Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Españoles. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 1 de 1
 
 
Salvador Sánchez-Barbudo
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje 
Mensaje Salvador Sánchez-Barbudo 
 
Este trabajo recopilatorio está dedicado al pintor Salvador Sánchez-Barbudo Morales (1857-1917). Fue uno de los artistas españoles más importantes del género de «casacón», quien siguió en Roma la tradición de Mariano Fortuny. Durante su niñez estuvo bajo la protección del marqués del Castillo y en 1875 se trasladó a Sevilla donde asistió a la Escuela de Bellas Artes, convirtiéndose en discípulo de José Villegas.

Sánchez Barbudo fue, además, un excelente acuarelista y grabador, así como retratista de tipos de gran talento.

Visitó Roma con Villegas en 1882, estableciéndose en la Ciudad Eterna. En 1884 mandó a España el monumental lienzo titulado Hamlet. Última escena, con el que ganó una segunda medalla en la Exposición Nacional del mismo año. La práctica totalidad de la obra de Sánchez Barbudo consiste en tableautins y escenas de ¬género anecdóticas que tuvieron mucho éxito entre la burguesía del momento. Fue extremadamente prolífico y sus obras inundaron el mercado europeo y americano. Sus lienzos muestran una extraordinaria habilidad técnica en su pincelada precisa y sumaria, y un fuerte sentido decorativo. De forma muy personal combinó la herencia «preciosista» de Fortuny con una técnica minuciosa y vibrante que difumina las formas.


Cronología


user_50_salvador_s_nchez_barbudo_1917 Salvador Sánchez Barbudo, 1917

Nace en Jerez de la Frontera (Cádiz), el 14 de marzo de 1857. Muere en Roma (Italia) el 28 de noviembre de 1917.

Con 11 años Ingresa en el Instituto de Segunda Enseñanza de Jerez.

A los 19 años se traslada a Sevilla para estudiar en la Escuela Provincial de Bellas Artes En 1878, con motivo de ampliar conocimientos, viaja a Madrid donde permanece unos cuatro años.

En 1882 marcha a Roma apoyado por su mecenas, D. José Juan Fernández de Villavicencio, Marqués del Castrillo, tomando contacto con Villegas de quien será amigo y disicípulo.

Contrajo matrimonio en Roma con Elena Monichelli

Fallece en Roma en Roma el 28 de noviembre de 1917.

En 1997, el experto en arte, Juan M. Rodríguez Pardo, organiza en Jerez una exposiciñon antológica de la obra de Sánchez Barbudo.

Una calle de Jerez lleva su nombre

Trabajó en Sevilla, Londres y Roma.

Cultivó el género histórico, así como las escenas costumbristas al estilo de Fortuny. Entre sus obras pueden citarse: La última escena de Hamlet (1884) con la que obtuvo la segunda medalla de la Exposición Nacional.

Espero que la recopilación que he conseguido de este pintor andaluz, sea del interés de los aficionados al arte que frecuentan esta sección, y contribuya en su divulgación.





Algunas obras


Salvador Sánchez-Barbudo Morales (Jerez de la Frontera, Cádiz, 1857 - Roma, 1917). Pintor español. Inclinado desde pequeño al dibujo y a la pintura, ingresó en el taller del restaurador Pedro Vera. Gracias a la ayuda del marqués de Castillo, en 1875 pudo marchar a Sevilla entrando en la Escuela de Bellas Artes y en el estudio de José Villegas. Viajó a Madrid, donde visitó el Museo del Prado para completar su formación, y a Roma, donde, fascinado por su ambiente artístico, decidió instalarse y, a partir de ese momento, dicha ciudad se convertiría en protagonista de su pintura. Cultivó la pintura de casacones, las escenas de alta sociedad y el paisaje, en cuadros de pequeño formato, pero destacó sobre todo por sus retratos.

El Museo del Prado cuenta con varias obras de Salvador Sánchez-Barbudo:

    - Última escena de Hamlet, 1884, óleo sobre lienzo, 370 x 707 cm, firmado. Museo Nacional del Prado
    - Cabeza de anciana, óleo sobre lienzo, 40 x 31 cm, firmado, 1884. Museo Nacional del Prado (en dep. en la Escuela Superior de Canto, Madrid)
    - Cabeza de viejo, óleo sobre lienzo, 42 x 28 cm, firmado. Museo Nacional del Prado
    - Paseo por el Tíber, 1890, óleo sobre lienzo, 47 x 74 cm, firmado. Museo Nacional del Prado
    - Mujer con sombrilla o japonesa, acuarela sobre papel, 212 x 399 mm, firmado. Museo Nacional del Prado


user_50_ltima_escena_de_hamlet_1884_leo_sobre_lienzo_370_x_707_cm_firmado_museo_nacional_del_prado

Última escena de Hamlet. Salvador Sánchez-Barbudo. 1884, óleo sobre lienzo, 370 x 707 cm, firmado. Museo Nacional del Prado

Esta antigua narración popular entre los islandeses, universalizada por Shakespeare, fue el tema elegido por Salvador Sánchez Barbudo para realizar una de las obras de mayor tamaño de las colecciones del Museo del Prado. La obra fue pintada en Roma en 1884, ciudad en la que Barbudo se había instalado, dos años antes, junto con el que había sido su maestro en Sevilla, José Villegas. Ese mismo año se expuso en Roma y, a continuación, se trasladó a Madrid para participar en la Exposición Nacional organizada por el Ministerio del Estado. Fue la primera y única ocasión en la que el pintor participó en este certamen. También será su obra de mayor envergadura porque, hasta su muerte en Roma en 1917, se dedicó fundamentalmente a pintar decorativas escenas de casacones o tableautins, destinados a compradores de Europa y América. En ese año, en 1884, se presentaron también a la Nacional Moreno Carbonero con la Conversión del duque de Gandía y Muñoz Degraín con Los amantes de Teruel, dos obras que, sin duda, debieron impresionar a Barbudo y de las que encontramos evidentes referencias. A pesar del título con el que comúnmente se conoce esta obra, en realidad representa la penúltima escena del Acto 5 de Hamlet. En efecto, la escena se desarrolla en una sala del castillo en la que se acaba de iniciar la apuesta promovida por Claudio, el Rey de Dinamarca. Después del tercer asalto, Laertes hiere a Hamlet y, a su vez, es herido con su propia espada envenenada. Sánchez Barbudo representa a Laertes apoyado en un grupo de sirvientes, mirando hacia arriba, como lamentándose de que, con justicia, le mata su propia traición. La reina Gertrudis, poco antes, había brindado y bebido por error de la copa que le ofrece un paje y que contenía una perla envenenada que había preparado Claudio, con la intención de que Hamlet brindara si salía victorioso. Para representar esta escena, Sánchez Barbudo elige un momento de tensión contenida, justo antes del desencadenamiento de la secuencia de muertes. Incluso, parece como si, en la puerta del fondo, se pudiera intuir a Fortinbras, el príncipe de Noruega, y los embajadores de Inglaterra, que en el texto de Shakespeare no presencian este instante y llegan cuando los cuerpos están tendidos sobre el suelo. Las crónicas periodísticas que reseñan la Exposición Nacional de 1884 coinciden en destacar la dificultad de la composición y la habilidad que muestra el pintor para el tratamiento del color. Llama la atención el vibrante colorido, cuyos valores cromáticos, de una intensidad extrema, no siempre reproducen un modelo real. Estamos ante una pintura que define las formas solo con el empleo del color, que es a la vez materia y dibujo. En la forma rápida y segura de depositar el color sobre la tela demuestra tener un conocimiento teórico sólido sobre la descomposición de los colores y los efectos que se consiguen al aproximar los primarios a sus complementarios. Ello se aprecia muy vivamente en la resolución de los cojines y el tapiz de la mesa. En los colores, casi brotados directamente de la vejiga o del tubo, podemos sentir la plasticidad de los nuevos materiales de producción industrial que, con su mejor macinación y mezcla, consiguen dar un aspecto más untuoso y cremoso a la pincelada. Excepto en las gradaciones  pardas del fondo, no se observa una pintura de veladuras; al contrario, para la construcción de las figuras se utilizan colores densos y opacos aplicados a la primera, con pinceles planos, en ocasiones muy gruesos. La visión de la preparación surge bien porque se deja sin cubrir, bien porque se retira quizás con un trozo de tela o una espátula. De este modo, en toda la superficie podemos apreciar la trama del soporte. Destaca la forma en que se construye la cabeza del anciano encorvado y vestido de rojo a la izquierda del cuadro. Dicha cabeza se sitúa en un contraluz muy potente, irreal, construido tan solo con tres colores y una mínima mezcla en la paleta. Así, Sánchez Barbudo consigue que, por abstracción cromática, la mezcla de color se produzca en la retina del espectador (Texto extractado de Martínez, L: "La restauración de Hamlet: última escena, de Sánchez Barbudo", Boletín del Museo del Prado, 2007).



Otras obras


user_50_recepci_n_de_un_cardenal

Recepción de un Cardenal. Óleo sobre lienzo, 70 × 120.5 cm. Museo de Bellas Artes de Buenos Aires, Argentina. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_salvador_s_nchez_barbudo_la_corrida_de_la_p_lvora_c_1900_colecci_n_carmen_thyssen_bornemisza_en_pr_stamo_gratuito_al_museo_carmen_thyssen_m_laga

La corrida de la pólvora, c.1900. Óleo sobre tabla, 36 x 78 cm. Colección Carmen Thyssen-Bornemisza en préstamo gratuito al Museo Carmen Thyssen Málaga. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_ein_junger_fahnentr_ger_in_der_sakristei

Ein junger Fahnenträger in der Sakristei. 1917, óleo sobre lienzo, 51 x 72 cm. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_an_afternoon_in_the_salon

An Afternoon In The Salon. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_recibiendo_la_visita

Recibiendo la Visita. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_ricevimento_pomeridiano_1892_salvador_sanchez_barbudo

Ricevimento Pomeridiano. 1892. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_21690118

Retrato de policia, óleo sobre tabla, 56 x 34 cm. Colección privada. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_barbudo_salvador_sanchez_an_engaging_conversation

An Engaging Conversation. Colección privada. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


user_50_barbudo_salvador_sanchez_confidences

Confidencias. Colección privada. Obra de Salvador Sánchez Barbudo


Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado el trabajo recopilatorio dedicado al pintor español Salvador Sánchez Barbudo (1857-1917). Fue uno de los artistas españoles más importantes del género de «casacón», quien siguió en Roma la tradición de Mariano Fortuny. Durante su niñez estuvo bajo la protección del marqués del Castillo y en 1875 se trasladó a Sevilla donde asistió a la Escuela de Bellas Artes, convirtiéndose en discípulo de José Villegas. Sánchez Barbudo fue, además, un excelente acuarelista y grabador, así como retratista de tipos de gran talento.



Fuentes y agradecimientos: carmenthyssenmalaga.org, es.wikipedia.org, pinterest.com, villapalagonia1.blogspot.com, oceansbridge.com, classicartpaintings.com, todocoleccion.net, kavery.dreamwidth.org y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 1 de 1
 

Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 1 invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de permisos
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario