Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo




Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 1 de 1
 
 
Centro Pompidou De Málaga
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Centro Pompidou De Málaga 
 
00_1427575444_739384


El Pompidou fondea en Málaga

La primera sucursal extranjera del coloso parisiense abre con importantes obras del arte mundial, una inversión millonaria y sin garantía de permanencia


 0centre_pompidou_malaga_01

El turismo internacional y con posibles recién llegado a Málaga por mar —ya saben, esos paquebotes de 10 pisos que parecen ciudades—, al pisar tierra firme podrá acceder, consecutivamente, a la siguiente visión si transita por el muelle 1 del puerto: un faro, un bar, una heladería, una tienda de ropa, otra de artesanía, otro bar, otra tienda de ropa, más helados, un mercadillo, castillos hinchables para los nenes, yates para los comentarios de los papás, un cubo de cristal debajo del cual se extiende un nuevo centro de arte contemporáneo, varias torres infames producto del infame urbanismo franquista y una plaza de toros. Y al fondo, según se mira a la izquierda montaña arriba, el perfil imponente de la Alcazaba, irremediablemente afeada por más torres de las arriba mencionadas. ¿Quién da más?

Pero quedémonos con el cubo de cristal y con el museo que está debajo, aunque todo lo demás viene relacionado.

Los cuadrados de colores que el artista conceptual francés Daniel Buren ha instalado —propuesto, se dice en el argot de la creación plástica contemporánea— sobre las cuatro caras del cubo en cuestión son la metáfora perfecta de lo que está ocurriendo en esta ciudad. Una superposición de colores y una superposición de museos y centros de creación artística. Para gustos se hicieron colores... y también museos.

Museo Picasso, Museo de la Casa natal de Picasso, Museo Carmen Thyssen, CAC Centro de Arte Contemporáneo, La Térmica, Museo de Bellas Artes del palacio de la Aduana (si el ayuntamiento malacitano y la Junta de Andalucía logran resolver sus dimes y diretes y abrirlo este año), Museo Estatal Ruso de San Petersburgo de Málaga y Centre Pompidou de Málaga, uff, uff, uff. Es la realidad de una ciudad regida desde hace ya 15 años por el popular Francisco de la Torre, un sociólogo e ingeniero agrónomo de 72 años obsesionado por el impulso cultural y sus eventuales réditos políticos y económicos. Que, como se comprueba en el caso de Málaga, los tiene.

De la Torre es un político de mayorías absolutas e inquietudes artísticas y científicas, binomio harto infrecuente por estos lares. Y, desde luego, una rara avis en el habitual trato que el actual partido en el Gobierno suele conceder a los bienes menos tangibles o bienes del espíritu, esos que algunos políticos españoles siguen considerando en el mejor de los casos un lujo y en el peor, un capricho. Hace ya bastantes años el alcalde decidió hacer de su ciudad un destino cultural de primer orden, y lo ha conseguido. Hoy saborea los frutos. “En 2008, en el palco del estadio del Málaga, durante el descanso de un España-Francia, le dije al entonces embajador francés Bruno Delaye: ‘Señor embajador, esta es la ciudad que aspira a convertirse en una sucursal del Louvre o del Pompidou”, recuerda orgulloso Francisco de la Torre mientras cruza a toda velocidad (igual que habla) un paso de peatones del centro de Málaga. Y al final fue el Pompidou. Este sábado fue inaugurado por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy; la ministra de Cultura francés, Fleur Pellerin; y el presidente del Centro Pompidou de París, Alain Seban.


 03_1427575686_101847

“Esto es provisional, y en un futuro puede desmontarse para viajar a otro lugar. El proyecto no es exclusivo. Para nosotros era importante realizar un test práctico en nuestra filosofía del proyecto Pompidou provisional, y encontramos en Málaga un socio perfecto para ello, una ciudad que apuesta por los museos”, explicaba ayer Alain Seban. “No me preocupa ese carácter provisional, el hecho de que el Centro Pompidou nos haya elegido ya le da a la ciudad de Málaga mucha visibilidad”, respondía el alcalde de la ciudad en el transcurso de un almuerzo en Málaga con periodistas franceses y españoles.

Eso sí: si a Francisco de la Torre le faltaba algún argumento de cara a sus bazas de éxito electoral en las municipales del mes que viene, la conversión del Pompidou en Malagadou —¿o era Málagenheim?— gracias a su tesón, a su habilidad y a su decidida sensibilidad francófila puede resultar decisiva, unida a la reciente inauguración (la penúltima) de la sucursal malagueña del Museo Estatal de Arte Ruso de San Petersburgo, con sus iconos del siglo XV y sus kandinskys.

Lo mismo que la cultura en España representa un 4% del PIB aunque a casi nadie parezca importarle, lo mismo que este Gobierno acabará bajando el insensato IVA cultural del 21% a en torno el 10% por motivos electorales y lo mismo que alguna marca extranjera de automóviles implantada en España recibe más subvenciones que toda la industria del cine junta, el alcalde Francisco de la Torre ha hecho de su ciudad un destino cultural, queremos decir un destino de turismo cultural.

Antes, la inmensa mayoría de los casi cuatro millones de turistas que cada año llegaban al aeropuerto o al puerto de Málaga se iban directos a las playas de la Costa del Sol. Desde hace tiempo (la apertura del Museo Picasso en 2003 fue, en este sentido, decisiva) muchos de ellos se quedan al menos dos días. El impacto económico es evidente. A la Costa del Sol vienen, por ejemplo, muchos rusos. Ahora tienen un museo de arte ruso en el viejo edificio de la Tabacalera. ¿Estará relacionado lo primero con lo segundo?

El señor alcalde ha convencido a los siempre temibles gestores culturales parisienses —no digamos los del Centro Pompidou, con Alain Seban a la cabeza, que contempló en un primer momento otros destinos como Latinoamérica o Asia para implantar el primer Pompidou foráneo— de que elijan Málaga para el arranque de la que sin duda es una de sus nuevas prioridades estratégicas: el Pompidou provisional. Así se llama oficialmente el invento, que aspira a pasear por medio mundo —y a cobrar por ello, en el caso de Málaga un millón de euros al año— la imagen de marca de ese coloso multidisciplinar y pluricultural incrustado desde 1977 en el centro de París.

Es un breve pero intenso viaje por el arte moderno y contemporáneo.

El nuevo centro le costará a Málaga cuatro millones de euros al año


Así, el alcalde de Málaga y sus nuevos amigos franceses han metido bajo el cubo de cristal del muelle 1, entre paredes blancas y techos metálicos, un buen puñado de picassos, giacomettis, magrittes, bacons, picabias, sauras, tàpies, boltanskis, ourslers, arroyos, légers, newmans, brancusis y fridakahlos, hasta un total de 90 obras con un llamativo toque de atención a disciplinas como el vídeo y la instalación. La colección permanente, breve pero intenso viaje desde las vanguardias históricas hasta el último arte contemporáneo, se inspira en la idea del cuerpo humano y se vertebra en cinco ejes temáticos: Metamorfosis, Autorretratos, El hombre sin rostro, El cuerpo político y El cuerpo en pedazos. Además habrá dos o tres exposiciones temporales al año. Las primeras en llegar versarán sobre el dibujo de Miró, el cine del surrealismo y del dadaísmo, París y la arquitectura o el Nuevo realismo. Con todo ello, el Pompidou Málaga ha logrado, de momento, los titulares, y ya se verá si el rédito político.

¿Y el rédito económico? El Ayuntamiento de Málaga deberá pagar cada año una suma cercana a los ocho millones de euros para que el flamante Pompidou y el no menos flamante Museo de Arte Ruso funcionen. En el caso del primero, su carácter “provisional”, como ayer se encargó de dejar claro Alain Seban, el todavía presidente de la casa madre francesa (por poco tiempo: tan poco que dejará su cargo este mismo miércoles), podría jugarle una mala pasada a Málaga.

¿Con qué se rellenará el cubo de cristal y acero del Muelle 1 cuando el Pompidou se lleve sus tesoros dentro de cinco años, plazo estipulado en el acuerdo, aunque este es teóricamente “renovable”? Por otra parte, las obras de acondicionamiento del edificio y del puerto de Málaga para poder abrir el nuevo centro deprisa y corriendo antes de las municipales han ascendido a casi siete millones de euros. Además, el consistorio tendrá que aportar cada año un millón en concepto de transporte de obras y seguros, más otro millón de alquiler de obras al Pompidou de París. La entrada de dinero llegará de la mano de los patrocinios (cerca de 800.000 euros comprometidos ya por algunas firmas como Unicaja y Heineken) y de la venta de entradas (se esperan 250.000 visitantes anuales, a siete euros el billete).

Dentro de dos años la colección rotará por completo y las obras volverán a París y serán sustituidas por otras procedentes del Pompidou según criterio de sus conservadores y comisarios. Izquierda Unida y Partido Socialista de Málaga se han mostrado reticentes ante un proyecto que consideran demasiado oneroso para las arcas municipales y que tiene “fecha de caducidad”.


Málaga, nueva milla del arte

El 28 de marzo abrirá en Málaga la primera sede del Centro Pompidou fuera de Francia. Tres días antes se inaugura una filial del Museo Estatal de Arte Ruso de San Petersburgo.

Se unen al Museo Picasso y el Centro de Arte Contemporáneo en una ciudad que construye su identidad artística, y donde late un efervescente movimiento ‘underground


 04_1427576361_412954

Visitantes del Museo Picasso de Málaga, que acoge la colección de Christine y Bernard Ruiz-Picasso.


 01_1427576170_994710

Los directores de los principales museos de Málaga posan junto al alcalde frente al edificio que albergará al Centro Pompidou. De izquierda a derecha: José Lebrero, director artístico del Museo Picasso de Málaga; Lourdes Moreno, directora artística del Museo Carmen Thyssen; Francisco de la Torre, alcalde de Málaga; José María Luna, director de la agencia que gestiona el Pompidou; Fernando Francés, director del Centro de Arte Contemporáneo de Málaga


 1centre_pompidou_malaga_07_1427575819_544476

Centre Pompidou Málaga, en el Muelle 1 de la ciudad.


'El cubo' del arte

En 2008 y durante un partido de fútbol, el alcalde de Málaga, el popular Francisco de la Torre, ofrece a Bruno Delaye, embajador francés en España, albergar una sucursal del Louvre o del Pompidou.

En 2013, tras el acuerdo alcanzado con el Pompidou de París, se construye en el puerto de Málaga el edificio conocido como ‘El Cubo’ para albergar el nuevo museo.

Mariano Rajoy y la ministra de Cultura francesa, Fleur Pellerin, inauguraron ayer el centro.

El Pompidou Málaga se suma a otros museos de la ciudad: Picasso, Thyssen, CAC, Museo de Arte Ruso, La Térmica...

Alberga obras de artistas como Picasso, Giacometti, Frida Kahlo, Brancusi, Bacon, Magritte, Boltanski, De Chirico, Baselitz... Ofrecerá dos exposiciones temporales al año y prestará especial atención a los programas infantiles.



Pompidou Malaga: viaje por el arte moderno y contemporáneo


 05_1427576562_761488

Fachada del Centre Pompidou Málaga, en el Muelle 1 de la ciudad. En 2008 y durante un partido de fútbol, el alcalde de Málaga, el popular Francisco de la Torre, ofrece a Bruno Delaye, embajador francés en España, albergar una sucursal del Louvre o del Pompidou.


 01_1427576170_994710

En 2013, tras el acuerdo alcanzado con el Pompidou de París, se construye en el puerto de Málaga el edificio conocido como ‘El Cubo’ para albergar el nuevo museo.


 06_1427576667_296122

El Pompidou Málaga se suma a otros museos de la ciudad: Picasso, Thyssen, CAC, Museo de Arte Ruso, La Térmica...


 08_1427576714_226722

Obra 'Sin titulo', de Djamel Tatah. El museo Alberga obras de artistas como Picasso, Giacometti, Frida Kahlo, Brancusi, Bacon, Magritte, Boltanski, De Chirico, Baselitz... Ofrecerá dos exposiciones temporales al año y prestará especial atención a los programas infantiles.


 09_1427576752_885380

Obra 'Les Jambes', de Antoni Tàpies. El museo tiene 90 obras con un llamativo toque de atención a disciplinas como el vídeo y la instalación.


 10_1427576791_831650

Obra 'Couple', de Pablo Picasso.


 11_1427576827_954288

'La Gigue irlandaise', de jean Dubuffet.


 12_1427576861_321857

'Le Viol', de René Magritte.


 13_1427576960_395914

'Ghost' (Fantasma), de 2007, instalación del artista francés Kader Attia, en la sala principal del nuevo Centre Pompidou Málaga.


 14_1427576996_181292

'The frame', de Frida Kahlo.


 15_1427577121_961242

Imagen interior del Cubo del Centre Pompidou Málaga.


 2centre_pompidou_malaga_09

Centre Pompidou Málaga.


Fuentes: centrepompidou.es, elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Viernes, 29 Enero 2016, 19:34; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Museo Pompidou De Málaga 
 
Dibujos del Miró más libre llegan al Pompidou Málaga


La primera temporal de la filial española del centro muestra obras donadas en 1979



 00_1431763644_158515

Una visitante mira las obras de Miró expuestas en el Centre Pompidou. / G.-Santos

Joan Miró (Barcelona, 1893 - Palma de Mallorca, 1983) realizó una generosa donación al Centre Pompidou en 1979, con motivo de su 85 cumpleaños y de la gran retrospectiva que organizó en su honor el museo parisino. Fueron cerca de 80 dibujos creados entre 1960 y 1978, de los que ahora se muestran 46 en la primera exposición temporal del Centre Pompidou Málaga, su única filial extranjera inaugurada en marzo.

Joan Miró. Obras sobre papel 1960-1978, abierta al público desde hoy hasta el 28 de septiembre, no es un montaje cronológico y combina, independientemente de las fechas, las dos grandes obsesiones del artista catalán durante esas décadas: las figuras antropomórficas (mujeres, pájaros, perros o insectos) y las referencias cósmicas, con personajes flotantes y aéreos. “Mezcla la parte terrenal y la etérea”, explicó ayer durante un recorrido por la muestra la responsable de Colecciones del Centre Pompidou Málaga, Elena Robles.

Aunque el comisario de esta exposición, Jonas Storsve, director del Gabinete de Arte Gráfico del Pompidou de París, no asistió a la presentación, en un texto destaca “la urgencia y la necesidad incansable” que tenía Miró de reinventar el lenguaje. A partir de 1960, el pintor, escultor, ceramista y grabador se liberó de la forma tradicional de la pintura y de sus restricciones y se dejó llevar por el impulso y la espontaneidad. El dibujo y el grabado se convirtieron en sus medios favoritos y orientó sus estudios hacia una escritura compuesta por signos caligráficos, trazos y las formas “imprevisibles” de manchas y salpicaduras.

Un ejemplo de su ciclo cósmico que puede verse en Málaga es la serie Personajes delante del sol, con tinta china, acuarela y gouache sobre papel. Entre los grafitis destaca Personajes (1976), en el que un Miró con 83 años usó como lienzo una bolsa de papel, cuyos colores gastados y su diseño gráfico, al margen de los trazos de carboncillo incorporados, son un dibujo en sí. Robles resaltó el aspecto contemporáneo de este dibujo, que comparó con obras de Basquiat de la década de los 80 del siglo pasado, y cómo el artista catalán fue capaz de adelantarse “por su audacia estética” a las generaciones futuras.

En la muestra hay rarezas como una cabeza pintada sobre un papel de periódico al revés. Los soportes van del cartón, al plástico o el papel de estraza. En Femme (1978), la obra de mayor tamaño y con influencias japonesas, se observan las oposiciones habituales que marcan el método de Miró. Por un lado, la composición del lenguaje, que ponen el acento en el grosor del trazo, las oposiciones de la materia y el color de las diferentes partes; por otro, una explosión gestual con jaspeados y salpicaduras que se mezclan. Mujer, de 1969, se llama también la única obra de Miró que forma parte de la colección permanente del Pompidou Málaga, una gran escultura de bronce con brazos reducidos y piernas ausentes.

En la sala, una leyenda le recuerda al visitante que Miró decía siempre que no sabía dibujar, y esa supuesta “discapacidad” le obligó a reinventar el dibujo por completo y le permitió ser aún más libre.

Se recuerdan también las palabras del poeta Jacques Dupin incluidas en la monografía publicada en 1993 con motivo del décimo aniversario de la muerte de su amigo: “Cuando ya no puede pintar, Miró dibuja, no cesa de dibujar… Ha encontrado el medio, en ambos sentidos de la palabra, que le permite rebasar el declive de su fuerza física y colmar las brechas, las minúsculas e innumerables brechas por las que se insinúa la muerte…”.


 01_1431763967_363244

Ver vídeo


Las claves

    - La exposición Joan Miró. Obras sobre papel 1960-1978 está compuesta por 46 dibujos sobre papel seleccionados de los 80 que el artista catalán donó al Pompidou de París en 1979.
    - Estas obras no se han exhibido en los últimos 15 años y antes que a Málaga, solo han viajado a Burdeos y a México.
    - La muestra se abre al público este sábado a partir de las 20.00 y se podrá visitar de manera excepcional y gratuita hasta las 2.00, coincidiendo con la celebración de la octava edición de La Noche en Blanco.
    - Los dibujos se mostrarán en el Centre Pompidou Málaga hasta el próximo 28 de septiembre. El precio de la entrada combinada para las exposiciones permanente y temporal es de nueve euros.


elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Museo Pompidou De Málaga 
 
Aglomeraciones en la Noche de los Museos en Málaga

El Centre Pompidou y la Colección del Museo Ruso de San Petersburgo despertaron la máxima curiosidad entre el público


 1431858650_141305_1431858875_noticia_normal  

Visitantes en el Centro Pompidou de Malaga. / Garcia-Santos (El Pais)

Los horarios especiales en algunas ciudades con motivo del Día Internacional de los Museos coincidió en Málaga (566.913 habitantes) con la celebración de la octava edición de La Noche en Blanco, un evento que saca a la calle a miles de personas y llena los centros expositivos durante seis horas, gratuitos hasta las dos de la madrugada. Este año tenía como eje central el mar, con 183 actividades en 143 espacios diferentes.

Era previsible que las nuevas pinacotecas de la ciudad, el Centre Pompidou Málaga y la Colección del Museo Ruso de San Petersburgo, inaugurados en marzo, despertaran la máxima curiosidad entre el público y así ocurrió. La filial del prestigioso centro parisino, la única que existe fuera de Francia, registró al anochecer colas que daban la vuelta al edificio (el Cubo, en el Puerto de Málaga), y cerca de la medianoche aún concentraba aglomeraciones de visitantes interesados en conocer su colección permanente y la primera temporal de su programa, compuesta por 46 dibujos creados por Joan Miró en las dos últimas décadas de su vida y abierta al público coincidiendo con este acontecimiento cultural.

El recorrido por el Centre Pompidou también es gratis hoy y mañana lunes, igual que la visita al Museo de Arte Ruso, que ofrece un paseo por cinco siglos de arte de este país (del XV al XX) y un acercamiento, en su primera muestra temporal, a la época y a la figura de Sergei Diághilev, creador de los ballets rusos. El público respondió bien a la oferta de esta pinacoteca, con grandes colas durante toda la noche en la explanada de la antigua fábrica de tabacos a pesar de que está alejado del centro urbano (se ubica en la zona oeste de la ciudad). Según el museo, superó las 2.000 visitas.

Esperas de una hora soportó el público interesado en conocer la pintura española del siglo XIX del Museo Carmen Thyssen, que en sus salas temporales se adentra ahora en la evolución del ocio vinculado al mar a través de la muestra Días de verano. De Sorolla a Hopper. El goteo de curiosos no cesó en el Museo Picasso Málaga, la marca más veterana de todas las instaladas en la ciudad, sin grandes aglomeraciones de público en su puerta y con un interés creciente conforme avanzó la noche. Además de conocer la obra del genio malagueño, esta pinacoteca clausura hoy el montaje Movimientos y secuencias y se prepara para acoger a partir de junio una gran retrospectiva sobre Louise Bourgeois.

La noche cultural malagueña se vivió en los museos y en la calle, con una marea de personas disfrutando en su paseo de música en directo e instalaciones y performances en plazas, rincones y escaparates. El Centro de Arte Contemporáneo (CAC) de Málaga, que es gratis todo el año, registró también importantes concentraciones de público. No comment, la primera exposición individual del artista chino Yan Pei-Ming en España, fue sin duda la responsable de este interés.


elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 1 de 1
 

Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 1 invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de permisos
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario