Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Extranjeros. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 1 de 1
 
 
Richard Hamilton
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Richard Hamilton 
 
Este trabajo recopilatorio está dedicado a Richard Hamilton (n. Londres; 24 de febrero de 1922 – f. 13 de septiembre de 2011) fue un pintor británico, pionero del arte pop británico.

Tras dejar el colegio sin conseguir ningún título, entró a trabajar en una agencia publicitaria de la ciudad, mientras que acude a clases nocturnas en el Saint Martin's School of Art y en el Westminster Technical College. Con dieciséis años entra en la Royal Academy of Art para estudiar pintura, donde permanecería dos años. Entre 1941 y 1946 trabajó como delineante técnico, llevando a cabo su primera exposición en solitario en 1950, presentando una colección de aguafuertes.

En los años cincuenta, su obra, influida por Cézanne, el cubismo, el futurismo y la cronofotografía, se preocupa por el movimiento o la perspectiva.

1952 sería un año clave en su trayectoria artística. Ese año empezó a impartir clases de tipografía y diseño industrial en la Escuela Central de Arte y Diseño de Londres. Al tiempo fundó junto a Eduardo Paolozzi, Lawrence Alloway, Alison y Peter Smithson y Nigel Henderson el Independent Group en el Instituto de Arte Contemporáneo de Londres (ICA).

En 1956, se organizó una exposición para la Whitechapel Art Gallery, bajo el título This is Tomorrow (Esto es mañana). Hamilton organizó la contribución del Independent Group a la muestra, en la cual presentaría su colaje Just What Is It That Makes Today's Homes So Different, So Appealing? (¿Pero qué es lo que hace a los hogares de hoy día tan diferentes, tan atractivos?), el cual se convertiría en el manifiesto del arte pop británico, movimiento en el que interpretaría un papel esencial.

En esta obra aparecen multitud de elementos de la cultura de masas estadounidense: una chica de revista (ver: pin up y cover girl), un fisioculturista, un televisor, un logotipo de Ford, una portada de historieta, una aspiradora, un cartel de cine, un retrato de un antepasado centenario y un enorme chupa-chups (chupetín o caramelo con palo) sostenido por el fisioculturista como si fuese una raqueta de tenis, todo ello bajo el planeta Tierra a modo de techo.

Su obra se nutriría desde entonces de los motivos y elementos de la cultura popular y de masas.


user_50_0swingeing_london_67_poster_1967_68

Swingeing London 67 - poster 1967-68

También fue el diseñador de la cubierta del White Album (Álbum Blanco) de The Beatles, en 1968. Precisamente la pintura y los colajes de Hamilton se hicieron famosos en prácticamente en todo el mundo por ser uno de los más célebres diseñadoes gráficos de las obras de The Beatles siendo en los 1960 uno de los más conocidos exponentes del pop-art junto al estadounidense Andy Warhol, sin embargo, tras ser uno de los organizadores en 1967 de una retrospectiva de la obra de Marcel Duchamp en la Tate Gallery de Londres, su diseño para el White Album llamó la atención por el diseño, la "ilustración" que hizo de la cubierta de tal LP fue absolutamente minimalista -literalmente tal álbum era "ilustrado" con el no-color blanco, era un álbum como lo señala la etimología latina-, muy austera y muy seria, por lo cual rompía con los típicos abigarrados y alegres diseños del pop-art sesentista, en este caso tomaba distancia de coetaneos como Peter Blake.

En 2007 la ciudad de Fráncfort del Meno le otorgó el Premio Max Beckmann. Al año siguiente le fue concedido el Praemium Imperiale de Pintura.

Espero que la recopilación que he conseguido de este pintor británico, sea del interés de los aficionados al arte que frecuentan esta sección, y contribuya en su divulgación.





Algunas obras


user_50_1pin_up_1961_oil_cellulose_and_collage_on_panel_136_5_x_95_8_x_7_6_cm

Pin-up. 1961. Oil, cellulose, and collage on panel, 136.5 x 95.8 x 7.6 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_1fashion_plate_1969_70

Fashion-plate. 1969-70. Obra de Richard Hamilton


user_50_1adonis_in_y_fronts_1963

Adonis in Y Fronts. 1963. Obra de Richard Hamilton


user_50_1hotel_du_rhone_2005_oil_on_fuji_oce_lightjet_on_canvas_100_x_100_cm

Hotel du Rhone, 2005, Oil on Fuji-Oce LightJet on canvas, 100 x 100 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_1glorious_techniculture_1961_64_oil_and_collage_on_panel_122_9_x_122_9_cm

Glorious Techniculture. 1961-64. Oil and collage on panel, 122.9 x 122.9 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_1four_self_portraits_05_3_81_1990

Four Self Portraits - 05.3.81, 1990. Obra de Richard Hamilton


user_50_1shock_and_awe_2007_08_inkjet_print_on_hewlett_packard_premium_canvas_200_x_100_cm

Shock and Awe, 2007-08, Inkjet print on Hewlett-Packard Premium canvas, 200 x 100 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_1descending_nude_2006_oil_on_fuji_oce_lightjet_on_canvas_110_x_73_cm

Descending Nude, 2006, Oil on Fuji-Oce LightJet on canvas, 110 x 73 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_1balzac_b_2011_printed_2012_epson_inkjet_on_hewlett_packard_rhesolution_canvas_112_x_176_cm

Balzac (b), 2011 (printed 2012), Epson inkjet on Hewlett-Packard RHesolution canvas, 112 x 176 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_2picasso_s_meninas_1973

Picasso's meninas. 1973. Obra de Richard Hamilton


user_50_2hommage_chrysler_corp_1957

Hommage à Chrysler Corp. 1957. Obra de Richard Hamilton


user_50_2_he_1958_61

$he. 1958-61. Obra de Richard Hamilton


user_50_i_m_dreaming_of_a_white_christmas_1967

I'm dreaming of a white Christmas. 1967. Obra de Richard Hamilton


user_50_interior_1964_65

Interior. 1964-65. Obra de Richard Hamilton


user_50_interior_ii_1964

Interior II. 1964. Obra de Richard Hamilton


user_50_just_what_is_it_that_makes_today_s_homes_so_different_1992

Just what is it that makes today's homes so different? 1992. Obra de Richard Hamilton


user_50_just_what_was_it_that_made_yesterday_s_homes_so_different_so_appealing_1992

Just what was it that made yesterday's homes so different, so appealing? 1992. Obra de Richard Hamilton


user_50_my_marilyn_1965

My Marilyn. 1965. Obra de Richard Hamilton


user_50_3_bathroom_fig_2_ii_2005_06_oil_on_fuji_oce_lightjet_on_canvas_100_x_100_cm

Bathroom – fig.2 II, 2005-06, Oil on Fuji-Oce LightJet on canvas, 100 x 100 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3_portrait_of_a_woman_as_an_artist_2007_oil_on_inkjet_on_canvas_100_x_123_cm

Portrait of a woman as an artist, 2007, Oil on inkjet on canvas, 100 x 123 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3towards_a_definitive_statement_on_the_coming_trends_in_men_s_wear_and_accessories_a_together_let_us_explore_the_stars_1962

Towards a definitive statement on the coming trends in men's wear and accessories (a) Together let us explore the stars 1962. Obra de Richard Hamilton


user_50_3treatment_room_1983_84_installation_275_x_550_x_550_cm

Treatment Room, 1983-84, Installation, 275 x 550 x 550 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3portrait_of_hugh_gaitskill_as_a_famous_monster_of_filmland_1964_oil_and_collage_on_photograph_on_panel_61_x_61_cm

Portrait of Hugh Gaitskill as a Famous Monster of Filmland, 1964, Oil and collage on photograph on panel, 61 x 61 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3swingeing_london_67_f_1968_69_screenprint_on_canvas_acrylic_and_collage_67_x_85_cm

Swingeing London 67 (f), 1968-69, Screenprint on canvas, acrylic and collage, 67 x 85 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3the_citizen_1981_83_oil_on_canvas_2_canvases_each_200_x_100_cm

The Citizen, 1981-83, Oil on canvas, 2 canvases, each 200 x 100 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3_the_state_1993_humbrol_enamel_and_cloth_on_cibachrome_on_canvas_two_canvases_each_200_x_100_cm

The State, 1993, Humbrol enamel and cloth on Cibachrome on canvas, Two canvases, each 200 x 100 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3the_subject_1988_90_oil_on_canvas_2_canvases_each_200_x_100_cm

The Subject, 1988-90, Oil on canvas, 2 canvases, each 200 x 100 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3_the_passage_of_the_bride_1998_99_oil_on_cibachrome_on_canvas_102_x_127_cm

The passage of the bride, 1998-99, Oil on cibachrome on canvas, 102 x 127 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_3_the_passage_of_the_angel_to_the_virgin_2007_digital_montage_fuji_oce_lightjet_on_canvas_120_x_168_cm

The Passage of the Angel to the Virgin, 2007, Digital montage, Fuji-Oce LightJet on canvas, 120 x 168 cm. Obra de Richard Hamilton


user_50_richard_hamilton_the_saensbury_wing_1999_2000_oil_on_canvas_59_7_x_82_cm_courtesy_of_the_estate_of_richard_hamilton

The Saensbury Wing, 1999-2000, Oil on canvas, 59.7 x 82 cm. Courtesy of the Estate of Richard Hamilton.




Richard Hamilton: El gran maestro


user_50_0un_retrato_de_richard_hamilton_en_su_estudio_londinense_en_1970

Un retrato de Richard Hamilton en su estudio londinense en 1970.

A principios de los años cincuenta Inglaterra, en medio de una Europa desmoronada, persiguiendo un poco de aire tras las secuelas de la guerra, trataba de hallar su imagen, buscar nuevas fórmulas para el relato. Justo en esos años, en una de los primeras reuniones del Independent Group, la versión inglesa y temprana del arte pop norteamericano, aparecía Richard Hamilton en el ICA londinense, centro indiscutible de vanguardia desde la inauguración. Sería un momento crucial en su carrera: allí conocería a Eduardo Paolozzi, uno de los artistas de collage más interesantes del grupo, y empezaría a familiarizarse con Duchamp, otro de los hitos para su trayectoria.

A partir de aquí las cosas irían deprisa. Primero el famoso collage —¿Qué hace a los hogares de hoy tan diferentes, tan atractivos?—, donde el chico inglés de posguerra recortaba fascinado las revistas americanas para construir la obra que llamaría la atención de todos.

Después su papel en la exposición This is tomorrow —esto es hoy— en la Whitechapel de Londres. Había comprendido como nadie la esencia del pop: “Popular, barato, sexy, inteligente y un gran negocio”, comentaba un poco a la manera de Warhol.

Aunque nada tenía que ver con Warhol, entre otras cosas porque pese a sus afinidades electivas, las de un momento de transformación, ingleses y americanos se rebelaban en los últimos cincuenta y primeros seesenta contra planteamientos diametralmente opuestos desde el punto de vista formal. Si en los Estados Unidos se reaccionaba contra la abstracción de la Escuela de Nueva York impuesta por la crítica, en Inglaterra —se dice a menudo— la revuelta era contra los paisajes bucólicos de la colonia de St. Yves en Cornualles. Los primeros construían una imagen frígida del mundo, los segundos rescataban un arte urbano y agresivo.


user_50_0white_album_de_the_beatles_richard_hamilton

Autor de diseños memorables —como el del White Album de The Beatles—, interesado en las nuevas tecnologías y los diferentes procesos de estampación; siempre involucrado a la política, en especial los conflictos locales, Hamilton volvía la mirada también hacia los clásicos —se pudo ver en el Prado con sus relecturas de Las Meninas. La muerte le sorprendió trabajando sobre La obra desconocida de Balzac —otra fascinación de Picasso—, serie que ha quedado inconclusa y que habla de su interés hacia los grandes maestros. Al volver a mirar obras radicales e inteligentes como $he —cuya iconografía parte de una serie de anuncios de amas de casa y modelos relacionándose con electrodomésticos, tan de época— queda claro que Hamilton mismo ha pasado a formar parte de esta categoría. Es, sin duda, un “gran maestro” del siglo XX.


user_50_0richard_hamilton_entrevistado_en_el_macba_de_barcelona_en_2010

Richard Hamilton entrevistado en el MACBA de Barcelona, en 2010



Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado el trabajo recopilatorio dedicado al artista Richard Hamilton (1922–2011) fue un pintor británico, pionero del arte pop británico.



Fuentes y agradecimientos: Courtesy of the Estate of Richard Hamilton, archiverichardhamilton.html, tate.org.uk, moma.org, es.wikipedia.org, cultura.elpais.com, elpais.com, norwegianwood.org y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
última edición por j.luis el Jueves, 25 Octobre 2012, 17:36; editado 1 vez 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Richard Hamilton 
 
La National Gallery de Londres presenta en público los últimos trabajos de Richard Hamilton


La última palabra del pope del pop. Gran figura del arte de posguerra, falleció en 2011



user_50_1350230299_355448_1350230546_noticia_normal

Una de las dos versiones de La Anunciación que propone Hamilton. / GETTY IMAGES

La obsesión por el desnudo femenino, compartida con su héroe artístico Marcel Duchamp, el estudio constante del espacio y la perspectiva que definen un cuadro, la influencia de los clásicos en su obra más tardía que plasma en imágenes generadas por ordenador… La última e inacabada obra de Richard Hamilton (1922-2011), pionero del pop art británico y una de las grandes figuras del arte de la posguerra, se presenta esta semana en Londres por primera vez al público como una destilación de más de cinco décadas de carrera artística, la esencia de sus inquietudes y de su arte. El tríptico Le chef d’oeuvre inconnu: a painting in three parts (La obra maestra desconocida: una pintura en tres partes) es el gran protagonista de la exposición que la National Gallery dedica al tramo final de su producción, y de la que el propio autor fue artífice hasta que le sobrevino la muerte en septiembre pasado.

Marcado por su interrogación constante de las representaciones de la realidad que nos rodea, que reinventó una y otra vez combinando estilos, géneros y formatos, Hamilton decidió que la muestra londinense integrara la presentación inicial de esa obra, con sus tres variaciones, una vez supo nunca podría acabarla. Ejecutada a partir de imágenes digitales sobre las que pintó a mano, Le chef d’oeuvre inconnu fue concebida específicamente para esa retrospectiva de su última década artística en la National Gallery, un museo del que fue asiduo visitante, comisario y expositor, y cuyo retablo de maestros ejerció de inspiración esencial en sus trabajos postreros.

Una mujer desnuda se recuesta en el lecho bajo la mirada de tres personajes masculinos, los pintores Poussin, Courbet y Tiziano, en ese tríptico que plasma una historia corta (con el mismo título) firmada por Honoré de Balzac en 1831: el relato sobre un pintor del siglo XVII que trabaja incansablemente en el retrato de una mujer en busca de la representación perfecta. La obra maestra desconocida de Hamilton también podría verse, a decir de los expertos, como su respuesta a otro cuadro de Marcel Duchamp —Étant donnés, el último realizado por el artista francés y hoy propiedad del Museo de Arte de Filadelfia—, a quien siempre consideró su gran maestro.

Las referencias a Duchamp o al arte del Renacimiento, cuyas reglas de la perspectiva utiliza en sus cuadros de interiores, son una constante en la treintena de piezas que integran la exposición Richard Hamilton: Los últimos trabajos, inaugurada el miércoles y que puede visitarse de forma gratuita hasta el 13 de enero. La pintura, la fotografía y las técnicas digitales (el autor fue pionero en el uso del ordenador y diseñó sus propio hardware), conforman unas obras en las que predominan el erotismo de sus modelos desnudas, la recreación de espacios interiores y la iconografía religiosa. Así como la obra Descending nude puede recordar al Nu descendant un escalier de Duchamp (1912), las dos versiones de La Anunciación que propone Hamilton nos muestran primero a sendas mujeres desnudas y con rasgos muy actuales encarnando al arcángel Gabriel y a la Virgen y, en una segunda variación, a otra modelo despojada de ropa y hablando por teléfono en un hábitat de decoración minimalista.

La propia National Gallery aparece como objeto de una de las obras expuestas (The Saensbury wing), donde una de sus alas es pintada en un estilo austero que se centra en el punto de vista, otras de las cuestiones recurrentes en la producción del artista británico. El museo con el que mantuvo una relación muy estrecha nos brinda esta gran exposición a modo de reflexión sobre la madurez plena de su arte.


user_50_richard_hamilton_the_passage_of_the_bride_1998_99_oil_on_cibachrome_on_canvas_102_x_127_cm_courtesy_of_the_estate_of_richard_hamilton

Richard Hamilton, The passage of the bride, 1998-99, Oil on cibachrome on canvas, 102 x 127 cm. Courtesy of the Estate of Richard Hamilton.

La crítica londinense se ha rendido ante la propuesta (en contraste con las reacciones divergentes que suscitara la anterior retrospectiva de Hamilton organizada en la ciudad hace dos años y medio, entonces consagrada a su sesgo más político). Más de una voz consideró aquellos trabajos, entre ellos la imagen manipulada del ex primer ministro Tony Blair en pose de cowboy (crítica a su implicación en la guerra de Irak), como magníficos ejemplos de Photoshop, pero piezas de arte facilonas y sin mayor trascendencia. Ahora, cuando se acaba de cumplir el año de su fallecimiento, la muestra de la National Gallery reivindica en toda su dimensión la figura de un artista que ejerció de precursor del pop art en Reino Unido (con la fundación del movimiento británico de vanguardia Independent Group, en 1952), que se anticipó en el enfoque hacia el arte conceptual, y que exploró la pintura, la tipografía, el diseño industrial y las herramientas tecnológicas hasta llegar a ese último cuadro sobre una obra maestra que no pudo culminar.



Fuentes: elpais.com y archiverichardhamilton.html
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Richard Hamilton 
 
El padre del ‘pop art’ sigue asombrando al mundo


La Tate Modern acoge una ambiciosa muestra retrospectiva de Richard Hamilton

La exposición, que repasa los 60 años carrera del artista, llegará al Museo Reina Sofía en junio




 08

Shock and Awe' (2010), en la que Richard Hamilton hizo una crítica a la guerra de Irak representando a Tony Blair como un pistolero.
ANDY RAIN (EFE)

Bill Hayes canta con afectación hillbilly desde las entrañas de una vetusta gramola The ballad of Davy Crockett, mientras Kirk Douglas besa a otro hombre, Charlton Heston se dispone a hacer añicos las tablas de la ley ante la mirada crispada de Robbie el Robot y un micrófono invita a que cualquiera alce la voz. Si la instalación demostró ayer, durante la presentación de la fenomenal exposición dedicada por la Tate Modern al artista británico Richard Hamilton, que conserva intacta su capacidad de asombrar incluso aunque se hayan cumplido con creces todas sus profecías pop… ¿Cómo debió de ser el impacto en los visitantes a la histórica colectiva del Independent Group This is tomorrow, de 1956, donde se pudo ver por primera vez?

Imposible saberlo… pero no tan difícil de suponer. Richard Hamilton, artista analítico y escrupuloso, padre del arte pop británico y casi con toda seguridad también del otro, debió de provocar entonces la conmoción reservada a los cambios de paradigma; entre la nueva y la vieja Inglaterra, entre el pasado burgués y el futuro de la publicidad y el consumismo, entre la sociedad de la radio y los mass media. En la misma sala de la instalación, una reproducción de su gran collage ¿Qué hace de los hogares de hoy tan diferentes, tan atractivos? parece la prueba definitiva de que sus dardos siguen acertando en las dianas.

    Richard Hamilton debió de provocar entonces la conmoción reservada a los cambios de modelo

Fue diseñado para la cubierta del catálogo de This is tomorrow y con su mezcla de culturistas, piruletas, electrodomésticos y eslóganes publicitarios está considerado el big bang del pop art, movimiento que Hamilton definió en su célebre carta a los Smithson (“es prescindible, es barato, es…”) para luego desmontarlo con cerebral ironía; al elegir a Bing Crosby, ya una ajada estrella en los sesenta, parece mirar por encima del hombro al Warhol fascinado con la obviedad de Elvis Presley.

Antes y después del collage se despliega en la exposición, que en junio llegará con el apoyo de la Fundación Abertis al Reina Sofía ampliada y mejorada (260 obras en Madrid, frente a las 160 de Londres), el universo de un creador excepcional. Se ha convertido en un cliché decir de uno de esos ajustes de cuentas artísticas que llaman retrospectiva que pone en su sitio el legado de tal o cual nombre denostado por la academia, pero en este caso no parece arriesgado afirmar, como hace Manuel Borja-Villel, director del Reina, que esta exposición recoloca a Hamilton “como uno de los mejores artistas del siglo XX”.

Concebida en su origen por él mismo —la muerte a los 89 años le impidió en 2011 terminar el trabajo— y organizada cronológicamente por los comisarios, Vicente Todolí, exdirector de la Tate, y Paul Schimmel, la propuesta gravita en torno a los icónicos interiores de Hamilton. Una de ellas, la inaugural Growth & Form, da la bienvenida al visitante con su extraña mezcla de ciencia y escultura en lo que se trata de todo un acontecimiento: nunca se había reconstruido la pieza, desde su primera exhibición 1951 en las salas del Institute of Contemporary Arts (ICA), a cuyos heroicos comienzos estuvo Hamilton asociado, cuando Reino Unido trataba de restañarse las heridas de la II Guerra Mundial a base de orgullo nacionalista y el optimismo un tanto irónico propio de Pasaporte para Pimlico y el resto de las comedias de los estudios Ealing.

El resto de las instalaciones se reparten entre las salas del museo nacional y el ICA. Todolí explicaba ayer en el transcurso de una charla sostenida con vistas a un día de perros sobre el Támesis y la catedral de San Pablo, que más allá del número de obras incluidas, la muestra del Reina “se centrará más en el proceso de trabajo del artista que en sus resultados”.

Recuerdan los implicados en el proyecto, como el coordinador de la exposición Rafael García, que Hamilton quiso desde el principio privilegiar la parada madrileña (es más, nunca contó con que la itinerancia incluyera la Tate). El artista, londinense que durante tantos años fue profesor en Newcastle, consideraba España como su segunda casa desde que llegó en los sesenta siguiendo los pasos de Duchamp, quien, a su vez, hizo lo propio con Dalí. Como prueba de su sostenida relación con la Costa Brava, Huc Malla, continuador del legado de la mítica Galería Cadaqués tras la muerte hace seis años de su fundador, Lanfranco Bombelli , contemplaba ayer algunas de las obras que Hamilton concibió para sus 14 exposiciones individuales celebradas en el espacio.

En la sala contigua a esta, cuyas piezas estrella son los relieves con la silueta del Guggenheim de Nueva York y una representación de la risa de un crítico como dentadura postiza, aguarda la portada del disco blanco de los Beatles y la serie de pinturas con diversas técnicas que hizo a partir de una foto de Mick Jagger esposado al galerista Robert Fraser. Y si algo queda claro es que, si bien él no se consideraba pintor, se reveló como un pulcro maestro del medio. La técnica toma protagonismo en las últimas décadas; a medida que fue envejeciendo (del paso del tiempo hay pruebas en otra de las grandes obras de su vida, las Polaroids que de él tomaron personalidades como Gerhard Richter, Dieter Roth, Joseph Beuys o Ferran Adrià) su arte se hizo más político (con lienzos como el que representa a Tony Blair en plan pistolero o el antes y después de la ocupación en Palestina).

La muestra termina con el tríptico inacabado, basado en La obra maestra desconocida, de Balzac, en la que Poussin, Tiziano y Courbet posan delante un ordenador en otra demostración de que ni la ironía, ni la tecnología (llegó a diseñar un ordenador en los ochenta) le abandonaron nunca. Y al final queda la sensación de que mirar al pasado de Hamilton, hombre obsesionado con el futuro, los cohes, las tostadoras y otras promesas, es un ejercicio memorable.



Algunas imágenes


 01

Mick Jagger (derecha) y el galerista Robert Fraser evitan los flases de los 'paparazzis' tras ser detenidos. La pintura pertenece a la serie 'Swingeing London (1968-69).


 07_1392213196_236975

Cinco de las seis piezas de la serie 'The Solomon R Guggenheim', reunidas por primera vez desde 1992 para la retrospectiva de la Tate Modern. / Andy Rain (EFE)


 06

'Just what makes today's homes so different, so appealing?', de Richard Hamilton, el icónico 'collage' con el que da por inaugurado el arte pop.


 00_1392212786_177130

 Un hombre observa la obra 'La habitación de tratamiento' (1984), en la que Richard Hamilton hizo una crítica del thatcherismo. / Andy Rain (EFE)


 02_1392212895_575973

Una mujer, ante la obra 'Señal' en la retrospectiva de Richard Hamilton en la Tate Modern. La pieza fue producida por la Galería Cadaqués.
/ Andy Rain (EFE)


 03

Parte de la instalación 'Fun house' que formó parte de la muestra 'This is tomorreow' en 1956. Es una de las estrellas de la muestra de Richard Hamilton en la Tate Modern de Londres. / Andy Rain (EFE)


 05

'Interior II' es el tríptico que el artista Richard Hamilton dejó inacabado a su muerte en septiembre de 2011. Esta basado en 'La obra maestra desconocida', de Balzac. / Andy Rain (EFE)


Fuente: elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Richard Hamilton 
 
Richard Hamilton, profeta de la posmodernidad, toma el Reina Sofía


El museo madrileño presenta una antológica de 270 obras ideada por el propio artista



 1403720691_374909_1403720866_noticia_grande

Instalación que realizó Hamilton para la exposición colectiva 'This is tomorrow', en 1956, y que ahora exhibe el Reina Sofía. / ÁLVARO GARCÍA

A Richard Hamilton (Londres, 1922- 2011) se le suele atribuir la paternidad del pop art, el movimiento artístico inspirado en la cultura popular. Pero también fue precursor del apropiacionismo, de la instalación y de muchas otras tendencias que fueron sorprendiendo según avanzaba el siglo XX y arrancaba el XXI. Hijo artístico de Duchamp, la ironía y el juego forman parte de sus reflexiones críticas y de sus permanentes investigaciones. El Reina Sofía abre el viernes al público Richard Hamilton, la exposición más completa que se le ha dedicado nunca al artista.

Con más de 270 obras, la exposición fue proyectada por el propio artista en 2010, un año antes de su muerte, para las salas del Reina Sofía. En la Tate Modern de Londres se pudo ver este invierno una versión reducida, alrededor de una tercera parte de lo que se muestra en Madrid.

Junto a todas las obras más conocidas y representativas de Hamilton (la carátula del doble disco de los Beatles, White album; la serie de celebridades de Swinging London 67; las reproducciones de Duchamp, My Marilyn, Interior o The Solomon R. Guggenheim), se exponen sus últimos trabajos en los que volvió a jugar con la fotografía y la pintura. Un retrato de Tony Blair, Conmoción y pavor (2010) vestido de indomable vaquero, da idea del espíritu corrosivo que mantuvo hasta el final.

El proyecto surgió hace cinco años, cuando el artista visitó el centro

Pero la gran diferencia de la exposición de Madrid, patrocinada por la Fundación Abertis, respecto a la ya vista en Londres, está en su propia estructura. Cuenta Manuel Borja-Villel, director del Reina Sofía, que el proyecto surgió hace cinco años, cuando Hamilton visitó el museo para reproducir una obra de Duchamp, El gran vidrio. “En este gran continuador de Duchamp”, explica Borja-Villel, “más que el estilo, importa el proceso creativo. Lo que más le interesa es el evento, el acontecimiento. De una exposición, le importaba su concepto y su organización. Y quiso que esta fuese a una exposición de exposiciones. Junto a los conjuntos y series, están los proyectos”.

Siguiendo las directrices del artista, para el Reina Sofía se han reconstruido cinco instalaciones de gran tamaño y se ha hecho utilizando los archivos del artista: Growth and Form (reconstruida por primera vez desde 1951), Lobby an Exhibit, This is tomorrow y Man, Machine and Motion, propiedad del centro madrileño.

Los comisarios, Vicente Todolí y Paul Schimmel han utilizado películas de 16 milímetros proyectadas en la exposición original y la filmación de un paseo por la muestra. El interés de esta instalación estriba en que representaba el modelo de exposición paradigmático del artista a la vez que muestra cómo Hamilton se inspiró en la sensibilidad y en las tácticas del surrealismo y del dadaísmo con las técnicas literarias de Joyce y el lenguaje de Duchamp.


 2richard_hamilton_interior_ii_1964_52d3e4015402c

Richard Hamilton. Interior, 1964

Sin orden cronológico y gran interés en los temas, los comisarios han dividido la exposición, que desborda la tercera planta del edificio, en 14 apartados que abarcan todos los campos y soportes con los que trabajó Hamilton entre 1949 y 2011. Arranca con sus primeras pinturas de comienzos de los años cincuenta, donde aborda la alteración de la materia orgánica y prosigue con sus conocidísimas piezas de arte pop inspiradas en el consumo de masas; un pop que tiene poco más que un aire de familia con el que luego desarrollan los artista norteamericanos como Warhol o Lichtenstein. Una versión del collage titulado Just what is it that makes today’s homes so different, so appealing? es la pieza central de This is tomorrow (1956), la exposición en la que se invitó a artistas, arquitectos y diseñadores para armar un solo proyecto. Con imágenes procedentes del cine de Hollywood, la ciencia-ficción y la publicidad, se organizó un proyecto de una potencia visual excepcional. El cartel anunciador de la muestra era precisamente el mencionado collage en el que un culturista, una grabadora, una modelo con el pecho descubierto y unas luces de neón sirvieron para marcar formalmente el nacimiento del pop.

Espectacularidad aparte, una de las más sorprendentes recreaciones es la realizada a partir de la exposición An Exhibit (1957), una propuesta en la que Hamilton manifestó sus preocupaciones estéticas y conceptuales de entonces. Aquí lo importante era la estructura y, a base de paneles de metacrilato, proponía la interacción del espectador. Planteaba sus dudas sobre la indeterminación espacial que ofrecen el cine y la televisión.

Curioso resulta contemplar ahora los retratos que hizo a una gran parte de las celebridades de los sesenta en Londres o los retratos que pidió que le hicieran a él con la Polaroid. Hay 128 imágenes que fueron disparadas por amigos suyos tan célebres como Francis Bacon, Andy Warhol, Man Ray, Yoko Ono o Ferran Adrià, entre muchos otros artistas archiconocidos.

Entre sus últimos trabajos se encuentra una obra sin titular inspirada en un relato de Balzac, La obra maestra desconocida en la que cuenta la historia de un pintor empeñado en realizar un desnudo femenino perfecto. Junto a la mujer tumbada, Hamilton incorpora autorretratos de Poussin, Courbet y Tiziano; tres artistas que mantuvieron una permanente lucha por resolver el desnudo femenino.

Alta, flaca y toda vestida de negro, la artista Rita Donagh, compañera durante casi toda su vida del artista, recorría ayer la exposición con sonrisa de satisfacción. Antes, durante la presentación a la prensa, agradeció a cada uno de los organizadores la recreación de lo que se puede considerar el testamento artístico de Richard Hamilton.


 1403720691_374909_1403721761_sumario_grande

'Hombre, máquina y movimiento' (1955), otra de las obras de la retrospectiva sobre Hamilton. / J. J. GUILLÉN (EFE)


elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: Richard Hamilton 
 
.


Clausura de la exposición de Richard Hamilton en el Reina Sofía



 03_1413126773_568787

Vista de sala de la exposición Richard Hamilton, 2014

A través de una selección de más de 250 obras realizadas entre 1949 y 2011, esta exposición ofrece un exhaustivo recorrido retrospectivo por la obra de Richard Hamilton (Londres, 1922 - 2011), figura clave del Pop Art y uno de los artistas británicos más influyentes del siglo XX. En ella se muestra cómo este artista logró construir un incisivo y polifacético discurso iconográfico que, bajo su aspecto lúdico e irónico, planteaba una reflexión crítica, no exenta de un cierto componente de fascinación, sobre la sociedad de consumo y el imaginario mediático contemporáneo, al tiempo que exploraba y desbordaba los límites entre lo popular y lo culto, lo natural y lo artificial, lo figurativo y lo abstracto.


 01_1413126685_777971

Richard Hamilton. Just what is it that makes today’s homes so different, so appealing? [¿Qué es lo que hace que las casas de hoy sean tan diferentes, tan atractivas?], 1956/1992. Collage. 26 x 25 cm. Colección particular.


 02_1413126726_716169

Richard Hamilton. My Marilyn (Mi Marilyn). 1965. Óleo, collage y fotografía sobre tabla. 102,5 x 122 cm. Colección Ludwig


 04_1413126812_694891

Vista de sala de la exposición Richard Hamilton, 2014


 05_1413126847_314268

Vista de sala de la exposición Richard Hamilton, 2014


 06_1413126881_515057

Vista de sala de la exposición Richard Hamilton, 2014

La muestra, el último proyecto expositivo en el que participó directamente Hamilton, nos da cuenta de la gran variedad de medios, géneros y temáticas que este artista utilizó y abordó a lo largo de su carrera: desde la fotografía, el dibujo o el grabado hasta el diseño industrial, la publicidad o la manipulación digital de imágenes; desde el retrato y el autorretrato y los interiores hasta las indagaciones de carácter metalingüístico (en torno a, por ejemplo, las limitaciones de las diferentes formas de representación o la relación entre visión y movimiento), pasando por la crítica política o la reflexión sobre el consumismo y la cultura de masas.

La exposición también analiza el papel que jugó en su práctica artística la apropiación y recontextualización de imágenes pre-existentes, así como el diálogo que en muchos de sus trabajos Hamilton estableció con la obra de otros creadores. En este sentido, se presta especial atención a la influencia que ejerció sobre su producción Marcel Duchamp, un artista que siempre tuvo como referente y del que incluso llegó a reconstruir una de sus piezas más emblemáticas: El gran vidrio.  

Dividida en catorce apartados que, aunque con matices, siguen un cierto orden cronológico, en la exposición se pueden ver las obras más conocidas de Richard Hamilton, su diseño para la cubierta del popularmente conocido como “White Album” de los Beatles; o sus polémicas series pictórico-fotográficas Swingeing London 67 y My Marilyn. Además, en la muestra se han recreado varias de las instalaciones expositivas que Hamilton diseñó (o en cuyo diseño participó activamente): Growth and Form, Man Machine and Motion, Fun House y an Exhibit.

Richard Hamilton
27 junio - 13 octubre, 2014
Museo Reina Sofía
Edificio Sabatini, Planta 3




Fuente: museoreinasofia.es
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 1 de 1
 

Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 2 invitados
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de permisos
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario