. Pero ¿consideró usted boicotear esa construcción? Si nadie hubiera boicoteado Suráfrica, igual todavía duraba el 'apartheid'. Yo no haría ningún edificio para un régimen que hiciera cosas que mi país, o el suyo, condenara. Pero todos mantienen vías comerciales abiertas con China. ¿Por qué no debo hacerlo yo? Yo no creo que hubiera podido construir para los nazis, que eran un peligro para todos. Pero no es el caso en China. No quiero ser naïf y no quisiera que sonara a excusa, pero creo que China está cambiando. Y hacer un buen edificio allí es participar en ese proceso de cambio dialogando. Como suizo, creo que ayudo más así que boicoteando.

Han trabajado con grandes artistas. ¿Por qué eligen colaborar con ellos? Tienen grandes mentes. Nos gusta más su compañía que la de los arquitectos. Esta ciudad ha acogido a muchos: Donald Judd, Joseph Beuys… Los arquitectos necesitan un programa y un cliente antes de empezar. Los artistas, un papel en blanco. Los arquitectos se quejan de los límites, pero serían incapaces de enfrentarse a un lienzo en blanco. No están muy acostumbrados a desarrollar su propio mundo, a imaginar un mundo.


 2distintas_visualizaciones_nocturnas_del_exterior_del_allianz_arena_de_munich

Distintas visualizaciones nocturnas del exterior del Allianz Arena de Munich

¿Quién arriesga más, Pierre o usted? Si uno decide arriesgar menos, el otro se sorprende. Y le da una patada. Arriesgar no es la palabra adecuada. Lo importante para nosotros es mantenernos vivos. Darnos cuenta de las cosas, mantenernos alerta. La arquitectura es como un equipo de fútbol. Tienes condiciones y un equipo. No se trata de hacer el mejor edificio del mundo de todos los tiempos. Se trata de hacer, cada vez, el mejor posible, con las condiciones de las que partes. Hacer eso te libra de obsesiones, incluso de ideologías políticas o religiosas, que a mí, más que nada, me dan miedo. Esa gente que va por la vida con la impresión de que tiene razón da miedo. Odio las obsesiones.

¿Cómo se libra de ellas? Trato de entenderlas para airearlas. Pero a las ciudades les cuesta más. Las obsesiones dan forma a las ciudades. La arquitectura y el urbanismo son muy psicológicos. Y hay que emplear esas herramientas. No me interesan las interpretaciones en arquitectura, me interesan los hechos. Todo lo demás me parece palabrería.

¿Cree que los trabajos que han hecho desde que recibieron el Pritzker les hubieran valido otro Pritzker? Supongo que sí. Pero no estoy seguro. No estoy en el jurado. ¿Qué piensa usted?

Sin duda. Aunque no creo que todos sus edificios sean obras maestras. Por ejemplo, en España, el de CaixaForum de Madrid es extraordinario, pero el del Forum de Barcelona creo que resulta fallido. Está claro que estamos expuestos al fallo. Pero ese edificio no ha sido arropado como debía. Tiene cosas extraordinarias: la proporción de los azules, el juego con la naturaleza artificial. Igual deberíamos haberlo hecho más simple. ¿Sabe que estamos instalando en el interior el Museo de Ciencias Naturales? Me encantaría retocarlo. Yo siempre admito las críticas. A veces hasta estoy de acuerdo.

Su próximo gran edificio en Madrid será la sede para el BBVA, muy al norte de la capital. Choca que hayan planteado un rascacielos circular con el de Tuñón y Mansilla tan cercano. ¿Conoce ese edificio? Sí, pero no lo conocía cuando lo diseñamos. No hubiéramos respondido así de haber conocido su proyecto. La mejor cualidad del BBVA es que responde al desierto donde hoy se levanta. Añade un jardín. Es un edificio muy denso, casi como una ciudad árabe. Quisimos hacer un lugar de trabajo idílico en una zona muy árida. Será un edificio muy físico. El edificio será parte del suelo levantado. Sólo vegetación y espacio.

Salpica la conversación con palabras muy precisas en castellano. ¿Cuándo tiene tiempo de estudiarlo? Todos los lunes. He avanzado bastante. Ya puedo leer libros.

¿Por qué se puso a estudiarlo? Me encanta. Tenemos muchos proyectos en España. Tengo una casa en Tenerife. Me encanta la gente [continúa en castellano], adoro a los tinerfeños. Tienen una cultura mucho más cerca del corazón que la que tenemos los suizos. También me sirve en México, un país fascinante.

¿Hasta dónde quieren llegar? Creo que en la vida, si no sabes continuar, es mejor parar. Pero, de momento, nosotros tenemos muchas cosas que todavía no entendemos. Y queremos entender.

¿En Dubai no construyen? Dubai… Creemos que es una burbuja. Y no nos interesan las burbujas. Muchos de los trabajos allí no funcionan. No queremos estar en todas partes. Lo que queremos es seguir dudando.


 3la_sala_de_las_turbinas_de_la_tate_modern_galer_a_de_arte_contempor_neo_de_londres

La Sala de las Turbinas de la Tate Modern, galería de arte contemporáneo de Londres. Obra proyectada por Herzog & de Meuron.



Creando juntos desde la guardería


 01_1446673652_868379

Jacques Herzog y Pierre de Meuron se conocen desde la guardería. Y no han parado de sorprender al mundo con su creatividad. Desde su estudio en Basilea (Suiza), fundado en los años setenta, han alcanzado la cúspide de la arquitectura. Tres hitos en su carrera: la Tate Modern de Londres (con su innovadora sala de turbinas), el Estadio Nacional para los Juegos Olímpicos celebrados en Pekín en 2008 (el ‘nido’; en la foto, posan los dos ante las obras de este espectacular equipamiento) y la concesión del Premio Pritzker en 2001.

En España tienen obra en Madrid (CaixaForum) y Barcelona (Edificio Fòrum de las Culturas), más intervenciones en Tenerife y proyectos como el de la Ciudad del Flamenco de Jerez.



elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Miercoles, 04 Noviembre 2015, 22:47; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
París se renueva

Dos proyectos arquitectónicas gigantescos llegan a la capital francesa

  

 02_1446673813_933768

Vista de París con el río Sena y la Torre Eiffel al fondo a la derecha.

Desde 1977, y como consecuencia de la gigantesca Torre Montparnasse construida en pleno París, el plan de urbanismo de la capital francesa limita la altura de las construcciones a 37 metros. La legislación ha permitido a la ciudad mantener sus vistas de postal y su línea dominada casi exclusivamente por la emblemática Torre Eiffel. Sin embargo, el Ayuntamiento está dispuesto a hacer una excepción a las puertas mismas de la ciudad para paliar la necesidad de oficinas. Ayer dio luz verde al proyecto de Torre Triangle, una pirámide acristalada de 180 metros de altura de los suizos Jacques Herzog y Pierre de Meuron. Pero la ciudad no solo se renueva lejos del centro. En pleno corazón de París, a orillas del Sena, acogerá otro faraónico proyecto arquitectónico: el de una iglesia ortodoxa ultramoderna, liderado por el arquitecto hispano-ruso Manuel Núñez Yanowsky.


 02_1446673865_832019

La pirámide multidimensional, ideada por los arquitectos Premio Pritzker 2001 de tal forma que le quite la menor cantidad de luz a los edificios vecinos, fue oficialmente anunciada hace tres años por el alcalde socialista, Bertrand Delanoë. El proyecto se ha retrasado -las obras debían iniciarse el año pasado-, pero finalmente dio ayer un paso importante. Pese a la oposición de los verdes, el consejo de la ciudad de París aprobó el protocolo, de acuerdo con la empresa Viparis, filial de Unibail y de la Cámara de Comercio de París. La gigantesca obra empezará finalmente el año que viene y debería estar lista en 2015-2016. La constructora evalúa su coste en torno a los 500 millones de euros sin tasas.

El edificio, que si situará en el extremo sur de la ciudad, en pleno parque de las exposiciones, estará compuesto por 88.000 metros cuadrados de oficinas y 1.500 de comercios en la planta baja. El Ayuntamiento considera el proyecto "emblemático para la proyección y el dinamismo de la ciudad de París" y partícipe en la creación unos 5.000 empleos. En total, prevé la construcción de una seis torres en los próximos años, todas ellas en el límite con la periferia.


Un centro espiritual ruso

El año que viene también se iniciarán las obras de otro proyecto que promete colarse en las fotografías panorámicas de la Torre Eiffel. Se trata de un centro espiritual ruso, que incluirá una iglesia ortodoxa y se alzará a poca distancia del monumento parisiense. El proyecto, financiado por el Estado ruso, se situará en el lugar de la antigua sede del instituto francés de meteorología, adquirido anteriormente por Moscú.

El español Manuel Núñez Yanowsky, antiguo colaborador de Ricardo Bofill que trabajará con el gabinete francés Sade y la rusa Arch Group, ha imaginado para integrar el centro una iglesia ortodoxa de tipo clásico, a la que se superpondrán cinco gigantescas cúpulas doradas. La más alta alcanzará los 27 metros de altura. El centro incluirá salas de enseñanza, espacios abiertos al público, alojamiento para los religiosos y un gran jardín de 3.400 metros cuadrados. Un inmenso techo de cristal ondeado cubrirá la mayor parte del centro y se transformará en su tramo final en una fachada fotovoltaica. El coste del proyecto estimado es de 34,5 millones de euros.



elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Miercoles, 04 Noviembre 2015, 22:52; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
Movie: 1111 Lincoln Road by Herzog & de Meuron


user_50_dezeen_1111_lincoln_road_by_herzog_de_meuron_1sq

1111 Herzog & de Meuron Lincoln Road varias plantas de aparcamientos en Miami Beach también alberga a fiestas, clases de yoga y bodas, explica el propietario Robert Wennett en esta película producida por el cineasta Isabel Priore (+ fotografías de Hufton + Crow).

El edificio de hormigón con forjados apoyados sobre columnas en forma de cuña, se completó en 2010 para ofrecer niveles de estacionamiento con luz natural que también puede ser utilizado para otras actividades por encima de una hilera de tiendas y restaurantes.


user_50_dezeen_1111_lincoln_road_by_herzog_de_meuron_2a

1111 Lincoln Road de Herzog & de Meuron "Tuve la oportunidad de cambiar la percepción de la gente sobre lo que es y estacionamiento para construir un tipo de edificio que se convierte en un espacio de encuentro social y un espacio público", dice Wennett. "Todo lo que hacemos en el garaje no es lo que esperas en un estacionamiento".

Él va a explicar cómo el edificio contiene "una gran escalera central" en lugar de una escalera cerrada y también está lleno de arte público. "Querer ir a un garaje de estacionamiento, frente a querer salir de ella lo antes posible se convierte en un nuevo paradigma", declara.


user_50_dezeen_1111_lincoln_road_by_herzog_de_meuron_2sq

1111 Lincoln Road de Herzog & de Meuron. Por último, Wennett explica que él vive en un apartamento en la planta superior del edificio. "La gente siempre me pregunta '¿por qué querrías vivir en el interior de un estacionamiento? pero en el momento de su llegada nunca me pregunta otra vez ", dice.

Dirigida y producida por Elizabeth Priore, la película es un semi-finalista en el concurso cineasta Focus Forward. Cinco ganadores se deben a ser anunciado en enero.


user_50_dezeen_1111_lincoln_road_by_herzog_de_meuron_4

En primer lugar, reveló los diseños para 1111 Lincoln Road de nuevo en 2008, antes de que ofrece las fotografías del edificio terminado después de su inauguración en 2010.

Herzog & de Meuron también completó recientemente una galería que se parece a un par de graneros en Long Island.


Ver más historias sobre Herzog & de Meuron, incluyendo entrevistas filmadas con nosotros tanto Jacques Herzog y Pierre de Meuron en la inauguración de su pabellón de la Serpentine Gallery de este verano.

Ver más fotografías por Hufton + Cuervo en Dezeen o en su sitio web.



Fuente: Ver más fotografías por Hufton + Cuervo en Dezeen o en su sitio web.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
Otro bis de Herzog & de Meuron


Los arquitectos exprimen su arquetipo en el nuevo museo Parish de Nueva York



user_50_dezeen_parrish_art_museum_by_herzog_de_meuron_9

Sede del nuevo Parish Art Museum diseñada por Herzog & de Meuron en Nueva York. Vista interior / dezeen.com

Cuando Jacques Herzog y Pierre De Meuron concluyeron la casa Rudin, en 1997, aseguraron que habían encontrado inspiración en recuerdos de su infancia. Por entonces los arquitectos suizos diseñaban la Tate Modern de Londres y, con ese proyecto, daban un paso clave en una carrera que les llevaría a convertir el patrimonio arquitectónico en un gran laboratorio tipológico, formal y expresivo. Así, esa forma prototípica de una vivienda con cubierta a dos aguas —que pocos disfrutan y, sin embargo, continúan dibujando casi todos los niños— se convertiría en el origen de numerosos proyectos . Entre otros en el de aquella vivienda de Leymen (Alsacia) que buceó en la memoria de los diseñadores y que, además, abriría una puerta a una experimentación formal aparentemente inagotable.

La idea de la cubierta a dos aguas como principio generador de las formas es el origen de bastantes de los proyectos de H&dM. Así, fue un apilamiento de esas cubiertas lo que hace tres años dio lugar al edificio de la empresa alemana Vitra, no en vano llamado Vitra Haus, en Weil am Rhein. Y ha sido esa misma forma arquetípica la que los ha conducido ahora a yuxtaponer cubiertas para levantar la sede del nuevo Parish Art Museum que expone lienzos de creadores de la Escuela de Nueva York, como Pollock, Krasner o de Kooning, en Long Island.


user_50_1360959853_787377_1360959991_noticia_grande

La sede del nuevo Parish Art Museum diseñada por Herzog & de Meuron en Nueva York. / Matthu Placek

Más allá de remitir a la geometría elemental de una vivienda, este museo, de una sola planta, confunde su silueta con el paisaje y con los graneros de la zona este de la isla en la que se levanta. Con cuerpo de hormigón y cubierta metálica con contracubierta de madera, el edificio une cuatro planos —formando una cubierta doble— para ubicar, en el espacio intermedio, el pasillo que distribuye la colección del centro en diez galerías. Los bajos de la cubierta se extienden más allá de las fachadas rodeando el museo y formando un porche que amplía la superficie del centro, ofrece espacio para el descanso o la cafetería y, a la vez, contribuye a arraigar el inmueble en medio del paisaje.

Jacques Herzog ha descrito la silueta de este centro como “comprensible, abierta, funcional, sencilla y… casi banal”. Al tiempo que añadía adjetivos —“fresca, precisa, específica, renovada”— para tratar de acertar en la descripción de una de las formas más elementales y, al parecer, inagotables de cualquier repertorio arquitectónico.

Lo que Herzog no ha dicho puede, sin embargo, derivarse de su propia experiencia. Parece evidente que, ante un material tan sencillo, resulta revelador buscar las claves identitarias más allá de la arquitectura. Así, aquí son elementos del propio edificio y, a la vez ajenos a él, los que definen la calidad espacial de las galerías. Así también, es la iluminación cenital (abierta al norte) que se cuela por las claraboyas perpetradas en la cubierta metálica del museo la que resuelve con un único gesto, la iluminación, la distribución y hasta la seguridad en el centro. El trazo único, y sin embargo casi infinito, de la planta del museo, relaciona arquitectura y lugar, pero es el cuidado en el manejo de muy pocos materiales lo que permite pensar que, más allá de la obra expuesta, el centro está pensado para sus visitantes.

El propio edificio lo anuncia nada más llegar: un banco ininterrumpido recorre, como un zócalo infinito, las dos fachadas laterales del inmueble. Así, bajo el amparo de la cubierta, y antes de descubrir la colección, el museo invita a contemplar el paisaje, el primer tesoro en exposición al que la edificación, lejos de robar protagonismo, trata de rendir homenaje.


user_50_parrish_art_museum

Parrish Art Museum in Watermill, New York (Americasroof)


Enlace interesante



elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
El coloso de superlujo de Herzog & de Meuron sale a la venta


    La mitad de sus 135 viviendas -repartidas en 60 plantas- ya han sido reservadas



user_50_1363858105_3

Recreaciones virtuales del 56 Leonard Street de Nueva York. | E.M.

El '56 Leonard Street' de Tribeca, la torre residencial más original diseñada en Nueva York en los últimos años, se pone a la venta tres años antes de su finalización. El edificio, diseñado por el estudio suizo Herzog & de Meuron (Pritzker en 2001), renovará el 'skyline' de Manhattan gracias a sus 253 metros de altura, su forma irregular y su fachada acristalada.

El edificio, situado entre las calles Church Street y Leonard Street, está destinado a ser ocupado por adinerados de todo el mundo. En sus primeras tres semanas a la venta, la firma comercializadora asegura que ya ha reservado el 50% de las 135 viviendas de la torre, valoradas en 348 millones de euros. Un 70% de los compradores serían, según el New York Times, residentes de la propia ciudad.

La torre contará con 60 plantas y ocupará una superficie total de 454.181 metros cuadrados. Las viviendas tendrán entre dos a cinco habitaciones y su tamaño oscilará entre 130 a 595 metros cuadrados. Su precio: entre 2,9 y 25 millones de euros.

Todas ellas incluirán elementos personalizados de Herzog & de Meuron, como las chimeneas esculturales del suelo al techo que ocupan la sala añaden drama y complementan el arte y mobiliario. A los balcones y terrazas privados se accede mediante puertas de vidrio.

El edificio ofrecerá 10 espectaculares áticos, compuestos por ocho viviendas en toda la planta y dos viviendas de media planta con paredes de 4,27 metros, increíbles vistas y espacios exteriores, chimeneas de madera y llegada privada en el ascensor.

Los precios oscilan entre 2.921.000 y 24.768.700 de euros. La Sales Gallery se localiza en 75 Leonard Street, entre Church y Broadway en Tribeca.

Herzog & de Meuron, autores del estadio de Pekín 'Bird's Nest' y el museo londinense Tate Modern, firman un edificio de vidrio en vertical en el barrio de Tribeca, con apartamentos voladizos que ofrecen vistas panorámicas de Manhattan hasta el océano Atlántico. La torre tendrá también una escultura de Anish Kapoor en su base.
Zonas comunes

El edificio arranca en su primera planta con un gran pasillo con techos de seis metros y piezas exclusivas de Herzog & de Meuron, desde el que los residentes encontrarán uno de los seis ascensores con interiores a medida para llegar a sus viviendas.

En las plantas nueve y diez del '56 Leonard' se emplazará una zona común de 1.580 metros cuadrados con una piscina de 22,86 metros, un jacuzzi y terraza exterior con vistas al río Hudson. El espacio contará centro de 'fitness', un estudio de yoga, sauna y salas de masajes, lectura, teatro interior/exterior, así como un cenador privado y zona de juegos para niños de Tribeca Tot Room.


elmundo.es
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
'El estilo es una idea estúpida'


El arquitecto suizo Jacques Herzog presenta en Madrid la sede que prepara para el BBVA en Madrid



 14012129403875

Jacques Herzog. / Fotografía: ALBERTO DI LOLLI

"En Tenerife paso ocho semanas al año. No son pocas, ¿verdad? Tengo una casa desde la que se ve el mar y, al fondo, Gran Canaria. Tengo amigos, me gusta ir... Tenerife es el ejemplo de lo que es Canarias: está lo más bonito y lo más feo en una sola isla, pero, allí, además, a lo grande: el pico más alto, el mayor desierto...". ¿Y en Basilea? ¿En qué tipo de sitio vive? "Es una casa en el centro, la hicimos nosotros. Tengo el despacho cerca. En realidad ésa es la única razón para vivir en el centro. Ya sé que muchos arquitectos se empeñan en vivir en el casco, necesitan vivir en un contexto que luego, con su trabajo, destruyen. Qué le puedo decir...".


 j_sede_bbva_maqueta2

Maqueta se la futura sede BBVA en Madrid

Jacques Herzog no está en Tenerife ni en Suiza sino en Madrid, en unas jornadas dedicadas a presentar la sede del BBVA que su estudio,Herzog&De Meuron (el de la Tate Modern, el del Estadio Olímpico de Pekín), construye en el norte de Madrid. Cualquiera que haya entrado o salido de la ciudad por el norte, por la A1, habrá visto el perfil de su torre como una vela ondeando.

Seguro que sabe que el BBVA de La Castellana es un edificio importante en este país.
    La torre de Oíza es muy interesante, pero no ha sido una referencia para nosotros porque el contexto es muy diferente. La referencia es la ciudad entera, todo el contexto que ya existe, con sus ejemplos buenos y malos, y que empleamos como un objeto encontrado. Este edificio será la sede de una empresa pero quiere prestarse como un nuevo casco para la ciudad.Quiere ser uno y parte. Es una torre, como la de La Castellana, porque el edificio debe ser un símbolo para el cliente, pero, sobre todo, porque queremos darle una vista a la gente que trabaje. No queríamos nada heroico.

¿Y en qué le es reconocible como trabajo de su estudio?
    Eso no es importante, me da igual. Se trabaja para las personas, no para el estilo. Eso de reconocerse a uno mismo en la obra, de exprimir una idea estética hasta el límite... es una idea estúpida. Piense en la arquitectura de los últimos 20 años. La que tiene más voluntad de estilo es la que peor envejece.

Pero, cuando su trabajo empezó a ser conocido, todos lo asociaban con un estilo: texturas, materiales...
    Es verdad pero las texturas son sólo una parte del juego. Lo interesante es que los ingredientes son siempre los mismos: espacios, superficies, materiales, estructuras... Son los ingredientes más sencillos, como el que dice tomate, cebolla y aceite. Tienes que ser inteligente y usarlos para sacarles el mayor partido posible. Parece fácil pero no lo es: hacer las cosas simples para hacerlas mejores. Siempre digo que hay que desnudar la arquitectura; desnudarla, no reducirla. El edificio del BBVA es como un abc de la arquitectura: estructura, espacio, sol, sombra, abrigo, vegetación, intimidad...

¿Cómo se lleva con los errores?
    Los errores en arquitectura son incorregibles, o sea que los llevo mal. Y los proyectos que hacemos son grandes, siempre hay cosas que al final molestan. Pero son cosas concretas. Diría que no tenemos edificios falsos.

Lo recuerdo en Madrid, hace ocho años, cuando el Caixafórum. Cuántas cosas han pasado, ¿verdad?
    De ese edificio estoy contento. Se hizo durante la burbuja, pero no es burbuja. Ni siquiera es excéntrico. Hay un corte [entre el edificio y el suelo], pero no es porque sí, porque nos gustara de esa manera. Tenía sentido, ganamos un espacio público. No era por vanidad. Odiamos la vanidad que se expresa en la arquitectura. Sé que hemos sido parte de una generación de arquitectos muy mimada y no hemos sido ajenos a ese mundo. Pero no encontrará una obra nuestra hecha para darnos placer a nosotros mismos.

¿Y los cambios en el mundo que los rodea? Todo lo que era líquido que ahora es gas inestable.
    Claro que afecta. Y se ve, la arquitectura que hacemos es más desnuda. Estoy en España y siento un poco de vergüenza, porque tenemos mucho trabajo y en este país están los mejores arquitectos pero no hay proyectos para ellos. ¿Qué ha cambiado? Los problemas de la sociedad. Los problemas de la sociedad se expresan en la arquitectura, se acabó el momento de excitación en el que el proceso era al revés. Se acabó felizmente. La arquitectura es una herramienta de la sociedad.


 proyecto_sede_bbva

A finales de 2014 o principios de 2015 el presidente del BBVA estrenará despacho en Las Tablas. Las obras de la nueva sede han sufrido muchos retrasos.


elmundo.es / hispanidad.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
JACQUES HERZOG | Arquitecto


“La arquitectura puede ayudar a recuperar la vida en las calles”


 1401213924_332860_1401214358_noticia_grande

El arquitecto suizo Jacques Herzog, retratado ante la futura sede del BBVA, en el norte de Madrid. / LUIS SEVILLANO

Unas 1.800 personas trabajan ya en la futura sede del BBVA, el último icono en construcción en la periferia norte de Madrid. Ocupan lo que llaman “la alfombra”, la base de un óvalo inclinado que estará listo en 2015. Los empleados se sientan en las terrazas o fuman en las calles que cruzan ese zócalo levantado, en parte, con los edificios que ocupaban un solar de seis hectáreas en el barrio de Las Tablas. Uno de los autores del proyecto, el suizo Jacques Herzog (Basilea, 1950), está de acuerdo en que la paradoja resume bien su inmueble: icónico y urbano a la vez, antiguo y nuevo a un tiempo, hermético por fuera y luminoso y humano en el interior... “Un gran proyecto no puede ser homogéneo”, esgrime. Herzog habla un castellano preciso. A pesar de ser un hombre sin tiempo, parece haberlo encontrado para aprender el idioma que practica con una profesora y cuando viaja a su casa en Canarias.

Los empleados del BBVA tocan su edificio. Ocurre con muchas de las obras de Herzog & de Meuron, autores de CaixaForum en Madrid o del Museo TEA en Tenerife. El roble de las barandillas o los zócalos convertidos en banco hacen que se escapen las manos. “Es más importante sentir que mirar un edificio, ese es el camino. La arquitectura ha cambiado mucho en el último lustro. Odiamos la excentricidad pero, a la vez, pensamos que puede haber arquitectura en un muro o en una escalera. Por eso es una obligación trabajar con lo que existe. En la Tate Modern de Londres, en CaixaForum o aquí recortamos lo que había para darle nueva vida. Esta sede es un edificio y también una pequeña ciudad”.

¿Una ciudad para quién? ¿Amurallada, un gueto? “Hoy parece una fortaleza, pero se podría abrir y funcionaría como un casco histórico, con zona peatonal y restaurantes. Así está pensado”.

“Es más importante sentir que mirar un edificio. Ese es el camino”

Esa es la mayor paradoja del edificio, que tenga muy en cuenta la escala humana en su interior y que la desatienda de puertas para afuera, en su relación con la ciudad. “Los edificios cambian. El palacio de Diocleciano es hoy el centro de Split, en Croacia. En Basilea trabajamos en las sedes de Novartis y Roche con la misma convicción. Son grandes empresas y deben protegerse, aunque diseñamos para que un día puedan conformar un barrio en la ciudad”.

Sin embargo, que tantos edificios nazcan encerrados conduce a un urbanismo regido por el miedo. Las urbanizaciones en el centro ponen en peligro la pervivencia de la vida en la calle típica de la ciudad mediterránea, la que mezcla comercios, vivienda y vida cívica. ¿Cómo evitar perder esa conquista? “Eso es como preguntar hacia adónde va nuestra sociedad. ¿Cuánto se puede abrir la arquitectura cuando las elecciones europeas han dejado claro que, salvo en España, la gente quiere encerrarse más?”, pregunta. “La arquitectura puede aportar potencial para recuperar la vida en las calles, pero es la sociedad quien debe decidir cómo quiere vivir. Lo que podemos hacer los arquitectos es no destruir ese potencial. Si insistes en erigir edificios herméticos para dejar huella de tu estilo estás cometiendo un error. Debes dejar espacio para que tu obra se integre”.

“Los arquitectos no debemos gastar el dinero en cosas inútiles”

¿De veras cree que veremos esta sede bancaria convertida en ciudad abierta? “Es una tipología distinta, un barrio para representar un banco. No representa poder y dinero. El primer paso está dado”, defiende. Y explica que odia la arquitectura ideológica. “Nunca ha funcionado. Se puede introducir el poder con monumentalidad para asustar a la gente, pero a mí me interesa más introducir en los grandes espacios la escala íntima”. Lo hizo en la Tate Modern, la obra que los consagró en 1999 y cuya ampliación inaugurarán en 2016. Allí, la sala de las turbinas es inmensa. “En Londres funciona, en otra ciudad más pequeña asustaría a la gente”, explica. Cree que ese doble idioma de hablar a la vez al individuo y a la ciudad es lo que debe buscar la arquitectura.

Herzog y su socio Pierre de Meuron recibieron, en una primera época, el premio Pritzker de 2001 por levantar fachadas matéricas y por la Tate. Luego decidieron tomarse la libertad de experimentar formas más icónicas. A esa fase le ha seguido la búsqueda de la desnudez de muchos de sus últimos inmuebles: “Nos interesa una arquitectura más real, incluso más dura. Es la mejor manera de llegar a la gente”.

¿Cuál es la responsabilidad de los arquitectos? “No gastar dinero en cosas inútiles”. Asegura que no basta con cumplir un programa: “Una caja para que la gente trabaje es un edificio cínico... Y también lo son los monumentos a la vanidad de los arquitectos”. Como vía de futuro recomienda definir los edificios por su relación con la ciudad. “Somos europeos y suizos y la idea de sumar varias lenguas es básica. Ni nuestra cultura ni nuestra arquitectura pueden enviar un mensaje único, cerrado, inamovible”.


 allianz_arena_copia

Allianz Arena, en Múnich. Obra de Herzog & de Meuron


Sus grandes obras

Del estudio Herzog & de Meuron han salido algunos de los grandes edificios de las últimas tres décadas.

Colección Goetz, en Múnich, 1992.
Fábrica Ricola, en Mulhouse (Francia), 1993.
Bodegas Dominus, en Napa Valley (California), 1997.
Tate Modern, en Londres, 1999.
Edificio Prada, en Tokio, 2003.
Schaulager, en Basilea, 2003.
Allianz Arena, en Múnich, 2005.
CaixaForum, en Madrid, 2005.
Estadio Nacional de Pekín, 2007.
Aparcamientos en Lincoln Road (Miami), 2010


 ficha_estadio_nacional_de_pekin

Estadio Nacional de Pekín. Obra de Herzog & de Meuron


Fuente: elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
El nuevo icono de Hamburgo

La ciudad alemana estrena en enero su nueva Filarmónica, un macropoyecto de los arquitectos Herzog y de Meuron, que aspira a ser el motor de un profundo cambio urbano



  01_1481892426_333907

La Elbphilharmonie (Filarmónica del Elba), también conocida como Elphi, se alza junto al río y forma parte del proyecto urbanístico de la HafenCity (Ciudad Puerto). / Maxim Schulz

Christoph Lieben-Seutter lo tiene todo listo para cambiar de despacho. En pocas semanas podrá presumir de las que muy probablemente serán las mejores vistas de Hamburgo. A un lado, este austriaco huesudo y melómano apasionado tendrá el río Elba. Al otro, podrá echar una mirada privilegiada al puerto ineludiblemente ligado a su ciudad de adopción. Los últimos años no han sido fáciles para Lieben-Seutter. Como intendente de la Filarmónica del Elba ha sufrido las mil y una desventuras de un proyecto que parecía maldito. Pero nada de esto se nota en el optimismo que despliega durante la conversación. Está convencido de que, si todo sale bien, el próximo 11 de enero, cuando por fin muestre al mundo su criatura, las críticas irán disolviéndose poco a poco (el concierto inaugural estará dirigido por Thomas Hengelbrock, al frente de la orquesta NDR Elbphilharmonie). Cree que al final permanecerá lo esencial: un fastuoso edificio llamado a renovar la imagen y la vida cultural de la ciudad. Es allí precisamente donde se sentará en su nuevo despacho. “Hamburgo es muy bonita, pero demasiado razonable. Creo que este proyecto le aporta un gramo de locura que le viene bien”, lanza con un toque provocador.
 

 02_1481892456_231426

Los vecinos parecen acostumbrarse al nuevo gigante de ladrillo y acero que se divisa desde otro de los grandes emblemas locales, la iglesia de San Miguel. Desde aquí, Alemania despidió el año pasado a uno de los hamburgueses más relevantes del siglo XX: el excanciller Helmut Schmidt. Al político —y también grandísimo melómano— la carísima obra le parecía propia de “nuevos ricos”. “No necesitamos un nuevo punto de exclamación arquitectónico”, dijo en 2013.

El proyecto debía costar 77 millones de euros y estar listo en 2010, pero acabó, fuera de control, en 875 millones

Ese punto de exclamación está a punto de echar a andar. Por el puerto, cerca de los canales y los almacenes de ladrillo rojo testigos de una prosperidad centenaria, grupos de turistas y locales se paran para admirar la nueva atracción. Los arquitectos suizos Jacques Herzog y Pierre de Meuron (autores de otras celebradas rehabilitaciones de edificios industriales como la Tate Modern de Londres o el CaixaForum de Madrid) imaginaron una ola de cristal para cubrir un antiguo almacén. Ha llegado para cambiar la ciudad. Unos temen que este sea el último paso de un proceso de encarecimiento del que se beneficiarán los inversores pero no los habitantes. Otros creen que el nuevo lugar de referencia agitará la cultura y atraerá turismo y riqueza. Solo en una cosa coinciden detractores y defensores: la Filarmónica del Elba marca el modelo de ciudad que Hamburgo aspira a ser en el siglo XXI.
 
Empecemos por el principio. La nueva niña bonita de la segunda ciudad más poblada de Alemania no se explica por la necesidad de otra sala de conciertos. Nació como respuesta a una pregunta: ¿qué hacer con el antiguo almacén del káiser? La estructura de este edificio neogótico, el más grande del puerto, quedó muy dañada por los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial. Desde entonces sirvió como depósito de cacao, tabaco y té. Pero en los años noventa quedó en desu­so. En las Navidades de 2001, los impulsores del proyecto viajaron a Basilea para enseñarle a Herzog y de Meuron una fotografía antigua del almacén. Con unos pocos trazos, los arquitectos ganadores del Pritzker en 2001 esbozaron una ola sobre el edificio de ladrillo rojo. La Filarmónica del Elba acababa de nacer.
 

 04_1481892575_356538

Fachada de la Filarmónica del Elba, en Hamburgo. El edificio de cristal, de Herzog & de Meuron, se alza sobre un rehabilitado gran almacén de los años sesenta. / Ian Trower (AWL Images)


Euforia y caos

Las cosas se complicaron rápidamente. El proyecto debía estar listo en 2010 y costar a los contribuyentes 77 millones de euros, pero acabó fuera de control, y el presupuesto final asciende a 865 millones, 789 de dinero público. Según un estudio de 2014, la Filarmónica de Hamburgo está entre los 10 rascacielos más caros del mundo. De la euforia inicial pronto se pasó a la de­ses­peración. El Gobierno regional llevó a la constructora Hochtief a los tribunales por incumplimiento de contrato; un informe parlamentario achacó los retrasos a unos políticos sobrepasados y una dirección de obra caótica… “Caos en todos los niveles”, titulaba el Süddeutsche Zeitung en 2014.

Lieben-Seutter, el hombre frente al proyecto desde 2006, admite que si los costes se hubieran conocido desde el principio el proyecto nunca se habría realizado. Más duro es Christoph Twickel. Para este periodista y activista, la Filarmónica supone un símbolo de derroche y mala gestión. Pero eso no es lo que más le preocupa, sino el mensaje que lanza.
 
“No se construyó por motivos culturales, sino como una gran herramienta de marketing que atrajera a turistas e inversores. Es además un modelo de arquitectura que no me interesa: solo busca dejarte con la boca abierta, no es democrático”, asegura Twickel, autor de El boom de la gentrificación o una ciudad para todos. Lieben-Seutter, obviamente, discrepa. “Va a cambiar la forma en que sus ciudadanos vivan la música. Ya lo estamos notando. En los primeros 10 días hemos vendido el doble de abonos de los que tenía el actual teatro. Con este edificio vamos a alcanzar a un nuevo público, que ve ahora un tesoro del que estar orgulloso”, replica desde su despacho provisional en el Laeiszhalle, el auditorio que en los últimos 100 años ha sintetizado la tradición burguesa de la ciudad. “La actual sala es perfecta para Brahms o Bruckner, pero se queda pequeña para las grandes sinfonías del siglo XX de Mahler, Shostakóvich o Stravinski. La nueva es otra cosa. Ahí vamos a estar en la liga de las mejores filarmónicas del mundo”, añade el intendente.

Los hamburgueses tienen fama de guerreros. No en vano el nombre oficial de Hamburgo va antecedido del título “ciudad libre y hanseática”, como herencia de un pasado sin rastro de reyes o príncipes. En 2015, dieron un sonoro corte de mangas a sus élites políticas y económicas al rechazar en referéndum una candidatura a los Juegos Olímpicos que parecía irrechazable. Este espíritu de lucha se palpa estos días en otro edificio reutilizado de la ciudad, el antiguo cuartel militar de Viktoria, en el barrio de Altona.
 

 06_1481892615_778367

Edificio del muelle de Landungs-brücken, en el barrio de St. Pauli de Hamburgo. / Gabriele Croppi

Unos 150 artistas, diseñadores y profesionales de todo tipo han logrado hacerse aquí con un lugar de trabajo al margen de un mercado inmobiliario por las nubes que expulsa del centro a tantos inquilinos. La reconversión de este imponente recinto de la época de Bismarck en un centro de creación data del inicio de esta década, a raíz de la polémica construcción de un Ikea en el barrio. La presión de los vecinos forzó la convocatoria de un referéndum. Los defensores de la nueva tienda del gigante sueco se impusieron en la votación, y los jóvenes creadores con estudios en el lugar donde se levantaría la macrotienda de muebles tuvieron que marcharse. Tardaron poco en encontrar un buen sustituto en estas instalaciones que funcionaron como cuartel durante la época del káiser, central de la policía en la República de Weimar y sede de la Gestapo con el régimen nacionalsocialista.
 
En 2013, tras lograr un acuerdo con el Gobierno regional, fundaron una cooperativa que compró el inmueble y alquila los estudios a precios asequibles. Jendrik Helle es uno de los afortunados socios-inquilinos. A cambio de 120 euros mensuales comparte un pequeño espacio con un fotógrafo. Al lado tiene a los chicos de CCC (siglas del Chaos Computer Club), un colectivo de hackers. “Hoy sería imposible encontrar un lugar como este a un precio razonable“, asegura Helle junto a los dos cuadros en los que trabaja y una litera en la que está a punto de echarse una siesta un amigo recién llegado de Australia.

Al periodista Christoph Twickel le gusta contraponer este modelo —que fomenta la creatividad de los profesionales locales al margen de los dictados del mercado— con el de la Filarmónica. Sin embargo, el intendente Lieben-Seutter insiste en el carácter multidisciplinar del nuevo auditorio. La programación combinará a grandes popes de la música como Riccardo Muti, Simon Rattle o Daniel Barenboim con títulos como Just Call me God (llámame Dios), pieza musical y teatral de Michael Sturminger en la que John Malkovich reflexiona sobre la naturaleza de los dictadores, o el tango del argentino Melingo. “Queremos quitarnos la etiqueta de elitistas y eliminar prejuicios en torno a la música clásica. Todos los estilos tendrán su sitio”, explica.

Pero no solo de música vivirá la Filarmónica de Hamburgo. Además de dos escenarios, uno con 2.150 asientos, el edificio cuenta con un hotel de cinco estrellas, 45 apartamentos de lujo, restaurantes y una plaza con vistas del puerto y la ciudad a 37 metros de altura. Ninguna de estas atracciones parece convencer a Twickel. El periodista y escritor dice que, en el fondo, su relación con la ciudad no va a cambiar con la apertura del nuevo auditorio. “Esa zona se ha convertido en algo artificial, destinado a los turistas. Los que vivimos aquí solemos hacerlo de espaldas al puerto”, concluye.


 07_1481892653_593552

Un vagón del metro de Hamburgo (Alemania). / Guido Cozzi



Guía

  - Información, actividades y entradas para la Elbphilharmonie.
  - Turismo de Hamburgo.
  - Turismo de Alemania.
  - Ryanair vuela directo a Hamburgo por unos 45 euros ida y vuelta; Iberia por unos 96 euros y Air Berlin por unos 135



 03_1481892510_549750

La gran sala de conciertos de la Filarmónica del Elba, con capacidad para 2.150 espectadores. / Christian Charisius


Pistas

El Stubnitz

Los tocayos Christoph Lieben-Seutter, director de la Elbphilharmonie, y Christoph Twickel, periodista, tienen visiones encontradas sobre Hamburgo y la Filarmónica del Elba. Aquí van algunas recomendaciones sobre lo que les gusta más y menos de la ciudad que acoge a ambos.

Recomendable. Al director de la Filarmónica le fascina el antiguo túnel del Elba, de más de 400 metros, que une desde principios del siglo XX la zona de St. Pauli con la isla Steinwerder, y que usan tanto conductores como peatones y ciclistas. “También me gustan mucho los canales”, cuenta Christoph Lieben-Seutter. “En general, todo lo que tenga que ver con el mar, especialmente para mí, que vengo de un país sin mar”, asegura el intendente austriaco. Por su parte, Christoph Twickel asegura: “Lo mejor de Hamburgo es el espíritu de lucha que veo en la gente. Creo que esta actitud crítica tiene que ver con el hecho de que aquí todo es muy caro. Nos tenemos que unir para quebrar eso y conseguir cosas”. A los viajeros de visita en Hamburgo Twickel les recomienda no perderse el Stubnitz [un antiguo buque de la RDA en el que se celebran conciertos y otros actos]”.

Punto crítico. Christoph Twickel considera decepcionante “la autosatisfacción de los hamburgueses, su idea de que esta es la mejor y más bonita ciudad del mundo”. “Y la Filarmónica tiene algo que ver con esto; si fuera un artista joven, hoy no me vendría aquí, sino a Berlín o Leipzig”, añade. Por su parte, lo que menos le gusta de Hamburgo a Christoph Lieben-Seutter tiene que ver con su procedencia. “Cuando llegué de Austria noté que me faltaba algo. Luego me di cuenta de que eran las montañas. Aquí es todo plano”, dice.


elpais.com / AGENCIAS
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
Un auditorio portentoso atraca en el puerto de Hamburgo

Thomas Hengelbrock dirige un programa audaz en el concierto inaugural de un edificio de Herzog y Meuron, que ha pasado de 75 a 789 millones de euros de coste



 01_1484239881_788561

El nuevo auditorio iluminado para la inauguración. / FABIAN BIMMER (REUTERS) / EPV

Estaban contándose los días, las horas y los segundos desde que el pasado 31 de octubre la palabra Fertig (Terminado) lució orgullosa con enormes letras en su fachada de cristal. Y por fin llegó el 11 de enero y la música empezó a sonar en la Elbphilharmonie, la nueva y extraordinaria sala de conciertos de Hamburgo, diseñada por los arquitectos Jacques Herzog y Pierre de Meuron. Construida sobre un antiguo almacén de café y cacao en la zona portuaria de Hamburgo, el río Elba da nombre a este edificio en el que se ha superpuesto una vanguardista estructura de cristal al sencillo trapecio de ladrillo original. Vista de frente, la Elbphilharmonie parece la quilla de un gran  barco resuelto a remontar el curso del Elba hasta el mar del Norte. Cuando uno avizora la ciudad desde alguna de las terrazas colgadas sobre el río, la sensación es que esta enorme mole está literalmente flotando sobre las aguas.

Los dos auditorios (Sala Grande y Sala Pequeña, sin alharacas) se encuentran en la parte alta, adonde se llega tras ascender por unas larguísimas escaleras mecánicas que recuerdan inevitablemente a la Tate Modern londinense, otro edificio industrial reconvertido para su uso cultural por Herzog y De Meuron, también a la orilla de un río. Antes del alborozo de esta jornada inaugural ha habido, sin embargo, un larguísimo historial de retrasos, escándalos y un coste final que ha decuplicado, al parecer, el presupuesto inicial (de 77 millones a 789 millones de euros, según los datos recogidos por Efe). Junto al nuevo aeropuerto de Berlín —terminado hace años, pero encenagado aún en una maraña de escollos técnicos—, la Elbphilharmonie ha sido otro de los buques insignia que se han esgrimido para demostrar que la tan cacareada eficiencia germánica no siempre es lo que parece.

El concierto inaugural tuvo dos bloques bien diferenciados: el oficial, con la presencia de la canciller Angela Merkel y los presidentes de la República, Joachim Gauck (el suyo fue el mejor de los cuatro discursos), el Parlamento y el Tribunal Constitucional, y música, aparte del inevitable Beethoven (la obertura de Las criaturas de Prometeo), de los dos principales hijos musicales de Hamburgo: Felix Mendelssohn (otra obertura, la de Ruy Blas) y Johannes Brahms (el último movimiento de su Segunda Sinfonía, la elección más dudosa y la música peor interpretada, pero más aplaudida, de las tres). Y, tras una pausa, el concierto inaugural propiamente dicho, en el que el patriotismo y el localismo previos cedieron el testigo a un insólito programa concebido por Thomas Hengelbrock, el director musical de la rebautizada ahora como Orquesta de la NDR Elbphilharmonie.

Hay que tener mucho valor y estar muy seguro de tus propias ideas para inaugurar la espectacular Sala Grande (con 2.100 localidades) con una pieza para oboe solo, Pan, una de las Seis Metamorfosis a partir de Ovidio del británico Benjamin Britten, tocada admirablemente por Kalev Kuljus desde el segundo piso. Hengelbrock justifica esta insólita decisión en que, al describir la metamorfosis de las cañas que sopla Pan en una siringa, el nombre de la ninfa a la que amaba, encarna la transformación e interrelación de tiempo y espacio, elegidas como hilo conductor de todo el concierto, bautizado con la frase final de la memorable respuesta que, tras afirmar Parsifal en la ópera homónima "Apenas ando por él y ya me parece estar lejos", le da Gurnemanz: "Lo ves, hijo mío, el tiempo deviene aquí en espacio". Quedan así trazadas las dos coordenadas básicas que allí nos habían convocado: tiempo (la música) y espacio (la nueva sala de conciertos).

En las dos partes del programa, las diferentes obras fueron sucediéndose sin interrupción, basculando en la primera entre el siglo XX y el primer Barroco. Tras la pieza de Britten sonó Mystère de l’instant, de Henri Dutilleux, que enlazó suavemente con Dalle più alte sfere, de Antonio de’ Cavalieri, cantada apropiadamente desde el tercer piso por Philippe Jaroussky, que volvería poco después para interpretar Amarilli mia bella, la inmortal aria de Giulio Caccini, hermanada en un golpe de genio con el último movimiento de la Sinfonía Turangalîla, de Messiaen: el amor expresado con la mayor intimidad y con la máxima opulencia sonora. Entre medias, un motete de Jacob Praetorius y dos obras para gran orquesta —Photoptosis, de Bernd Alois Zimmermann, y Furioso, de Rolf Liebermann, al frente durante años de la Ópera de Hamburgo— que dieron la medida de la excelencia acústica de la sala, conceptualmente similar a la imitadísima Philharmonie de Berlín y con la principal innovación de que sus paredes son rugosas, no lisas, con más de 10.000 paneles de fibra de yeso o "piel blanca", diseñadas por Yasuhisa Toyota, responsable del diseño acústico.

La segunda parte fue más tradicional: el Preludio de Parsifal (imprescindible en cualquier consagración laica de un espacio musical), un decepcionante estreno de Wolfgang Rihm (Reminiszenz, dedicada al escritor hamburgués Hans Henny Jahnn) y, de nuevo Beethoven, el último movimiento de su Novena Sinfonía. Hengelbrock concertó todo con entusiasmo, pero las cuatro horas y media (unida a una más de la antelación mínima con que se exigía llegar al público debido al espectacular despliegue policial, que tomó literalmente los alrededores del edificio) se hicieron excesivas. Su valiente y heterodoxa propuesta, en cambio, marcará una época.


 03_1484239922_915358
 
Concierto inaugural, anoche, en la Elbphilharmonie, la nueva sala de Hamburgo. / MICHAEL ZAPF


Una botadura por todo lo alto

A tenor de la respuesta del público, que ha agotado las entradas de todos los conciertos programados en los próximos meses, la Elbphilharmonie ha iniciado su singladura con el mayor de los éxitos. La sala pequeña va a inaugurarse con el grupo Ensemble Resonanz, especializado en la música de nuestro tiempo y radicado en Hamburgo. El viernes se estrenará un oratorio de Jörg Widmann, el más brillante de los jóvenes compositores alemanes, con otra de las orquestas de la ciudad, la Filarmónica Estatal de Hamburgo, dirigida por Kent Nagano. Y el sábado llegará el primero de los dos conciertos de la Orquesta Sinfónica de Chicago, ciudad hermanada con Hamburgo, bajo la dirección de su titular, Riccardo Muti. El pianista Brad Mehldau llevará el jazz a la Sala Grande el próximo lunes y el día siguiente hará su debut la tercera orquesta local, la Sinfónica de Hamburgo, con la Missa Solemnis de Beethoven dirigida por Jeffrey Tate.


elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Herzog & De Meuron 
 
La arquitectura como corona

Los últimos edificios de Herzog&de Meuron y Zaha Hadid se posan sobre inmuebles existentes



 00_1485422484_434833
 
La última tendencia arquitectónica hace que las obras más monumentales se posen sobre edificios existentes. Lo hemos visto en la esperada nueva filarmónica de Hamburgo de Herzog&de Meuron, inaugurada la semana pasada tras 14 años de obras y polémica. Lo vimos también en el póstumo edificio de oficinas con el que Zaha Hadid coronó el Puerto de Amberes, en Bélgica. Que el primer proyecto haya tardado casi tres lustros en construirse y que el segundo sea póstumo da una idea de los largos plazos de las tendencias arquitectónicas por rompedoras que éstas puedan parecer. Así, la arquitectura como corona puede parecer una moda, pero surge de una realidad: la reconstrucción de las ciudades europeas.


 01_1485422496_228576

FOTO: Hufton & Crow

El lugar donde está ubicada la Filarmónica del Elba, junto al agua del puerto de Hamburgo, es ya el nuevo barrio Hafen City, un vecindario que ha transformado una zona de almacenes portuarios en una de las áreas más rompedoras de la ciudad. Fue esa transformación urbana, y la multiplicación por 10 del presupuesto inicial, lo que contribuyó a la demora en la finalización del edificio. 


 02_1485422519_335114

FOTO: Helene Binet

Fueron muchos los ciudadanos que se opusieron a ese cambio urbano. Los promotores aseguraban que las nuevas viviendas de alto precio iban a pagar la transformación del barrio y por eso debían levantarse primero. El edificio de la Filarmónica 4.000 metros cuadrados arranca de un zócalo histórico, el antiguo almacén de tabaco Kaispeicher, del que sólo se conservan las fachadas de ladrillo. Sobre esa base, 1.100 paneles de vidrio y 10.000 placas de fibra de yeso coronan lo que posiblemente sea el auditorio más espectacular del mundo. Que dicha infraestructura -sufragada en parte por las familias más ricas de la ciudad- tenga una base histórica habla de la remodelación y la actualización de la arquitectura como sólo los autores de la Tate Modern o Caixaforum Madrid son capaces de hacerlo. Que el nuevo auditorio deba compartir edificio con un hotel -el Westin- de 250 habitaciones habla también de nuevos tiempos. 


 04_1485422555_795125

Pero es la explosión de la cubierta lo que resulta más revelador. Primero porque explica la falta de espacio y la consiguiente necesidad de densificar que atraviesan las urbes europeas. Segundo porque que la arquitectura más osada no toque con los pies en el suelo resulta paradójico, cuando no cómico. La historia, lo existente, se convierte en base, en apoyo, en cimiento para la mayor experimentación. Y las coronas de vidrio son las elegidas por proyectistas que, durante la década pasada, se han llenado la boca defendiendo una arquitectura sostenible. ¿Lo son las oficinas de Puerto de Amberes porque aprovechan mejor el espacio? ¿Lo es social y medioambientalmente la Filarmónica de Hamburgo porque actualiza un barrio y convierte la ciudad alemana en un nuevo destino turístico? La arquitectura como corona inaugura una era inquietante.


elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 1 de 1
 

Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 1 invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de permisos
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario