Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Extranjeros. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 1 de 1
 
 
Dirk Bouts (c. 1410 - 1475)
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje 
Mensaje Dirk Bouts (c. 1410 - 1475) 
 
Este trabajo recopilatorio está dedicado al pintor neerlandés Dirk Bouts. Se sabe muy poco acerca de los principios de la vida de Bouts, pero fue altamente influenciado por Jan van Eyck y por Rogier van der Weyden, de quien posiblemente haya sido aprendiz. Fue documentado por primera vez en Lovaina hacia 1457 y trabajó allí hasta su muerte en 1475. También Tuvo dos hijos pintores que siguieron su técnica Dieric y Albrecht, aunque no alcanzaron ni de largo la fama del padre y saus obras están poco documentadas.

Dirk Bouts, también escrito Dieric, Dierick y Dirck, (c. 1410, Haarlem, Países Bajos - Lovaina, Bélgica, 6 de mayo de 1475) fue un pintor neerlandés. Pintó obras religiosas y retratos de estilo sencillo y sereno, aunque de gran expresividad, influido por Rogier van der Weyden. Bouts utilizó con maestría el paisaje como fondo de las obras e introdujo una percepción especial de la atmósfera de la luz, donde los objetos son sólo un accesorio. Célebre por su sutileza cromática y por la capacidad para crear un efecto de profundidad en interiores y paisajes, está considerado como uno de los pintores del norte de Europa más importantes de la época, superado únicamente por Jan van Eyck.

Según Karel van Mander (Het Schilderboeck, 1604), Bouts nació en Haarlem y fue principalmente activo en Lovaina, en donde fue pintor de la ciudad desde 1468. Van Mander confundió la edición escribiendo biografías de ambos "Dieric de Haarlem" y "Dieric de Lovaina", a pesar de referirse al mismo artista. El parecido de sus apellidos también condujo a la confusión de Bouts con Hubrecht Stuerbout, un prominente escultor en Lovaina.

Bouts estuvo entre los primeros pintores norteños en demostrar el uso de un único punto de fuga (tal como se ilustra en su Última Cena). Su trabajo tiene cierta rigidez primitiva del dibujo, pero sus pinturas son altamente expresivas, bien diseñadas y ricas en color.

Primeros trabajos. El primer trabajo conocido de Bouts es el Tríptico de la vida de la Virgen en el Prado (Madrid), fechado alrededor de 1445. El Retablo de la Deposición en Granada (Capilla Real) probablemente también data de este período, alrededor de 1450-60. Un retablo de lienzo desmembrado -- actualmente en el Musées Royaux des Beaux-Arts de Belgique (Bruselas), el Museo J. Paul Getty (Getty Center de Los Ángeles), la National Gallery de Londres, el Museo Norton Simon (Pasadena), y una colección privada suiza -- de las mismas dimensiones que el Retablo del Santo Sacramento probablemente también pertenezca a este período. El Lamento (Pietà) del Louvre es otro trabajo temprano.

Principales trabajos: el Retablo del Santo Sacramento y los Paneles de la Justicia. La Última Cena es el panel central del Retablo del Santo Sacramento, comisionado a Bouts por la Confraternidad del Santo Sacramento de Lovaina en 1464. Todas las ortogonales (líneas imaginarias perpendiculares al plano de la pintura que convergen en el punto de fuga) del cuarto central se dirigen a un único punto de fuga en el centro del tapiz, sobre la cabeza de Cristo. Sin embargo, el pequeño cuarto del costado tiene su propio punto de fuga, y ni este ni el punto de fuga del cuarto principal cae sobre el horizonte del paisaje visto a través de las ventanas. La Última Cena es el segundo trabajo fechado (después de Virgen y Niño Entronados con San Jerónimo y San Francisco de Petrus Christus en Fráncfort, de 1457) en mostrar la perspectiva lineal italiana.


 0_dieric_bouts_009

Dirk Bouts -La Última Cena, (Panel central del Tríptico del Retablo del Santo Sacramento), c. 1464-67.

