Home    Forum    Search    FAQ    Register    Log in
Message From The Staff



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Extranjeros. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Post new topic  Reply to topic 
Page 1 of 1
 
 
Carracci, Ludovico
Author Message
Reply with quote   Download Post 
Post Carracci, Ludovico 
 
Este trabajo recopilatorio está dedicado al pintor y grabador italiano Ludovico Caracci. Fue primo de los hermanos Agostino Carracci y Annibale Carracci.

Seguía como ideal la naturaleza, y fue, con sus primos Agostino y Annibale , el fundador de una escuela que buscaba una visión más particularizada de ésta, y en cierto modo rival al estilo preconizado por Caravaggio. Este estilo pictórico, que encontró gran eco en el ambiente religioso de la Contrarreforma, se denomina clasicismo boloñés.


 0_ludovico_carracci_by_emilian_school_17th_century

Ludovico Caracci (Bolonia 21 de abril de 1555 - ídem. 13 de noviembre de 1619). Pintor y grabador italiano. Se formó junto a Prospero Fontana, viajando por Florencia, Parma, Mantua y Venecia. En sus primeras obras recibió la influencia de Federico Barocci. Es el más antiguo de la saga Carraci. Su pintura religiosa tiende al estímulo emocional. En 1584 colaboró junto a sus primos en la decoración del Palacio Fava.

El estilo de Ludovico es menos clásico que el de sus primos más jóvenes, Agostino y Annibale. Como ellos, profundizó en el estudio directo de la naturaleza, especialmente a través de sus dibujos. Se inspiró fuertemente en la obra de Correggio y de la Escuela veneciana. Sin embargo, resta en su obra un residuo del estilo manierista que dominó la Escuela Boloñesa durante el siglo XVI. Ludovico mantuvo un equilibrio entre su formación manierista, su innata piedad y el naturalismo del trabajo de sus primos.

Con la excepción de algunos viajes durante su aprendizaje y una breve visita a Roma en 1602, la carrera de Ludovico se desarrolló enteramente en Bolonia. Al alborear el siglo XVII, perdió contacto con las novedades que otros pintores boloñeses incorporaron a su estilo.

Su presencia en museos españoles no es muy amplia, si bien hay que destacar una pintura de gran formato, La presentación en el templo, en el MNAC de Barcelona (depósito del Museo Thyssen-Bornemisza de Madrid). También el Museo del Prado algunas obras.

Espero os guste la recopilación que he conseguido este pintor italiano, y en la medida de lo posible contribuya en la divulgación de su obra.






Algunas obras


Ludovico Carracci en el Museo del Prado

Ludovico Carracci (Bolonia, 1555-1619). Pintor italiano. Con una biografía directamente ligada a la de sus primos Agostino y Aníbal, la partida de éstos hacia Roma le dejó como director único de la Accademia degli Incamminati, que había sido fundada por todos ellos. Primeramente estudia con Lucio Fontana, pero pronto enriquece su cultura con viajes a Florencia, Parma, Mantua y Venecia. Sus creaciones reaccionan contra el manierismo artificioso imperante al no dar otra finalidad a su creación que no fuese la efusión pictórica de los temas religiosos de su predilección, lejos de todo espíritu de experimentación y de cualquier intelectualismo. Muy apegado a su ciudad natal, los encargos que iba recibiendo los expedía desde la propia Bolonia. Poco inclinado a seguir las modas impuestas por el gusto de la época, parece envejecer pronto en relación con las nuevas tendencias del arte boloñés, representado en Bolonia por Reni y Albani y en Roma por Domenichino y Lanfranco. Dedicó los últimos años de su existencia, casi en exclusividad, a la enseñanza en la Academia boloñesa, una actividad para la que, según las fuentes, gozaba de unas dotes extraordinarias. Aunque la autoría de La oración en el huerto ha sido puesta en duda por Alessandro Brogi, tres son las pinturas atribuidas a Ludovico en el catálogo del Museo del Prado, la ya mencionada, San Francisco y dos ángeles y El jubileo de la Porciúncula. Las dos primeras pertenecieron a la colección Maratta y, tras su compra por Felipe V, pasaron al palacio de La Granja, donde aparecen inventariadas en 1746. En cuanto a la última, su presencia en las colecciones reales se registra por vez primera en la Casita del Príncipe de El Escorial dentro de la colección de Carlos IV.

Obras

    - El jubileo de la Porciúncula, óleo sobre lienzo, 200 x 147 cm, h. 1601-03 [P70].
    - La Oración en el Huerto, óleo sobre lienzo, 48 x 45 cm, 1590-1600 [P74]. Atribución dudosa.
    - San Francisco y dos ángeles, óleo sobre lienzo, 24 x 19 cm (en dep. en el Museo Provincial de Lugo) [P538]. Atribución dudosa.
    - La Virgen y el Niño entronizados apareciéndose a diez santos, pluma, aguada, tinta parda y preparado a lápiz sobre papel, 235 x 180 mm [D1747].


 1el_jubileo_de_la_porci_ncula

El jubileo de la Porciúncula, h. 1601-03, óleo sobre lienzo, 200 x 147 cm. Museo del Prado. Obra de Ludovico Carracci.

San Francisco es uno de los santos cristianos que más devociones ha incitado. Nacido en el año 1182, decidió entregarse a la religión después de una juventud disipada y fue seguido por un gran número de discípulos a los que congregó en una pequeña ermita, la Porciúncula, levantada al pie de las colinas de Asís. Allí pasaría buena parte de su vida y allí moriría en 1226. De hecho, fue en la Porciúncula donde ocurrió el milagro con el que tradicionalmente se ha relacionado esta pintura. Ese milagro está inspirado en la leyenda de la vida de san Benito, y sus orígenes se remontan al siglo XIV, aunque realmente fue explotado sólo durante y después de la Contrarreforma católica, cuando la iconografía tradicional que mostraba a Francisco como un santo en armonía con el mundo se transformó en una iconografía que lo presentaba como un asceta y recalcaba los episodios visionarios de su vida o su inclinación a los sacrificios de la penitencia. En ese episodio, Francisco, acuciado por el pecado capital de la lujuria, decidió rodar encima de unas zarzas para sustituir sus apetitos carnales por el dolor que le producían las espinas clavadas en su cuerpo; según la leyenda, de las gotas de sangre que cayeron de su cuerpo al suelo brotaron unas rosas rojas que ofreció como exvoto en la Porciúncula. Después, solicitó a Inocencio III indulgencia plenaria o jubilar para todos aquellos que acudieran en peregrinación a la ermita. En esta pintura Francisco observa arrobado la aparición de Cristo, la Virgen, san Juan Bautista y una cohorte de ángeles; habitualmente se ha interpretado que el santo ruega por la intercesión divina para conseguir la indulgencia para quienes visiten la ermita, aunque no aparecen algunos elementos iconográficos habituales en la iconografía del llamado Jubileo de la Porciúncula, como las rosas o la representación del momento en el que Francisco se tumba sobre las zarzas. Además, la escena está ambientada en un exterior nocturno y no en el interior de la ermita, como había sido, y seguiría siendo después, lo más usual. Por otro lado, la pintura se ha relacionado con un dibujo del artista conservado en el Musée du Louvre (inv. 7707) en el que los gestos del santo son más exagerados, pues abre los brazos en lugar de cerrarlos sobre el pecho, mientras Cristo señala hacia el cielo y no hacia el santo. En ese sentido, y teniendo en cuenta que, en comparación con el dibujo, la pintura invita a replicar la actitud piadosa y concentrada de Francisco ante la aparición, es probable que Ludovico representara una visión de las muchas que el santo tuvo y que acabarían justificando su canonización en el año 1228 más que el Jubileo de la Porciúncula. En todo caso, además de ser un ejemplo de la influencia que Rafael, Correggio y la pintura veneciana ejercieron sobre Ludovico, Agostino y Annibale Carracci, la obra del Prado es un paradigma del equilibrio clásico que domina la composición y que se conjuga con la tendencia naturalista que caracterizó a los Carracci y que predicaron en la Accademia dei Desiderosi, llamada a partir de 1590 Accademia degli Incamminati. Esta institución tuvo una crucial importancia, pues inauguró la vertiente clasicista de la pintura barroca al otorgar libertad al artista en el redescubrimiento de lo que ellos llamaban il vero naturale.Esta pintura estuvo atribuida a Agostino Carracci hasta que A. Pérez Sánchez la identificó asignada a Ludovico en el inventario de las pinturas que Carlos IV tenía en la Casita del Príncipe en El Escorial (1848, núm. 205). Quizá fuera adquirida por él mismo en Italia cuando aún era todavía Príncipe de Asturias. En origen pudo ser encargada para decorar una capilla del palacio Zambeccari en Bolonia poco después de las bodas entre Luigi Zambeccari y Pantasilea Bentivoglio (Texto extractado de Riello, J. en: Italian Masterpieces. From Spain`s Royal Court, Museo del Prado, 2014, p. 96).


 2la_oraci_n_en_el_huerto

La Oración en el Huerto, hacia 1590, óleo sobre lienzo, 48 x 45 cm. Museo del Prado. Obra atribuida a Ludovico Carracci.

Los apóstoles duermen en primer plano, indiferentes al sufrimiento de Cristo, que es asistido por los ángeles. Uno de ellos porta un cáliz, preludio de la Pasión. Ludovico es deudor de Correggio (h. 1489-1534) en el tratamiento de las figuras y los pliegues de los paños, algunos con detalles propios de una miniatura. La obra formó parte de la colección romana del pintor Carlo Maratta (1625-1713), adquirida por Felipe V en 1722. Es una obra de calidad y típica del estilo del pintor, con un color denso y plomizo, frecuente en su producción hacia 1590, y que anticipa, especialmente en las figuras de los apóstoles dormidos, algunos efectos del joven Guercino (Texto extractado de cartela de sala y Pérez Sánchez, A. E.: Pintura italiana del siglo XVII en España, 1965, p. 112).


 3san_francisco_y_dos_ngeles

San Francisco y dos ángeles. Finales del siglo XVI - Principio del siglo XVII, óleo sobre lienzo, 24 x 19 cm (en dep. en el Museo Provincial de Lugo). Museo del Prado. Obra atribuida a Ludovico Carracci.

Pasaje de la vida de San Francisco de Asís atribuido a Ludovico Carracci. San Francisco aparece ataviado con un burdo hábito de color pardo, arrodillado ante dos ángeles, uno de los cuales porta una copa que muestra al santo y el otro se inclina en actitud de ofrecerle una casulla que el santo parece rechazar haciendo referencia a su humildad (Fotografía cedida por el Museo Provincial de Lugo, institución depositaria de la obra).


 4la_virgen_y_el_ni_o_entronizados_apareci_ndose_a_diez_santos

La Virgen y el Niño entronizados apareciéndose a diez santos, pluma, aguada, tinta parda y preparado a lápiz sobre papel, 235 x 180 mm. Museo del Prado. Obra de Ludovico Carracci.  

La atribución tradicional a Poccetti (1548-1612) no resulta convincente, si se compara la diferencia de concepción y de ejecución entre el presente estudio y el dibujo especialmente bueno de Poccetti (D01745). En realidad, el toque delicado y la elegante estructura compositiva apuntan más bien hacia el estilo de dibujo de la última etapa de Ludovico Carracci. Entre los numerosos ejemplos a pluma y aguada que están próximos al dibujo del Museo del Prado en cuanto a su ejecución se encuentra el San Jacinto del British Museum de Londres, en el que se aprecian elegantes, casi primorosos, efectos de luz y de sombra similares. En el dibujo, los cielos se abren y aparece la Virgen con el Niño, sentados en un trono monumental y rodeados de un coro de ángeles músicos, mientras que otros dos ángeles colocan una corona sobre la cabeza de la Virgen. Falta por identificar el edificio, con un campanario rematado en punta, que se percibe en la distancia entre las dos hileras convergentes de los santos. No parece pertenecer a Bolonia, normalmente simbolizada por sus dos torres inclinadas. Quizás se trate de Piacenza, donde el maestro trabajó mucho en la última etapa de su carrera.



Otras obras


 5la_presentaci_n_del_ni_o_en_el_templo

La Presentación del Niño en el templo, c. 1605. Óleo sobre lienzo, 122,6 x 94,8 cm. Colección Thyssen-Bornemisza, en depósito en el Museu Nacional d'Art de Catalunya (MNAC).

Ludovico Carracci (Bolonia, 1555-1619). Pintor, dibujante y grabador, nació en Bolonia en 1555. Se inició en la pintura a una edad tardía, bajo la tutela de Prospero Fontana. Viajó a Florencia, Mantua, Parma y Venecia. En 1585 fundó, junto a sus primos Agostino y Annibale, la Accademia degli Incamminati, cuya gran innovación fue la propuesta del estudio directo de la naturaleza y de la realidad a través del dibujo, al que concedieron gran importancia. Interpretaron la figura humana de una forma más cálida, sencilla y natural, dotándola de una personalidad más expresiva. De esta forma, se manifestaron contra el manierismo tardío. No obstante, en el estilo de Ludovico se entremezclan las reminiscencias manieristas con una religiosidad innata y el naturalismo promulgado desde su Academia

Entre. las obras de su primera época destacan San Vicente mártir, en la colección del Credito Romagnolo de Bolonia, y el Retablo Bargellini con La Virgen y el Niño, en la Pinacoteca Nazionale de la misma ciudad, ejemplo de su madurez artística. Una faceta importante de Ludovico fue su labor como retratista. En el Retrato de la familia Tacconi, también en la pinacoteca boloñesa, aparece ya su inclinación a la descripción psicológica y de los estados emocionales de los personajes. Colaboró con sus primos en el friso del Palazzo Fava y, en 1590, en la decoración del Palazzo Magnani. Por aquel entonces, Agostino y Annibale marcharon a Roma, mientras Ludovico permaneció en Bolonia, ciudad donde ocupó una importante posición. Continuó con su labor al frente de la Academia, contando entre sus discípulos con algunos de los más sobresalientes pintores de la época, entre los que destacamos a Francesco Albani, Domenichino, Guercino y Guido Reni. En 1602 viajó a Roma, donde conoció la Antigüedad clásica y las decoraciones de Annibale para el Palazzo Farnese. En 1604 pintó los frescos del monasterio de San Michele in Bosco, de gran calidad. Su última etapa se caracterizó por la excentricidad y el misticismo; en ella, el colorido evolucionó hacia formas más sombrías y expresivas, que alternó con grandes contrastes de luces y sombras

El lienzo la Presentación del Niño en el templo de Ludovico Carracci permaneció inédito hasta los años setenta del siglo XX. La pintura perteneció al earl of Seafield, cuya colección fue puesta a la venta en Londres en 1975. En el catálogo de la subasta, la obra figuró correctamente atribuida, formando pareja con una Presentación de la Virgen que actualmente se considera de Pietro Faccini (c. 1562-1602). Nuestra tela se ha intentado identificar, aunque sin éxito, con una pintura registrada entre los bienes de la familia Ludovisi; sin embargo, la descripción que de ella se hace en el inventario de 1678, donde aparece este asiento, resultó lo suficientemente imprecisa como para no poder asegurar que se tratara de la misma obra. El lienzo se incorporó a la colección Thyssen-Bornemisza en 1977.

El episodio de la Presentación del Niño en el templo sólo se recoge en el Evangelio de san Lucas. En los versículos dedicados a este pasaje de la infancia de Cristo se mencionan las figuras principales de esta composición, que ocupan los primeros planos: Simeón, el anciano con la cabeza cubierta, que va a recibir en sus manos al Niño y que, como le había sido revelado por el Espíritu Santo, no moriría sin conocer al Mesías; la profetisa Ana, que sostiene una lápida con las palabras de Simeón, y la Sagrada Familia. La modesta ofrenda de la pareja de tórtolas se coloca en segundo término, siendo visible por el hueco que queda entre la Virgen y san José, y por el intenso color de su plumaje. La escena, siguiendo los Evangelios, tiene lugar en las gradas de acceso al templo. Ludovico Carracci, como podemos apreciar, se ajusta fielmente al relato bíblico.

La pintura se ha fechado después del viaje que el artista realizó a Roma en 1602, en el que conoció la decoración de su primo Annibale para el Palazzo Farnese, y próxima a su estancia, entre 1605 y 1609, en la ciudad de Piacenza, donde trabajó, junto con Camillo Procaccini (c. 1555-1629), para el obispo Claudio Rangoni. Se han mencionado varias obras fechadas en estos años con las que nuestro óleo guarda relación. Entre ellas se encuentra La Natividad de la Virgen (c. 1605-1609), en Piacenza, con la que mantiene, como cita Roberto Contini, un paralelismo en su puesta en escena y en los modelos usados en las figuras. Así mismo, en La Natividad de san Juan Bautista, de la Pinacoteca Nazionale de Bolonia, encontramos que tanto el perfil de la Virgen como los pliegues y las caídas de las telas se aproximan bastante a los de nuestra pintura, al igual que la fisonomía de santa Isabel, que recuerda a la de la profetisa Ana.

Carlo Volpe, en un informe fechado en 1977 y conservado en el Archivo del Museo, dató nuestro óleo hacia 1605, cuando en la pintura del artista boloñés se produce, siguiendo a este historiador, una conversión neomanierista que corresponde a su último gran periodo poético.



 6carracci_ludovico_madonna_bargellini

Madonna Bargellini. Pinacoteca Nazionale de Bolonia. Obra de de Ludovico Carracci


 7la_carraccina_de_ludovico_carracci_pinacoteca_de_cento

La Carraccina, 1591. Pinacoteca de Cento. Obra de de Ludovico Carracci


 8_ludovico_carracci_christ_in_the_wilderness_served_by_angels_google_art_project

Cristo en el desierto, servido por los Ángeles


 12abraham_and_the_three_angels

Abraham y los tres Ángeles. Obra de de Ludovico Carracci


 madonna_mit_kind_und_heiligen_anagoria_1607

Madonna y niño con Santos. 1607. Obra de de Ludovico Carracci


 10ludovico_carracci_annunciation_google_art_project

Anunciación, c. 1603. Obra de de Ludovico Carracci


 11transfiguration_by_lodovico_carracci

Transfiguración. 1594. Obra de de Ludovico Carracci


 13_1426706318_820721

Annunciation, c. 1585. Oil on canvas, Pinacoteca Nazionale, Bologna. Obra de de Ludovico Carracci


 14bargellini_madonna

Bargellini Madonna. 1588. Oil on canvas, 282 x 188 cm. Pinacoteca Nazionale, Bologna. Obra de de Ludovico Carracci


 15the_conversion_of_st_paul

The Conversion of St Paul. 1587-88. Oil on canvas, 278 x 170 cm. Pinacoteca Nazionale, Bologna. Obra de de Ludovico Carracci


 16the_dream_of_saint_catherine_of_alexandria

The Dream of Saint Catherine of Alexandria, c. 1593. Oil on canvas, 139 x 11 cm. National Gallery of Art, Washington. Obra de de Ludovico Carracci


 17romulus_and_remus_suckled_by_the_wolf

Romulus and Remus Suckled by the Wolf. 1588-91. Fresco. Palazzo Magnani, Bologna. Obra de de Ludovico Carracci


 18the_death_of_amulius

The Death of Amulius. 1588-91. Fresco. Palazzo Magnani, Bologna. Obra de de Ludovico Carracci


 19battle_of_the_romans_and_sabines

Battle of the Romans and Sabines. 1588-91. Fresco. Palazzo Magnani, Bologna. Obra de de Ludovico Carracci


 20the_martyrdom_of_st_margaret

The Martyrdom of St Margaret. 1616. Oil on canvas. Cappella di Santa Margherita, San Maurizio, Mantua. Obra de de Ludovico Carracci


 21portrait_of_carlo_alberto_rati_opizzoni_in_armour

Portrait of Carlo Alberto Rati Opizzoni in Armour. 1597-1600. Oil on canvas, 101 x 85 cm. Private collection. Obra de de Ludovico Carracci


 22the_penitent_st_peter

The Penitent St Peter, c. 1613. Oil on canvas, 152 x 112 cm. Private collection. Obra de de Ludovico Carracci


 23an_angel_frees_the_souls_of_purgatory

An Angel Frees the Souls of Purgatory, c. 1610. Oil on canvas, 44 x 51 cm. Pinacoteca, Vatican. Obra de de Ludovico Carracci


 24portrait_of_the_tacconi_family

Portrait of the Tacconi Family, c. 1590. Oil on canvas, 97 x 76 cm. Pinacoteca Nazionale, Bologna. Obra de de Ludovico Carracci


 25the_trinity_with_the_dead_christ

The Trinity with the Dead Christ, c. 1590. Oil on canvas, 173 x 127 cm. Pinacoteca, Vatican. Obra de de Ludovico Carracci


 virgin_a

The Virgin Appearing to St Hyacinth. 1594. Oil on canvas, 375 x 223 cm. Musée du Louvre, Paris. Obra de de Ludovico Carracci


 00ludovico_carracci_by_emilian_school_17th_century

Retrato de Ludovico Carracci por Emilian School


Affreschi di Palazzo Fava de Sicilia


Autores: Annibale Carracci; Agostino Caracci y Ludovico Caracci


 58palazzo_fava_balconies

Palazzo Fava. Bologna, Sciclia. Italia. El Palazzo Fava es uno de los primeros y más monumentales palacios barrocos de la ciudad. Representa el enlace entre el escenario natural de la cava de S. Bartolomeo y la fuga perspectiva sobre el paisaje antropizado de la plaza de Italia y Corso Garibaldi.


 57palazzo_fava_balconies

Destaca su decoración tardobarroca en el portal principal y de los balcones sobre la plaza de Italia, pero alcanza su rasgo más destacado en el balcón sobre la via san Bartolomeo adornado por grifos, monstruos de ascendencia medieval y manierística y variadas cabezas de moro.


 59_p_fava_allestimenti_b

 60affreschi

Del Palazzo Fava también destacan los frescos de la decoración interior ejecutados por los Carracci.


 61carracci_affreschi_di_palazzo_fava

 62_carracci_affreschi_di_palazzo_fava_2

 63_carracci_affreschi_di_palazzo_fava_3

 64_carracci_affreschi_di_palazzo_fava_4

Los Carracci. Affreschi di Palazzo Fava (detalles)

Palazzo Fava los frescos son obra de Ludovico, Agostino y Annibale Carracci, ahí demostraron la oportunidad de dar el primer gran ejemplo de su arte.

Los frescos con el mito de Jasón y Medea, en la sala de estar en la planta principal, se presentan como cuadros donde todo el mundo vive en una perspectiva de ajuste independiente.


 65el_funeral_de_jason2

El funeral de Jason


 66la_juventud_de_jason_y_el_encuentro_con_los_familiares

La juventud de Jason y el encuentro con los familiares


 67el_rey_pelias_va_a_sacrificar

El rey Pelias va a sacrificar


 68la_reuni_n_entre_jason_y_pelias2

La reunión entre Jason y Pelias


 69la_construcci_n_de_la_nave_argo2

La construcción de la nave Argo


 70_la_partida_de_los_h_roes

La partida de los héroes


 71_el_viaje

El viaje


 72el_sacrificio_de_acci_n_de_gracias_y_juegos2

El sacrificio de acción de gracias y juegos


 73_la_reuni_n_entre_jason_y_aeetes

La reunión entre Jason y Aeetes


 75jason_toros_yugo_y_siembra_los_dientes_del_drag_n2

Jason toros yugo y siembra los dientes del dragón


 76los_hombres_que_luchaban_en_brazos_nacidos_de_los_dientes_del_drag_n

Los hombres que luchaban en brazos nacidos de los dientes del dragón


 77la_conquista_del_vellocino

La conquista del vellocino


 78la_fuga_de_los_argonautas

La fuga de los argonautas


 79la_entrega_de_los_pelias_oro_vell_n2

La entrega de los Pelias oro vellón


 80_1426636951_194437

Los encantos de Medea


 81el_rejuvenecimiento_de_jason_por_medea

El rejuvenecimiento de Jason por Medea


 82el_enga_o_de_las_hijas_de_pelias_y_el_asesinato_del_rey2

El engaño de las hijas de Pelias, y el asesinato del rey

En el ciclo de dieciocho episodios, los Carracci alcanzó los más altos resultados de madurez naturalismo anti-académica y pictórica, innovando el concepto del ciclo de frescos, que hasta ese momento incluía una ficción de dilución y una presencia masiva de decoraciones a expensas de la narración.

En el ciclo de Jason también ha asumido una referencia a la familia Fava; dos serían supuestos: Se puede ver en la figura del héroe griego un ejemplo a seguir: con la racionalidad y el esfuerzo pueden lograr su objetivo, el otro ve la presencia masiva en la magia elemento narrativo y el engaño personificado por Medea, una referencia a la ciencia y la magia, disciplinas que eran devotos miembros de la familia Fava.


 0_annibale_ludovico_and_agostino_carracci_bolognese_school_1426702108_927488

Retrato de Annibale, Ludovico y Agostino Carracci. Bolognese School.




Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado el trabajo recopilatorio dedicado al pintor y grabador italiano Ludovico Caracci. Figura capital en la historia del clasicismo seiscentista. Fue primo de los hermanos Agostino Carracci y Annibale Carracci. Es el más antiguo de la saga Carraci. Su pintura religiosa tiende al estímulo emocional. Colaboró junto a sus primos en la decoración del Palacio Fava.
 
 

Fuentes y agradecimientos a: pintura.aut.org, es.wikipedia.org, artehistoria.jcyl.es, wga.hu, artcyclopedia.com, hermitagemuseum.org, museodelprado.es, artrenewal.org, pinacotecabologna.it, commons.wikimedia.org, genusbononiae.it, italianochefatica.it, nationalgallery.org.uk, festiveattyre.com, arti.beniculturali.it, fondazionemanodori.it, brahimerken.ifunnyblog.com, www2.chiesacattolica.it, frammentiarte.it y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis Send private message Send e-mail to user
Back to topPage bottom
Display posts from previous:    
 

Post new topic  Reply to topic  Page 1 of 1
 



Users browsing this topic: 0 Registered, 0 Hidden and 1 Guest
Registered Users: None


 
Permissions List
You cannot post new topics
You cannot reply to topics
You cannot edit your posts
You cannot delete your posts
You cannot vote in polls
You cannot attach files
You cannot download files
You can post calendar events