Home    Forum    Search    FAQ    Register    Log in
Message From The Staff



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Españoles. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Post new topic  Reply to topic 
Page 1 of 1
 
 
Antonio De Puga (1602-1648)
Author Message
Reply with quote   Download Post 
Post Antonio De Puga (1602-1648) 
 
Este trabajo recopilatorio está dedicado a Antonio de Puga (1602-1648), pintor barroco español nacido en Orense, hijo de un sastre de su mismo nombre y de Ynés Rodríguez, será el primer artista de Galicia verdaderamente notable, cuyo reconcimiento ha sido posible a partir de la datación precisa de algunos aspectos de su vida y obra gracias a las investigaciones de María Luisa Caturla, su principal biógrafa y estudiosa.


Historia

De Puga no existen noticias hasta 1635, año en que dictó en Madrid un primer testamento. En él declaraba que trabajó «Por orden y en casa de Eugenio Caxes Pintor que fue de su magestad difunto en los quadros del buen retiro y me dio a quenta de lo que en ello trabaxe Ducientos Rs». En la decoración del Salón de Reinos del Palacio del Buen Retiro correspondieron a Eugenio Cajés dos de los lienzos de batallas: El marqués de Cadereita y su armada, actualmente perdido, y la Recuperación de Puerto Rico por D. Juan de Haro, Museo Nacional del Prado, que, por morir en diciembre de 1634, dejó sin terminar, completándolos Luis Fernández. Se ha discutido qué parte pudo asumir Puga en esos cuadros, existiendo cierto consenso en atribuirle el paisaje.

Algunos historiadores -Sánchez Cantón, entre ellos- han tratado de llenar el vacío documental hasta 1635 suponiendo que haría estudios eclesiásticos antes de dedicarse a la pintura, pero lo que se desprende del citado testamento es que en 1634 Puga era ya un pintor formado, pues había hecho un retrato del duque de Medina de las Torres para Luis Ramírez de Haro y se le había dado participación de cierta envergadura en la decoración de palacio. Del mencionado testamento se desprende, también, que se encontraba establecido en Madrid trabajando ocasionalmente como oficial de Cajés, quien quizá fuese su maestro, pero relacionado igualmente con otros pintores, pues al redactar dicho documento tenía deudas con Francisco Barrera y con Mazo. En 1636 firmó un San Jerónimo de pobre factura conservado en Inglaterra (Museo Bowes en Barnard Castle, Durham), muy semejante a otro de Francisco Collantes, siendo los dos copias de un original riberesco sin llegar a desmentir la formación manierista de ambos pintores. Su interés radica en ser la única obra segura de mano de Puga que se ha conservado, siendo todo lo demás, como dice Caturla, «mera atribución».

En 1641 el embajador de Módena en Madrid, Camilo Guidi, en carta a su señor, elogiaba los paisajes con que Puga completaba los retratos ecuestres de Juan de la Corte, «chi sono i piu stimati di questa Corte» y, efectivamente, en el segundo testamento, fechado en 1648, se relacionan algunas pinturas de este género que tenía sin terminar, además de acreditar la relación con otro pintor paisajista, Juan de Solís. También en ese testamento se mencionan retratos en número importante, generalmente borrones que le servirían como modelos para las distintas copias efectuadas en el taller. Con los retratos de Felipe IV (cabezas y a caballo) y otros miembros de la familia real, se citan retratos de diversos miembros de la nobleza (condes de Lemos, duque de Aricoste) para quienes debía de trabajar con cierta asiduidad. Así, en 1643 cobraba por unos cuadros no especificados y la bandera que había hecho para el marqués de Viana, gobernador de Orán, quien todavía tenía alguna deuda con él en el momento de dictar el segundo testamento. Del citado documento, redactado en 1648, en vísperas de su muerte, y de la posterior almoneda de sus bienes se desprende que había reunido un número importante de obras de otros artistas y una respetable biblioteca, de algo más de cien volúmenes, en la que junto a las consabidas obras de devoción y las propias del oficio se encuentran obras poéticas y comedias que parecen indicar un buen nivel cultural. La mención que en el documento se hace de tres oficiales que trabajaban para él, apunta a la existencia de un taller con un volumen importante de trabajo.


Obra atribuida

A partir de un error de Ceán Bermúdez, que en su Diccionario histórico de los más ilustres profesores de las Bellas Artes de España, de 1800, creyendo a Puga discípulo de Velázquez, le atribuyó seis cuadros pintados en 1652 (cuando el pintor llevaba cinco años muerto), «que parecen a las primeras obras de su maestro hasta en los asuntos domésticos y triviales que representaba en Sevilla en su juventud»,1 se ha ido formando un grupo de pinturas de asuntos de la vida cotidiana remotamente velazqueños, no todos de la misma mano y seguramente no todos españoles, que se han asignado a quien Eric Young llama «seudo Puga». Debe advertirse, con todo, que ni en los dos testamentos citados ni en el resto de la documentación antigua existente, se mencionan obras de este género en relación con Puga; y no deja de ser sorprendente que la única característica común a todos los cuadros agrupados bajo el nombre de Puga, aparte de su carácter costumbrista, sea la ausencia de paisaje y aún de espacio tras las figuras, algo inexplicable en quien, en vida, fue elogiado precisamente como paisajista.

El grupo de obras atribuidas a Puga lo encabezan El afilador del Museo del Hermitage, que al parecer ingresó ya en el museo con esa atribución en 1816 y, por afinidad con éste, La taberna del Museo de Pontevedra, adquirido en 1926, cuando se atribuía a Murillo. De ambiente y características semejantes, pero de calidad inferior, son La sopa de los pobres del Museo Cortés de Puerto Rico y El aceitero del Museo Goya de Castres. Más problemática es la relación con otros cuadros a él asignados, como el llamado La madre del pintor, tenido en el siglo XIX como obra de Velázquez, que ingresó en el Prado en 1959 ya como obra de Puga (actualmente depositado en el Museo de Pontevedra), o el Soldado muerto que también se tuvo en el pasado por obra de Velázquez (así lo creía Édouard Manet, que lo imitó en su Torero muerto) y que actualmente, en la National Gallery de Londres , está considerado como anónimo napolitano. Recuerdos de la obra sevillana de Velázquez, toscamente imitados, se encuentran en El bebedor, propiedad de Caixanova, posiblemente obra sevillana de crudo naturalismo.

Una Magdalena penitente, de rotundo y sorprendente desnudo para ser obra española, propiedad de Paul Getty, llevaba en el reverso la inscripción «PVGA», invisible tras ser reentelada. El aire manierista de la pieza no desentonaría con la formación de Puga en el taller de Cajés y podría, además, corresponderse con una entrada del inventario de 1648, pero no hay noticia de la obra en la web del Museo J. Paul Getty de California.

Espero que la recopilación que he conseguido de este pintor español, sea del interés de los aficionados al arte que frecuentan esta sección del foro de xerbar, y en lo posible contribuya en su divulgación.






Algunas obras


 2anciana_sentada_o_la_madre_del_pintor_museo_del_prado_depositado_en_el_museo_de_pontevedra_leo_sobre_lienzo_147x109_cm_atribuido_a_puga

Anciana sentada, o La madre del pintor, Museo del Prado, depositado en el Museo de Pontevedra, óleo sobre lienzo, 147 x 109 cm. Obra atribuida a Antonio Puga. Considerado discípulo de Diego Velázquez, en 1634 intervino en el cuadro Recuperación de San Juan de Puerto Rico, comenzado por Eugenio Cajés, para la decoración del palacio del Buen Retiro (Prado). Entre las numerosas obras que se le atribuyen, San Jerónimo (1636, Bowes ­Museum, Bernard Castle, Gran Bretaña) es la única segura de su mano. El Museo del Prado conserva una obra de dudosa atribución, Anciana sentada, donada por Frederick Mont en 1961. Cultivó diversos géneros pictóricos, pero alcanzó fama en su tiempo sobre todo por sus cuadros costumbristas. Fue coleccionista no solo de cuadros de artistas contemporáneos, sino también de dibujos, libros y armas, como se deduce del inventario redactado a su muerte.


 4o_bebedor_1643_leo_lenzo_96x78

El bebedor, 1643, óleo sobre lienzo, 96 x 78 cm. Colección Novacaixagalicia. Obra de Antonio de Puga. El personaje, sentado, envuelto en un capote pardo, con la cabeza cubierta por un gorro oscuro, sujeta enérgicamente entre sus manos una jarra, apoyándose en una mesa, sobre la que se distribuyen diversos objetos, con esmerada ejecución. La composición, por su disposición, luz y color, parece un bodegón, pero la excelente caracterización del personaje nos obliga a fijarnos en un rostro arrugado, de expresión melancólica, difícil de olvidar. Colorido sobrio, de acordes cromáticos muy próximos, negros y pardos, sobre los que resaltan los blancos del mantel, servilleta y camisa, en bonito contrapunto.


 1el_afilador_museo_del_hermitage_leo_sobre_lienzo_118x158_cm_atribuido_a_antonio_de_puga

El afilador, Museo del Hermitage, óleo sobre lienzo, 118 x 158 cm, atribuido a Antonio de Puga.


 6puga_anciano_y_ni_o

Anciano enseñando a leer a un niño, Museo del Hermitage, óleo sobre lienzo, 129 x 103 cm., atribuido a Antonio de Puga.


 7puga_ciego

Un ciego, óleo sobre lienzo, 56 x 46 cm. Museo del Hermitage, atribuido a Antonio de Puga.


 3san_jer_nimo_penitente_1636_bowes_museum_barnard_castle_leo_sobre_lienzo_134x104_cm_nica_obra_firmada_por_el_pintor

San Jerónimo penitente, 1636, Bowes Museum, Barnard Castle, óleo sobre lienzo, 134 x 104 cm., de Antonio de Puga. Única obra firmada por el pintor.


 5puga_aceitero

El aceitero, c. 1640. Obra de Antonio de Puga


 8puga_faiseur_de_balais_calvet

Faiseur de balais. Musée Calvet. Obra de Antonio de Puga


 9magdalenapenitente

Magdalena penitente. Obra de Antonio de Puga



Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado el trabajo recopilatorio dedicado a Antonio de Puga (1602-1648), pintor barroco español nacido en Orense, hijo de un sastre de su mismo nombre y de Ynés Rodríguez, será el primer artista de Galicia verdaderamente notable, cuyo reconcimiento ha sido posible a partir de la datación precisa de algunos aspectos de su vida y obra gracias a las investigaciones de María Luisa Caturla, su principal biógrafa y estudiosa.

 

Fuentes y Agradecimientos: es.wikipedia.org, commons.wikimedia.org, museodelprado.es, coleccion.afundacion.org, artnet.com y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis Send private message Send e-mail to user
Back to topPage bottom
Display posts from previous:    
 

Post new topic  Reply to topic  Page 1 of 1
 



Users browsing this topic: 0 Registered, 0 Hidden and 1 Guest
Registered Users: None


 
Permissions List
You cannot post new topics
You cannot reply to topics
You cannot edit your posts
You cannot delete your posts
You cannot vote in polls
You cannot attach files
You cannot download files
You can post calendar events