Eruditos han remarcado además que la Última Cena de Bouts fue la primera pintura de panel flamenco representando los eventos de La Última Cena. En este panel central, Bouts no se concentró en la narrativa bíblica en sí, sino que presentó a Cristo en el papel de un sacerdote realizando un ritual de la liturgia de la Iglesia Cristiana - la consagración de la ostia eucarística. Esto contrasta fuertemente con otras representaciones de la Última Cena, que generalmente se concentraban en la traición de Judas o en Juan. Bouts además agregó complejidad a esta imagen incluyendo cuatro sirvientes (dos en la ventana y dos sirviendo), todos vestidos con atuendos flamencos. A pesar de haber sido identificados al principio como el propio artista y sus dos hijos, estos dos sirvientes probablemente sean retratos de miembros de la confraternidad, responsables de comisionar el retablo. La Última Cena fue la parte central del retablo de la iglesia de Sint-Pieterskerk (San Pedro en Lovaina).

El Retablo del Santo Sacramento tiene cuatro paneles adicionales, dos en cada ala. Como estos fueron llevados a los museos en Berlín y Múnich en el siglo XIX, la reconstrucción del retablo original fue dificultosa.


 00_1429019554_185173

Dirk Bouts -El tríptico de la vida, h. 1445. Óleo sobre tabla, 80 x 217 cm. Museo del Prado.

Tras obtener el cargo de pintor de la ciudad de Lovaina en 1468, Bouts recibió un pedido para pintar dos trabajos más para el Stadhuis (el ayuntamiento). El primero fue un retablo del Juicio Final (1468-70), el cual actualmente existe solamente en las dos alas junto con el Camino al Paraíso y la Caída de los Malditos en el Musée des Beaux-Arts, Lille (Francia), y un Busto de Cristo fragmentario del panel central en el Nationalmuseum, Estocolmo. Después de esto, se avocó a la larga comisión para los Paneles de la Justicia (1470-75), que lo mantuvieron ocupado hasta su muerte en 1475. Llegó a completar un panel y comenzó el segundo, ambos retratando la vida del Emperador Romano del siglo XI Otón III. Estas piezas se pueden ver en el museo de Bruselas. Los otros dos Paneles de la Justicia jamás fueron completados.

Retratos y Paneles Religiosos Muchos de los trabajos auténticos de Bouts son pequeños paneles religiosos, generalmente de la Virgen y el Niño. Un ejemplo es la Madonna Davis en Nueva York (Museo Metropolitano de Arte), del cual existen excelentes copias en el Bargello de Florencia y en los Fine Arts Museums de San Francisco. Esta composición sigue la fórmula del ícono milagroso de Notre-Dame-des-Grâces en Cambrai (Francia). En el reino del retrato, Bouts expandió la tradición establecida por Robert Campin, Jan van Eyck, Roger van der Weyden y Petrus Christus. Es generalmente atribuido a Bous el Retrado de un Hombre que se halla en el Museo Metropolitano de Arte (Nueva York), el cual se asemeja a algunas de las figuras presentes en los Paneles de la Justicia del artista. Otros retratos asociados con Bouts - tal como aquellos en Washington (Galería Nacional de Arte) y Amberes (Koninklijk Museum voor Schone Kunsten) - son más problemáticos.

El problema de Múnich. Dos trabajos Boutsianos en la Alte Pinakothek de Múnich han dejado perplejos a los eruditos por generaciones. Uno de ellos es el así llamado Tríptico "Perla de Brabante", el cual escritores de hasta 1902 trataron de separar de los trabajos auténticos de Bouts. Investigaciones recientes parecen refutar este intento. El otro es un par de paneles de un retablo retratando la Pasión - respectivamente mostrando la Traición de Cristo y la Resurrección. Durante mucho tiempo estos fueron considerados como parte de los primeros trabajos de Bouts, pero evidencia dendrocronológica ahora los ubica alrededor del momento de su muerte, en 1475. La invención de Schöne en 1938 de un "Maestro de la Traición de Múnich" es una atribución más apropiada.

Otros trabajos. La Última Cena y los Paneles de la Justicia son los únicos trabajos que se sabe definitivamente que pertenecen a Bouts. El resto de los paneles del Retablo del Juicio Final (fechable al 1468-70) y el Tríptico Martirio de San Erasmo (previo a 1466) son también atribuciones bastante seguras. Aparte de estos, una gran cantidad de pinturas han sido atribuidas a él, incluyendo:

   - En el Staatliche Museen zu Berlin: un Cristo en la Casa de Simón y un fragmento del Nacimiento con la Virgen en Plegaria
   - En el Museo Groeninge, Brujas: un tríptico del Martirio de San Hipólito
   - En el Capilla Real, Granada: una Virgen Entronada con Cuatro Ángeles
   - En el Museo Calouste Gulbenkian, Lisboa: un Anuncio
   - En la Galería Nacional, Londres: una Virgen Entronada con San Pedro y San Pablo
   - En el Alte Pinakothek, Múnich: un Ecce Agnus Dei
   - En el Louvre, París: un fragmento de Nacimiento con San José y una Virgen y Niño Entronados en un Nicho
   - En el Museo de Arte de Filadelfia: un Moisés detrás del Arbusto Ardiente
   - En el Museum Boijmans Van Beuningen, Rotterdam: un Busto de Cristo
   - En la Galería Nacional de Arte, Washington: una Virgen y Niño
   - En el Museo del Prado, Madrid. Tríptico de la vida de la Virgen.
   - En los Musées Royaux des Beaux-Arts. Bruselas. Juicio con Fuego

Dieric hijo y Aelbrecht. Bouts se casó dos veces, y tuvo cuatro hijos. Sus dos hijas fueron a conventos, y sus dos hijos se convirtieron en pintores que llevaron el taller Bouts a mediados del siglo XVI. Poco se sabe de su hijo mayor, Dieric hijo, a pesar de que parece haber sido él quien continuó con el estilo de su padre hasta su temprana muerte en 1491. El hijo más joven, Aelbrecht (o Alberto), hizo parecido, pero en un estilo que es inconfundiblemente suyo. Su distintivo trabajo propulsó la imaginería Boutsiana durante el siglo XVI.

Según los especialistas: "Las obras de Dirk Bouts evidencian la forma peculiar de ­traducir el mundo que le rodea, transmitiendo a sus figuras poco expresivas, sumidas en un silencio meditativo y con sus movimientos detenidos, una sensación de recogimiento, que se aleja de la fuerte emotividad de ­Roger van der Weyden y de la monumentalidad de Jan van Eyck, cuyo arte conoció y de los que se sirvió en la síntesis personal de su estilo"

Espero os guste la recopilación que he conseguido este pintor neerlandés, y en la medida de lo posible contribuya en la divulgación de su obra.






Algunas obras


Dirk Bouts en el Museo del Prado

Bouts, Dirk (Haarlem, h. 1420 - Lovaina, 1475). Pintor holandés. Aparece registrado como pintor en los archivos de la ciudad de Lovaina en el año 1457 y llega a ser pintor oficial de la misma entre 1468 y 1475, fecha de su muerte. Fuentes literarias de los siglos XVI y XVII, como las de los historiadores L. Guicciardini y Karel van Mander, atestiguan que Bouts era originario de Haarlem. Otros, entre los que se encuentran Albert Châtelet y Max ­Julius Friedländer, llegarán años más tarde a la misma conclusión, permitiendo situar la fecha de nacimiento hacia 1420. Si obtuvo la maestría como pintor a sus veinte años quedaría, por tanto, un margen de tiempo para que, antes de partir para Lovaina ejerciera algunos años su oficio en Haarlem. En torno a 1444-1448 Bouts se instala en Lovaina. Esta última es la fecha de su primer matrimonio, del que tendría cuatro hijos; dos de los cuales apa­recen en los archivos mencionados como pintores, aunque solo uno, Albert Bouts, ha dejado obras conocidas. Por fortuna nos ha llegado el testamento de Dirk Bouts que proporciona interesantes datos: a su viuda le adjudica las obras ya terminadas, y a sus hijos las no concluidas y el material de pintura. Entre estas últimas figura una de las tablas de Justicia de Otón, que la ciudad de Lovaina le había encargado en 1468. El mayor interés de estas obras, junto con la Última Cena del Retablo del Santo Sacramento de la iglesia de San Pedro en Lovaina (in situ), reside en per­mitirnos conocer sus fechas seguras y una amplia documentación, caso de rara fortuna en la pintura del si­glo XV. El Ayuntamiento nuevo de ­Lovaina se concluye en 1459 y para decorarlo se encarga a Bouts cuatro cuadros de Justicia y un tríptico que debía representar el Juicio Final, siendo éstas las últimas obras del pintor. Otras piezas documentadas son Retrato de hombre (National Gallery, Londres) y el tríptico del Martirio de san Erasmo (iglesia de San Pedro, ­Lovaina). En cuanto a la posible existencia de pinturas realizadas en los años que Bouts pasó en Haarlem, ­Albert Châtelet propone dos: Cena en casa de Simón (Staatliche Museum, Berlín) y el Retablo de la Virgen (Prado). En realidad el último es un tríptico cuya parte central la componen las escenas de la Visitación y Adoración de los ángeles; la puerta izquierda la Anunciación y la derecha la Adoración de los Magos. Cada esquina va encuadrada por arcos de medio punto, en piedra simulada, con grupitos escultóricos en la vuelta y medallones en las enjutas. En la Anunciación se representan Dos profetas, Creación de Eva, Prohibición de comer frutos del árbol del Bien y del Mal, El Pecado Original, Expulsión del Paraíso, Los trabajos de Adán y Eva y La muerte de Abel. El de la Visitación está decorado con La entrega de Judas (?), Oración en el Huerto, Prendimiento, Cristo ante Pilatos, Flagelación, Los improperios y Dos profetas. La Adoración de los ­ángeles muestra Camino del Calvario, Crucifixión, Bajada al Limbo, Descendimiento, Santo Entierro, Resurrección y Dos profetas, y la Adoración de los Magos: Noli me tangere, Cena de Emaús, La pesca milagrosa, Incredulidad de santo Tomás, Ascensión, Pentecostés y Dos profetas. El tríptico de la pinacoteca madrileña procede de El Escorial, donde ingresó en 1584 como anónimo, y entró en el Museo el 15 de marzo de 1839. Estuvo atribuido a Petrus Christus, pero la crítica moderna lo adscribe a la etapa de juventud de Bouts hacia 1445, quizás algo anterior, si se considera realizado por el pintor en sus años de estancia en Haarlem, su ciudad de origen. Su formación incierta, ya que no se conoce quién pudo ser su maestro, cuaja en un estilo en el que las influencias de Van Eyck y Van der Weyden se aúnan en una síntesis particular. Sus obras tempranas se caracterizan por la utilización de la luz como elemento unitario, la humanización de sus personajes, así como un gusto por la descripción detallada de las telas y los cabellos que derivan de Van Eyck. De Van der ­Weyden recoge las arquerías que el pintor había utilizado en el Tríptico de Miraflores, para encuadrar sus escenas en el Tríptico de la Virgen. Sin embargo, frente a la relación que existe entre los personajes de las composiciones de Weyden, Bouts aísla las figuras mostrándolas recogidas en un meditativo silencio. Este «hieratismo boutsiano» se corresponde con la devotio moderna y está más acorde con la meditación individual.

Obras

    - La Dolorosa, óleo sobre tabla, 36 x 30 cm [P1253]. Copia.
    - Tríptico de la vida de la Virgen, óleo sobre tabla, 80 x 217 cm, h. 1445 [P1461].
    - La Dolorosa (?), óleo sobre tabla, 35 x 24 cm, 1475-1500 [P2701]. Discípulo.


 19_tr_ptico_de_la_vida_de_la_virgen

Tríptico de la vida de la Virgen. Hacia 1445. Óleo sobre tabla, 80 x 217 cm. Museo Nacional del Prado. Procedencia: Colección Real (colección de Felipe II, Real Monasterio de San Lorenzo, El Escorial-Madrid, 1584-1839).

Las cuatro escenas -la Anunciación, la Visitación, la Adoración de los ángeles y la Adoración de los Magos- tienen como protagonista a María, destacando su papel en la Redención. Presentan un marco arquitectónico -inspirado en el Tríptico de Miraflores de Weyden (Gemäldegalerie, Berlín)- que evoca la entrada de un pórtico gótico, alusivo a la Nueva Ley. Los pasajes bíblicos de las arquivoltas refuerzan esta idea: la historia de Adán y Eva en el panel de La Anunciación, mientras que escenas de la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo, consumando la Redención, aparecen en el panel central y demuestran su carácter universal en la Adoración de los Magos.

A la influencia de Weyden -patente sobre todo en la Visitación-, Dirk Bouts suma la del arte de los hermanos Eyck en la forma de traducir las calidades y en su preocupación por la luz y el color, al igual que por el paisaje, eco de su Holanda natal. Pese a que sus figuras tienen un canon más corto, aquí -como en obras posteriores-, el pintor las muestra ya detenidas en sus movimientos y poco expresivas, como sumidas en sus pensamientos.

Atribuida anteriormente a Petrus Christus, se considera obra de juventud de Bouts. Procede de El Escorial, donde ingresó en 1584 como donación de Felipe II.



 20dolorosa_pontevedra_2

Virgen Dolorosa, del entorno de Dirk Bouts, 1475-1500, óleo sobre tabla, 35 x 24 cm, Museo del Prado. depositado en el Museo de Pontevedra. Entre las pinturas flamencas existentes en museos alejados de los grandes circuitos turísticos, pero que conservan obras muy importantes de estilos y épocas diversas, encontramos una excelente  <<Virgen Dolorosa>> en el Museo de Pontevedra.

La imagen que reproducimos a continuación procede de la web del museo pontevedrés en Internet, y es de baja resolución como suelen ser la mayoría de imágenes de cualquier publicación online, pero suficiente para podernos hacer una idea muy clara de que se trata de una obra muy interesante, en especial por su calidad, que enlaza perfectamente con otras imágenes similares atribuídas al entorno del pintor Dirk Bouts, uno de los grandes maestros del siglo XV flamenco, un tanto ensombrecido por el peso de otros grandes pintores, tradicionalmente más considerados, pero sin duda alguna un referente imprescindible, del que en España conservamos algunas obras suyas realmente extraordinarias, como el gran tríptico del Descendimiento, de la Capilla Real de Granada, su versión en formato pequeño del Museo del Patriarca de Valencia, o el Tríptico de la Vida de la Virgen María en el Museo del Prado.

Esta Virgen Dolorosa, de la que no tenemos otros datos sino los que se desprenden de la propia imagen, puesto que no disponemos de publicación alguna relativa a la misma, guarda un enorme parecido, si no es que se trata de la misma pintura, con otra imagen (en esa ocasión asociada a un busto de Cristo Llagado, puesto que se trata sin duda alguna de la mitad de un díptico), que fue publicada por Elisa Bermejo en el volumen II, lámina 28, de su espléndida obra titulada <<Los primitivos flamencos en España>> publicada en 1983.

La <<Dolorosa>> que figura en dicha publicación, con un formato más ancho que la del Museo de Pontevedra (a menos que en la web se hayan recortado los laterales de dicha tabla) tenía unas medidas de 42,5 x 32 cms., es decir, era sin lugar a dudas una tabla, y por tanto el díptico del que formaba parte una pieza de oración, para uso privado en una vivienda particular. En la fecha de publicación del libro referenciado, ese díptico se hallaba a la venta en el comercio de arte madrileño.

El Museo de Pontevedra la atribuye a Dirk Bouts, y aunque bien es cierto que se trata de una tabla que no figura en los catálogos más recientes de su obra, no es menos cierto que a expensas de que la tabla pontevedresa debería ser sometida a todos los estudios necesarios para poder determinar con la mayor certeza posible acerca de su autoría, se trata de una tablilla realmente excelente y, por tanto, susceptible de ser considerada entre las de primer orden dentro de las conservadas en España de este autor y su entorno.



Otras obras


 27altarpiece_of_the_holy_sacrament

La Última Cena es un tríptico al óleo sobre tabla pintado por Dirk Bouts y está considerado como una de sus grandes obras. Data del período 1464-1467 y tiene unas medidas de 180 cm de alto y 290 cm de ancho. Se conserva en el tesoro de la Iglesia de San Pedro de Lovaina, en Bélgica.

Historia. El comitente de este «Retablo del Santo Sacramento» fue la Hermandad del Santísimo Sacramento. Se conserva el contrato y el precio fueron 200 gulden renanos, 1000 jornales de un maestro albañil. Sin embargo, debía comprometerse a no pintar otro cuadro al mismo tiempo y pagar los materiales. Esta Última Cena es el segundo trabajo fechado (después de Virgen y Niño entronizados con San Jerónimo y San Francisco de Petrus Christus en Fráncfort, de 1457) en mostrar la perspectiva lineal italiana. Los estudiosos han resaltado además que es la primera pintura sobre tabla flamenca que representa La Última Cena.

Descripción. Todas las ortogonales (líneas imaginarias perpendiculares al plano de la pintura que convergen en el punto de fuga) del cuarto central se dirigen a un único punto de fuga en el centro del tapiz, sobre la cabeza de Cristo. Sin embargo, el pequeño cuarto del costado tiene su propio punto de fuga, y ni este ni el punto de fuga del cuarto principal cae sobre el horizonte del paisaje visto a través de las ventanas. Con perspectiva central muestra a Jesús y sus discípulos durante la Última Cena. El momento representado es aquel en el que consagra la Eucaristía, diciendo «Tomad, comed: esto es mi cuerpo». Bouts no se concentró, pues, en la narrativa bíblica en sí, sino que presentó a Cristo en el papel de un sacerdote realizando un ritual de la liturgia de la Iglesia Cristiana - la consagración de la hostia eucarística. Esto contrasta fuertemente con otras representaciones de la Última Cena, que generalmente se concentraban en la traición de Judas o en el apóstol Juan. Bouts además agregó complejidad a esta imagen incluyendo cuatro sirvientes (dos en la ventana y dos sirviendo), todos vestidos con atuendos flamencos. A pesar de haber sido identificados al principio como el propio artista y sus dos hijos, estos dos sirvientes probablemente sean retratos de miembros de la confraternidad, responsables de comisionar el retablo. El centro de atención del cuadro es el rostro de Jesús, en el centro, al que el espectador mira directamente; ese rostro está convertido en un reminiscencia de representaciones de Jesús en el paño de la Verónica. Jesús hace el gesto de la bendición Salvator Mundi.

El Retablo del Santo Sacramento tiene cuatro paneles adicionales, dos en cada ala. Como estos fueron llevados a los museos en Berlín y Múnich en el siglo XIX, la reconstrucción del retablo original fue dificultosa. En las dos alas laterales lo que se representa son escenas del Antiguo Testamento mostrando contenidos relacionados con la Eucaristía. En la parte ehgogj54bm ptr295uihtwt8uytgiw hwiug2902. esto llevo a cabo el proceso d hominizacion ] de Dios.


 22la_perla_de_brabante_de_1467

La Perla de Brabante. (Tríptico). Obra de Dirk Bouts. Flügelaltar »Die Perle von Brabant«, linker Flügel: Johannes d. Täufer, Mitteltafel: Anbetung der Heiligen Drei Könige, rechter Flügel: Hl. Christophorus. Fecha: 1467-1468. Técnica/material Deutsch: Eichenholz. Dimensiones: 63 × 28 cm, 63 × 62 cm, 63 × 28 cm. Alte Pinakothek. München


 24cristo_en_casa_de_sim_n_el_fariseo

Cristo en casa de Simón el fariseo, 1440. Óleo sobre tabla, 40.5 × 61 cm. Gemäldegalerie de Berlín, Alemania. Obra de Dirk Bouts.  

La pintura representa la escena descrita en el Evangelio de Lucas en el que Jesús come en casa de Simón el fariseo. A la izquierda de Jesús, una mujer, identificada en ocasiones con María Magdalena, lava los pies a Cristo con sus lágrimas, acto que observa con estupor el anfitrión.

Peter Paul Rubens, en colaboración con Anton van Dyck y Jacob Jordaens, pintó una obra homónima.



 23_bouts_justice_ordeal_by_fire

La justicia de Otón: La prueba del fuego. Obra de Dirk Bouts


 25the_martyrdom_of_saint_erasmus_1450_1463_oil_on_panel_ca_82_151_cm_louvain_st_peter_s_church

The martyrdom of Saint Erasmus. 1450-1463, oil on panel, 82 × 151 cm. Louvain, St. Peter's Church. Obra de Dirk Bouts


 26triptych_with_the_martyrdom_of_sint_hippolytus_wings_bruges_sint_salvatorskathedraal

Triptych with the Martyrdom of Sint Hippolytus, c. 1470. oil on panel. 89.2 × 92 cm (35.1 × 36.2 in) (central panel), 89.2 × 41 cm (35.1 × 16.1 in) (wings). Bruges, Sint-Salvatorskathedraal. Obra de Dirk Bouts


 30justice_of_emperor_otto_iii_beheading_of_the_innocent_count_and_ordeal_by_fire_1429023724_557877

La justicia del emperador Otón III es un díptico pintado sobre tabla obra de Dirk Bouts. Data del período h. 1473-1475 y se encuentran en los Museos Reales de Bellas Artes de Bruselas, en Bélgica. En cuanto a sus medidas, son las siguientes: 324,5 cm de alto por 182 cm de ancho el de la derecha, mientras que el izquierdo es un poco más pequeño, aunque es inapreciable: 323,5 cm de alto por 181,5 cm de ancho.


 33_third_appearance_of_christ

«Third Appearance of Christ». Obra de Dirk Bouts


 35_resurrection

Resurrection, c. 1455. Obra de Dirk Bouts


 36entombment_of_christ

Entombment of Christ, c. 1450. Obra de Dirk Bouts


 37dieric_bouts_001

The Path to Paradise. circa 1468-1470. oil on panel. 115 × 69.5 cm (45.3 × 27.4 in). Lille, Musée des Beaux-Arts. Obra de Dirk Bouts


 38the_lamentation_of_christ_circa_1460_oil_on_oak_panel_69_49_cm_paris_mus_e_du_louvre

The Lamentation of Christ. circa 1460. oil on oak panel. 69 × 49 cm. Paris, Musée du Louvre. Obra de Dirk Bouts


 39christus_salvator_mundi_circa_1464_oil_on_panel_36_27_cm_rotterdam_museum_boijmans_van_beuningen

Christus Salvator Mundi. circa 1464. oil on panel. 36 × 27 cm. Rotterdam, Museum Boijmans Van Beuningen. Obra de Dirk Bouts


 
Sus hijos y seguidores

Aelbrecht Bouts, (Lovaina?, h. 1452/1460-Lovaina, 1549). Pintor fla­menco de temas religiosos. Fue el segundo hijo de Dirk Bouts, en cuyo taller se formó. En 1476, tras la muerte de su padre, parece que abandonó Lovaina, seguramente para ir a formarse con algún maestro fuera de la ciudad. Quizá ese maestro fue Hugo van der Goes, ya que en la obra de Bouts se aprecia una fuerte influencia de éste. En 1479 está de vuelta en Lovaina. Se casó dos veces, con Maria Coocx en 1481 y con Elisabeth Nausnijders en 1490, pero murió sin descendencia. No se conserva ninguna obra fir­mada por el pintor, aunque sí abundante documentación que menciona numerosos encargos. Entre sus clientes se encuentran la Hermandad del Santo Sacramento y algunas congregaciones religiosas de Lovaina, como, por ejemplo, el convento agustino.


 40cabeza_de_cristo_leo_sobre_tabla_30_cm_de_di_metro_madrid_museo_del_prado

Aelbrecht Bouts - Cabeza de Cristo, óleo sobre tabla, 30 cm de diámetro, Madrid, Museo del Prado.


 28circle_of_dieric_bouts_saint_john_the_evangelist_on_patmos_circa_1465_oil_on_panel_69_5_65_cm_27_4_25_6_in_rotterdam_museum_boijmans_van_beuningen

Circle of Dieric Bouts. Saint John the Evangelist on Patmos. circa 1465. oil on panel. 69.5 × 65 cm. Rotterdam, Museum Boijmans Van Beuningen.


 29madonna_and_child_follower_of_dieric_bouts

Follower of Dieric Bouts. Madonna and Child on a grass bench. 1450-1499. oil and tempera on oak panel. 41.2 × 29.6 cm (16.2 × 11.7 in). Enschede, Rijksmuseum Twenthe.


 34dieric_bouts_de_opstanding_van_christus_ca_1480_mauritshuis_den_haag

Circle of Dieric Bouts. The Resurrection. circa 1480. oil on panel. 28.5 × 23.5 cm (11.2 × 9.3 in). The Hague, Mauritshuis.


 31la_virgen_con_el_ni_o

Seguidor de Dirk Bouts. La Virgen con el Niño, c. 1465. Óleo sobre tabla, 28,5 x 20 cm. Museo Thyssen-Bornemisza, Madrid.  

Dirk Bouts es considerado el creador y el principal representante de la Escuela de Haarlem destacando, en el siglo XV, por sus innovaciones en el género del paisaje, al que dota de una increíble profundidad. Las hipótesis en cuanto a la atribución de la obra La Virgen con el Niño del Museo Thyssen-Bornemisza, han sido muchas hasta que finalmente se consideró de un seguidor de Dirk Bouts. Esta pintura se inspira en la famosa Virgen de la fuente de Jan van Eyck, perteneciente al Musée Royal des Beaux-Arts de Amberes, simplificando la composición a lo esencial. El artista nos muestra a la Virgen con el Niño en brazos, en el centro de la composición. Ambos se presentan delante de un paño de honor ricamente bordado con un paisaje al fondo, que se extiende a lo lejos. Bouts fue el principal renovador de este tipo de representaciones, aunque no se ha conservado ningún otro ejemplo con una composición similar a la obra del museo. Se cree que esta tabla, por sus dimensiones y por el tema elegido, podría haber estado destinada a la devoción privada.



 32portrait_of_a_man_c_1460_70

Portrait of a Man. Obra de Dirk Bouts. Retrato de un hombre, posiblemente un autorretrato de Dirk Bouts. 1462. Óleo sobre tabla, 31,8 x 20,3 cm. National Gallery. Londres. Muchos se refieren a Bouts como un pintor de retratos y quizás se deba a su maestría en este campo y su dominio del dibujo, como el ejemplo del que hablamos. El autor utiliza en este caso los tonos ocres principalmente, pero lo magistral reside en la realización del rostro que nos permite bucear en la psicología del personaje. Realiza también un magnífico estudio de las manos, que era la gran especialidad de su maestro Van del Weyden.



Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado el trabajo recopilatorio dedicado al pintor neerlandés Dirk Bouts. Se sabe muy poco acerca de los principios de la vida de Bouts, pero fue altamente influenciado por Jan van Eyck y por Rogier van der Weyden, de quien posiblemente haya sido aprendiz.


Fuentes y agradecimiento a: es.wikipedia.org, commons.wikimedia.org, museodelprado.es, museothyssen.org, wallpaper-download-free.com, arteinternacional.blogspot.com, pintura.aut.org, casa-in-italia.com, artcyclopedia.com, artrenewal.org, wga.hu, artrenewal.org, epdlp.com, losprimitivosflamencos.blogspot.com.es y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis - Ver perfil del usuarioEnviar mensaje privado 
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 1 de 1
 

Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 ocultos y 1 invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de permisos
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario