Home    Forum    Search    FAQ    Register    Log in
Message From The Staff



Normas de la Secci�n 
En esta sección sólo se permiten exposiciones de Pintores Españoles. La forma de abrir una exposición es el autor con su fotografía y su biografía y los cuadros de la exposición con un tamaño no superior a los 800 píxeles.


Post new topic  Reply to topic 
Page 1 of 1
 
 
Pere Serra Y Hermanos
Author Message
Reply with quote   Download Post  
Post Pere Serra Y Hermanos 
 
Este trabajo esta dedicado al pintor Pere Serra y sus hermanos, son pintores catalanes de estilo italo-gótico, fueron seguidores de Ferrer Bassa. Formaron un taller muy activo y que estuvieron activos en Cataluña en el siglo XIV y principios del XV. El trabajo está más dirigido a Pere Serra que fue el que más fama alcanzó, está documentado que estuvo activo en Cataluña entre 1357 y 1406.

Los cuatro hermanos Serra: Jaume, Francesc, Pere y Joan. Trabajaron en Gerona, Zaragoza, Manresa y Barcelona y reino de Valencia. Siendo muy prolíficos y destacando sus madonnas inspiradas en la escuela sienesa.

Pere Serra o Pedro Serra (nacido hacia 1357 - muerto en Gerona en 1409), provenía de una familia de pintores activos en Cataluña en el siglo XIV. También lo fueron sus hermanos Jaume, Francesc y Joan. Los hermanos Serra cultivaronel estilo italo-gótico, de influencia en especial sienesa, como era por otro lado típico del siglo XIV catalán. Realizan figuras menudas, estilizadas, de ojos rasgados y boca pequeña.

De los cuatro hermanos, Pere Serra es el más dotado y quien tuvo una más larga carrera, le sigue en importancia y prestigio Jaume que era mayor que él. Pere ingresó en el taller de Ramón Destorrents en 1357. Se interesó más por el colorido que por los conceptos espaciales. Desarrolló trabajo de taller, según se evidencia en la reiteración de los mismos modelos pictóricos.

Pere Serra colaboró con sus hermanos en la realización del retablo del monasterio de Sigena (Huesca), hoy en el Museo Nacional de Arte de Cataluña en Barcelona.

Jaume Serra (nacido hacia 1361-fallecido hacia 1395). Destacó por la estilización de sus figuras muy al gusto sienés, así como el estudio que realiza de las manos de sus figuras.


A Pere Serra se le atribuye:

   - Retablo de la Venida del Espíritu Santo o de Pentecostés, para la catedral de Manresa, hacia 1394. Es considerada su obra maestra, de gran riqueza iconográfica. La tabla central del banco es de Luis Borrassá (1411).
   - Retablo de Todos los Santos, en el monasterio de Sant Cugat, 1375.
   - Virgen con 6 ángeles músicos y predela, tablas procedentes de Tortosa, hoy en el Museo Nacional de Arte de Cataluña. Sigue el modelo de la Madonna angelicata.
   - Anunciación, en la Pinacoteca de Brera, Milán.
   - Retablo de la Virgen de Sijena. Atribuido a Jaume y Pere Serra, principalmente, donde pudieron también trabajar sus otros dos hermanos (Museo Nacional de Arte de Cataluña)

Espero que la información e imágenes que he recopilado de Pere Serra y sus hermanos, os resulte interesante y sirva para divulgar su obra.







Algunas obras


Retablo de Sijena


 24retablo_de_la_virgen_de_sijena

Retablo de la Virgen de Sijena. Pere Serra y Jaume Serra (Atribución). Temple, dorado con pan de oro y hoja metálica sobre tabla, 346,3 × 321 cm. Museo Nacional de Arte de Cataluña, Barcelona.

El retablo de la Virgen procedente del monasterio de Sigena es una obra de pintura al temple sobre tabla realizada entre 1367 y 1381 por un maestro anónimo que se ha identificado con Pere Serra o con Jaume Serra. Actualmente se conserva en el Museo Nacional de Arte de Cataluña.



 retablo_de_sijena3

 retablo_de_sijena2

El Retablo de 'La Virgen de Sijena'. Atribuido a los hermanos Serra. Algunos especialistas se decantan por Jaume, otros por su hermano Pere. Lo más probable es que colaboraran ambos, junto a sus otros hermanos, e incluso personal de su propio taller. Pere Serra, sigue en mucho el estilo de su hermano Jaume, así como gusta de la misma temática.


 retablo_de_sijena5

 retablo_de_sijena4

 retablo_de_sijena4

 retablo_de_sijena6

 retablo_de_sijena7

 retablo_de_sijena8

 retablo_de_sijena11

 retablo_de_sijena9

 retablo_de_sijena10

 retablo_de_sijena12

 retablo_de_sijena13

 retablo_de_sijena14

 retablo_de_sijena16

 retablo_de_sijena17

 retablo_de_sijena17_1418721247_285039

 retablo_de_sijena19

 retablo_de_sijena20

 retablo_de_sijena18

 retablo_de_sijena15

Varias imágenes del Retablo de la Virgen de Sijena. Atribuido a Jaume y Pere Serra

El retablo se compone de cinco calles, de las cuales la central es de mayor altura, y de una predela. En la calle central, en el primer piso, aparece la Virgen con el Niño, flanqueada por Santa Catalina y Santa María Magdalena y a sus pies fray Fontaner de Glera, mecenas de la obra y Comendador de Sijena en el momento de ejecución de la obra. En el segundo piso el Calvario de Cristo. En las calles laterales se representan doce escenas de advocación mariana relacionadas con los Gozos de la Virgen. En la tabla central de la predela se observa el tema de la Santa Cena y a los lados cuatro Milagros Eucarísticos de claro contenido antisemítico, relacionados con el maltrato de la Sagrada Forma por parte de los judíos y una mujer sarracena.

Ver más imágenes




Más obras de Pere Serra


 30_retablo_de_todos_los_santos_pere_serra_1375_monasterio_de_san_cugat_del_vall_s

'Retablo de Todos los Santos' (Pere Serra, 1375, Monasterio de San Cugat del Vallés).


 31retablo_del_esp_ritu_santo

Retablo del Espíritu Santo. Autores: Pere Serra y Lluís Borrassà. 1394. Colegita Basílica de Santa María, Manresa.

El Retablo del Espíritu Santo es una obra del pintor gótico catalán Pere Serra ubicada en la Colegiata Basílica de Santa María (Manresa) en la provincia de Barcelona y realizada hacia 1394. Se trata de un retablo de grandes dimensiones y de gran riqueza iconográfica con 22 escenas diferentes —sin contar las 36 figuras de santos pintadas en las seis entrecalles—, está considerada como la obra maestra del autor. Fue encargado por la Cofradía de los Curtidores de Manresa que tenían al Espíritu Santo como patrón. Se trata de una narración en torno a la figura del Espíritu Santo y su intercesión en los principales pasajes bíblicos. El relato comienza por la Creación del mundo, la infancia y madurez de Jesús, su Pasión hasta el Ascensión, el Pentecostés —pieza central y de tránsito entre los cuadros de la vida de Jesús— y los relativos a la creación de la Iglesia y el inicio del apostolado cristiano.

Las tablas centrales de la predela desaparecieron antes del siglo XIX y en su lugar se incorporó en la restauración de 1954, una tabla con un Lamento sobre Cristo muerto, obra de Lluís Borrassà de 1411... Leer más


 36_la_virgen_de_la_leche_con_ngeles_cantores_pere_serra

"La Virgen de la Leche con ángeles cantores", de Pere Serra (Museo Nacional de Arte de Cataluña) témpera sobre madera. Pintado para La Iglesia de Santa Clara de Tortosa.


 38_1418746522_306727
 38mare_de_deu_dels_angels_pere_serra_p

"Virgen con el Niño y ángeles cantores", de Pere Serra (Museo Nacional de Arte de Cataluña) témpera sobre madera. Pintado para La Iglesia de Santa Clara de Tortosa.


 37_1418746424_346466

"Retablo de la Virgen de Abella de la Conca" (Pere Serra ca.1.375) constituye uno de los exponentes más relevantes de la pintura gótica catalana. Narra escenas de la vida de la Virgen, siendo los motivos centrales "La Crucifixión de Cristo" y "La Virgen entronizada con el Niño".


 34san_bartolom_y_san_bernardo_de_pere_serra

"San Bartolomé y San Bernardo", de Pere Serra


 35santa_eulalia_y_santa_clara

"Santa Eulalia y Santa Clara" de Pere Serra.


 39_1418747074_853595

'La Natividad y San Juan Evangelista. Autores: Pere Serra y Guerau Gener. 1407. Temple y dorado con pan de oro sobre tabla, 188 x 121 x 16,2 cm. Museo Nacional de Arte de cataluña. Procedencia: Monasterio de Santes Creus. Una de las obras claves del gótico internacional en Cataluña es el retablo mariano del altar mayor del monasterio de Santes Creus, del cual formaba parte esta escena de la Natividad.

El MNAC conserva esta tabla, coronada por la figura de san Juan Evangelista, y la Resurrección de Cristo, mientras que el resto de las tablas se conservan en una de las capillas de la catedral de Tarragona. El retablo se le encargó a Pere Serra pero murió y fue sustituido por Guerau Gener, buen conocedor del gótico internacional valenciano, pero su prematura muerte hizo que Lluís Borrassà, uno de los grandes protagonistas de la pintura del primer gótico internacional catalán, finalizara el encargo. Esta obra pictórica destaca por su expresionismo vinculado a la pintura valenciana.


 40pere_serra_retablo_de_la_madre_de_dios_y_san_jorge_museo_de_vilafranca_del_pened_s_barcelona

Pere Serra. Retablo de La Madre de Dios y San Jorge, Museo de Vilafranca del Penedés. Barcelona


 33_retablo_de_todos_los_santos_pere_serra_1375_monasterio_de_san_cugat_del_vall_s

'Retablo de Todos los Santos'. Pere Serra, 1375, Monasterio de San Cugat del Vallés.


 34retablo_de_todos_los_santos_detale_de_pere_serra

Detalle del 'Retablo de Todos los Santos'. Pere Serra. 1375.l Monasterio de Sant Cugat.




Algunas obras de los hermanos Serra


Jaume Serra en el Museo del Prado

Jaume Serra (documentado entre 1358 y 1390). Pintor español, representante del estilo ítalo-gótico en Cataluña. Es el segundo de los cuatro hijos pintores del sastre barcelonés Berenguer Serra -Francesc, Jaume, Pere y Joan-. Al morir su hermano mayor Francesc en 1362, Jaume se puso al frente del taller con la colaboración de su hermano Pere. El estilo de Jaume Serra se reconstruye a través de dos obras documentadas. La primera, realizada al comienzo de su carrera y en colaboración con Francesc Serra, es el cuerpo central del retablo de la capilla de San Luis de la catedral de Barcelona, iniciado por Francesc y concluido por Jaume. La segunda obra, en cambio, el Retablo del Salvador del convento del Santo Sepulcro de Zaragoza, propiedad del Museo de Bellas Artes de Zaragoza, encargado por fray Martín de Alpartil en 1381, nos sitúa ante el estilo final de Jaume Serra. Las frecuentes colaboraciones que se realizan en el taller que dirige primero Francesc y después Jaume Serra -tanto de los hermanos Serra como de otros miembros ajenos a la familia-, y los problemas que plantea la figura de Ramón Destorrens, el maestro de Francesc Serra, dificultan en gran medida reconstruir el catálogo de este último pintor y también los del propio Francesc y la primera parte de la actividad de Jaume y de Pere Serra. Respecto a las obras del Prado, Gudiol y Alcolea en 1986 adscribieron los dos retablos con las historias de la Magdalena y de san Juan Bautista de Tobed -al igual que la Virgen de la leche con donante- a Ramón Destorrens, que, junto con Francesc Serra, dominó el panorama pictórico barcelonés a la muerte de Ferrer y Arnau Bassa en 1348. Carmen Lacarra adscribe las obras de Tobed a Jaume Serra, que se encontraba entonces al comienzo de una carrera que habría de ser fructífera y con el taller dirigido aún por su hermano Francesc. Enrique de Trastamara -el futuro rey de Castilla desde 1369 y refugiado entonces en el reino de Aragón bajo la protección del rey Pedro IV- mandaría hacer a Jaume Serra tres retablos para el santuario de Nuestra Señora de Tobed de Zaragoza entre 1356 y 1359, ya que, según un documento notarial, el 3 de junio de 1359 ya se encontraban en él «los altares construidos en honor de María Santísima, de san Juan Bautista y de santa María Magdalena» (los dos últimos en el Prado), dispuestos uno a cada lado del de la Virgen con el donante (colección particular, Madrid). A diferencia de lo que sucedía con Destorrens y con Francesc Serra, las obras vinculadas con Jaume Serra son mucho menos hieráticas y los esquemas compositivos son menos complejos que los salidos del taller de Arnau Bassa. Este último, sin duda, constituye el punto de partida del estilo de Jaume Serra, si bien se distancia de él por su mayor monotonía y geometrización de las composiciones y simplicidad en la traducción de arquitecturas y paisajes que constituyen el marco para sus figuras, de correcto diseño.

Obras de Jaume Serra en el Prado

   - Virgen de Tobed. 1359. Tempera sobre tabla, 161,4 x 117,8 x 14 cm. Jaume Serra
   - Historias de la Magdalena, 1556-59, temple sobre tabla, 280 x 92 cm. Jaume Serra
   - Historias de san Juan Bautista, 1536-39, temple sobre tabla, 280 x 92 cm. Jaume Serra
   - La Virgen de la Humildad con donante, temple sobre tabla, 58 x 32 cm. Taller de los Serra


Entre las 12 obras donadas por el coleccionista José Luis Várez Fisa, en Enero de 2013 al Museo Nacional del Prado, se encuentran una obra de Jaume Serra, se trata de 'La Virgen de Tobed' pintada (h. 1359-1362).


user_50_0virgen_de_tobed_jaume_serra_1359_tempera_sobre_tabla_161_4_x_117_8_x_14_cm_museo_nacional_del_prado

Virgen de Tobed. Obra de Jaume Serra. 1359. Tempera sobre tabla, 161,4 x 117,8 x 14 cm. Museo Nacional del Prado. Procedencia: Donación José Luis Várez Fisa.

La incorporación de este conjunto a los fondos del Museo palia algunas de las carencias de esta parte de la colección y contribuye a enriquecer y complementar otros estilos o autores ya representados. Conforme a lo estipulado en el acuerdo de donación, la colección se expondrá en una sala bajo el nombre "Sala Várez Fisa", en reconocimiento a la generosidad de los donantes. La sala estará ubicada dentro del nuevo emplazamiento de las colecciones de pintura española del Románico al Renacimiento siendo encomendada su instalación por el Real Patronato a Rafael Moneo, responsable de la ampliación del Museo y patrono del mismo. En esta misma sala se expondrán también el Retablo de San Cristóbal, donado por el patriarca de la familia José Luis Várez Fisa en 1970, y la tabla de Lluís Borrassà, San Andrés se niega a adorar a los ídolos, adscripción del Estado y procedente de la misma colección.

Entre las obras donadas destaca sobremanera el panel central del retablo del altar mayor de la Iglesia de Santa María de Tobed (Zaragoza), La Virgen de Tobed (h. 1359-1362). Atribuida a Jaume Serra, une a su calidad artística su importancia histórica, al incluir como donante al futuro Enrique II, el primer rey castellano de la dinastía Trastamara, que también reinaría en la corona de Aragón desde 1412.

Las tres pinturas románicas de principios del siglo XIII, procedentes de Cataluña y Castilla, completan una parte de la colección del Prado no suficientemente representada, en particular en lo que a pintura sobre tabla se refiere. Los dos frontales donados –el de Sollalong (Ripoll) del Maestro de Lluça y el de Arnedillo (La Rioja)- son de mayor calidad que el frontal de Guils que actualmente guarda el Museo. Por su parte, la pintura mural de Sant Esteve de Andorra sumará a los ejemplos castellanos de Maderuelo y San Baudelio de Berlanga de Duero una muestra del románico pirenaico, inexistente en el Prado.

La pintura italogótica y del gótico internacional es la que más se enriquece. La aportación más destacada será la Virgen de Tobed, con representaciones de Enrique de Trastamara, su mujer y sus hijos, ejemplo relevante del estilo italogótico catalán y obra capital del conjunto. El retablo del Maestro de Torralba, uno de los artistas del gótico internacional activos en Aragón a principios del siglo XV, tiene el valor además de encontrarse prácticamente completo y en buen estado de conservación.

La pintura hispanoflamenca también se fortalece con la incorporación del San Antonio abad de Joan Reixach, que completa la representación del arte hispanoflamenco valenciano al sumarse al Tríptico con pasajes de la vida de Cristo de Louis Alincbrot, maestro brujense afincado en Valencia. El hispanoflamenco consolida asimismo su importancia con la tabla de Diego de la Cruz, que aporta un ejemplo tardío de uno de los pintores castellanos más relevantes.

La pintura de los inicios del renacimiento se enriquece con las dos tablas de Pedro Berruguete de los Padres de la Iglesia, que se suman a las que ya poseía el Prado, quedando magníficamente representada una faceta muy significativa de la obra del pintor evocadora de su estancia en Urbino, ausente hasta el momento en el Museo.

La escultura refuerza su presencia con las dos obras que se incorporan. El Retablo de San Juan Bautista, de los inicios del gótico, debe valorarse por su rareza y su buen estado de conservación. La Virgen entronizada con el Niño, atribuida a Gil de Siloe, prácticamente idéntica a la que se conserva en la cartuja de Miraflores, es otra contribución importante, al ser Siloe uno de los artífices más destacados de la escultura europea del siglo XV.

El gran artesonado procedente de Valencia de Don Juan (León), de hacia 1350, es una pieza singular de 11 x 6 metros, que cobijará al resto de las obras donadas por José Luis Várez Fisa en la sala dedicada a su colección.

Con la aceptación de esta donación el Museo amplía la selecta nómina de donantes y legatarios que a lo largo de su casi bicentenaria historia han enriquecido extraordinariamente los fondos fundacionales de la pinacoteca. El nombre de Várez Fisa se unirá así por derecho propio a los de Ramón Errazu, Pablo Bosch, Pedro Fernández Duran, Francesc Cambó y la marquesa de Balboa.



user_50_historias_de_la_magdalena_jaume_serra_temple_sobre_tabla_280_x_92_cm_museo_nacional_del_prado

Historias de la Magdalena. Obra de Jaume Serra. 1556-1559, temple sobre tabla, 280 x 92 cm. Museo Nacional del Prado. Procedencia: Adquisición, 1965

Altar con historias bíblicas de la vida de María Magdalena. En la parte superior se representa la cena en casa de Simón, momento en el que la Magdalena lava con perfumes los pies de Cristo y los enjuga con sus propias lágrimas y cabellos (Lucas 7, 36-50). A continuación, la escena de la izquierda representa la visita de las Santas Mujeres al Sepulcro de Cristo, que encuentran vacío y un ángel les anuncia su Resurrección (Marcos 16, 1-8; Mateo 28, 1-7; Lucas 24, 1-8). A la derecha, representación del “Noli me tangere”: la Magdalena es testigo de la primera aparición de Cristo resucitado (Marcos 16, 9-11). Y, por último, la cuarta escena representa el tránsito de la Magdalena, pasaje legendario de la vida de la santa en el que, según la tradición, a su muerte es elevada a los cielos por ángeles.

En el banco -parte inferior del retablo- aparecen San Pedro, Santo Domingo vestido con los hábitos de monje dominico, y un obispo tocado con la mitra y en cuyas manos pueden observarse las heridas de los estigmas de la Pasión de Cristo.

Esta tabla formó junto a su compañera, Historias de San Juan Bautista (P03107), los laterales del retablo de Nuestra Señora de Tobed (Zaragoza), que se completaba con la Virgen, el Niño y el rey Enrique II de Castilla (1333-1379) como donante en la tabla central.



user_50_historias_de_san_juan_bautista_obra_de_jaume_serra_1536_1539_temple_sobre_tabla_280_x_92_cm_museo_nacional_del_prado

Historias de san Juan Bautista. Obra de Jaume Serra. 1556-1559, temple sobre tabla, 280 x 92 cm. Museo Nacional del Prado. Procedencia: Santuario de Nuestra Señora de Tobed (Zaragoza); Adquisición, 1965.

Altar con historias bíblicas de la vida de San Juan Bautista. En la parte superior Salomé baila ante Herodes, rey de Galilea, para pedir después como premio la cabeza del Bautista (Marcos 6, 21-28), martirio que ocupa la escena inmediatamente inferior. Y, por último, se narra el momento en el que San Juan recibe sepultura gracias a sus discípulos (Marcos 6, 29) y un milagro póstumo.

En el banco -parte inferior de la tabla- aparecen una santa, San Lorenzo, sosteniendo la parrilla de su martirio y la palma de mártir, y San Pablo, portando la espada de su martirio y un libro en referencia a sus escritos.

Esta tabla formó junto a su compañera, Historias de María Magdalena (P03106), los laterales del retablo de Nuestra Señora de Tobed (Zaragoza), que se completaba con la Virgen, el Niño y el rey Enrique II de Castilla (1333-1379) como donante en la tabla central.



 1la_virgen_dando_el_pecho_al_ni_o_jesus

Taller de los Serra. La Virgen dando el pecho al Niño Jesús. Último cuarto siglo XIV. Tabla. 58 x 32 cm. Museo del Prado. Madrid



Enlaces interesantes


Ver trabajo dedicado a Jaume Serra

Arte gótico: http://www.foroxerbar.com/viewtopic.php?t=7197

Pintura gótica en Aragón: http://pintura-gotica-aragon.blogsp...as-giner-y.html

El arte gótico Catalán: http://http://www.gabitos.com/EL_UN...p?nm=1288606599



Pues esto es todo amigos, espero que os haya gustado el trabajo recopilatorio dedicado al pintor catalán Pere Serra y sus hermanos ([url=http://www.foroxerbar.com/viewtopic.php?t=13639], Jaume, Francesc y Joan), activos en el siglo XIV.


Fuentes y agradecimientos: museodelprado.es, museunacional.cat, es.wikipedia.org, monestirs.cat, pintura.aut.org, catalunya.com, jesusdiazgomez/pintura-gotica-aragon.blogspot.com, Isabel/arteinternacional.blogspot.com, campodecarinena.org, museodezaragoza.es, generacionesperanza.blogspot.com, enciclopedia-aragonesa.com, franja.balearweb.net, Guía de Arte Gótico del MNAC, Monestirs Puntcat de Flickr.com, mavs-mipequenomundo.blogspot.com.es y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
Last edited by j.luis on Tuesday, 16 December 2014, 21:33; edited 14 times in total 
j.luis Send private message Send e-mail to user
Back to topPage bottom
Reply with quote   Download Post  
Post Re: Pere Serra Y Hermanos 
 
Gracias J.Luis menuda familia de pintores  

Un Saludo.
 




___________________________
Antes que nada lee las NORMAS del foro.
Los mensajes deben de ser con respeto y educación hacia todos los usuarios.
Xerbar Administrador del Foro.
 
xerbar Send private message Visit poster's website
Back to topPage bottom
Reply with quote   Download Post  
Post Re: Pere Serra Y Hermanos 
 
.


PINTURA GOTICA ARAGONESA. ESTILO ITALOGOTICO



 21retablo_de_la_resurrecci_n_tabla_del_juicio_final_jaume_serra

Retablo de la Resurrección(Composición general). Jaume Serra (1381-1382). Pintura al temple sobre tabla. Museo de Zaragoza

Si la pintura mural y los frontales de altar sobre tabla predominan durante los periodos románico y gótico lineal, es en la segunda mitad del siglo XIV, con la implantación del estilo italogótico, cuando el retablo (retro-tabula, detrás del altar) se impone progresivamente como mueble litúrgico-devocional en edificios religiosos y capillas particulares, siendo el siglo XV un periodo de gran auge y esplendor del mismo.

La pintura mural, supeditada a la arquitectura como soporte, exigía de forma ineludible que los artistas, entonces considerados todavía socialmente como meros artesanos, se desplazaran al lugar de la obra para llevarla a cabo “in situ”; sin embargo la pintura sobre tabla permitió el surgimiento de talleres estables, sin la exigencia de itinerancia, en los principales núcleos urbanos de Aragón: Zaragoza, Calatayud, Tarazona, Daroca, Borja, Huesca, Barbastro, Teruel, Albarracín y otros. Los retablos se pintaban normalmente en los talleres y posteriormente se trasladaban a la ubicación de destino.

Sobre un sustrato pictórico de influencia europea se desarrollaron escuelas locales, autóctonas, con personalidad y rasgos propios como expresividad, dinamismo, tensión dramática, gusto por lo ornamental, profusión de oros y relieves, afán realista y retratístico, etc.

Los encargantes de retablos, también denominados donantes, mecenas, y comitentes, pertenecían a diversos sectores sociales, realeza, nobleza, autoridades eclesiásticas, cofradías y gremios de oficios, parroquias, concejos, burguesía y particulares poderosos. A menudo incluían su heráldica y se representaban como donantes en el retablo que financiaban.

Obsérvese la suavidad de la pintura italogótica, los fondos dorados, y la representación del donante de la obra fray Martín de Alpartil, cuya figura aparece también en la tabla del Juicio Final.

En la elaboración de los retablos intervenían diferentes oficios: los fusteros se encargaban de preparar la estructura de carpintería y las tablas idóneas, los mazoneros incorporaban al retablo bellas decoraciones lígneas talladas, (archetes, chambranas, tubas, doseles, lanternes o pináculos calados, pilares antorcha y trasfloridos, etc.) como aditamentos artísticos que servían también para ocultar las uniones de las diferentes tablas, los doradores aplicaban antes de la pintura ( en fondos, nimbos , adornos de vestiduras, mazonería, etc.) el pan de oro que los batifullas les proporcionaban, los pintores pintaban las escenas iconográficas y los escultores , en caso de retablos mixtos, realizaban las tallas o relieves requeridos.

Los talleres estaban dirigidos por un “maestro” pintor que habitualmente contaba con la ayuda de “aprendices” quienes a cambio de alojamiento en la propia casa del maestro, de comida, bebida, vestimenta, cuidados en la salud y en la enfermedad y enseñanza del oficio, estaban a su entera disposición. La existencia de varios aprendices manifestaba la importancia del maestro. Este era también ayudado por pintores “oficiales” que según su valía podían acceder con el tiempo a la categoría de “maestro”, difícil de lograr por su número limitado y por el control estricto que el gremio ejercía sobre sus integrantes y sus actividades.

No eran infrecuentes, por motivos laborales, los vínculos que se establecían entre maestro y yerno-pintor, o discípulo y viuda del maestro. Aunque gran parte de los modelos iconográficos eran comunes y repetitivos cada taller tenía su propio estilo y sus fórmulas técnicas peculiares. Los talleres de diferentes maestros solían formalizar ocasionalmente “contratos de compañía” (o de sociedad) para realizar en colaboración trabajos de cierta envergadura, cumplir fechas de entrega y conseguir pedidos en determinadas zonas que aseguraran su futuro profesional.

Las tablas de madera “bien seca” (para evitar alabeos por la humedad y los cambios de temperatura) se cubrían, antes de ser pintadas, con telas encoladas y varias capas de yeso cada vez más fino que se dejaban secar y se pulían para obtener una superficie adecuada que permitiera realizar la sinopia (dibujo de la composición), el dorado y el pintado al temple; el óleo no se usará en Aragón hasta el último cuarto del siglo XV.

El retablo es un espacio jerarquizado y se compone de sotabanco (no siempre), banco (o predela en nomenclatura italianizante) compuesto por un número impar de casas, cuerpo (estructurado horizontalmente en pisos y verticalmente en calles), coronamiento ( culminación de la calle central, también denominado ático o punta), y guardapolvo o polsera (elemento periférico en saledizo que lo enmarca y protege).

El número de calles del cuerpo es impar siendo la calle central la de mayor importancia jerárquica. En la tabla principal de ésta se representa habitualmente la advocación del retablo (Virgen entronizada con Niño, santos o santas universales o locales, Trinidad, Epifanía, Salvador, etc.).

En las calles laterales suelen representarse de forma narrativa escenas referidas al titular del retablo.

En el banco se pintan con frecuencia efigies de santos, escenas de la Pasión de Cristo, y a veces escenas de la propia advocación principal o secundaria, flanqueando todas ellas a la casa central que suele mostrar con frecuencia a Cristo Varón de Dolores saliendo del sepulcro entre La Virgen María y San Juan Eangelista.

En el ático se representa habitualmente el Calvario de Cristo o Crucifixión, aunque si el retablo está dedicado a la Virgen María puede representarse su Coronación como Reina de los cielos. La evolución del retablo en Aragón a lo largo del siglo XV fue estudiada magistralmente por don José Galiay Sarañana.

Esquema básico de un retablo. El ejemplo que vemos se compone de banco con cinco casas, cuerpo con tres calles y dos pisos, ático y guardapolvos. En la tabla central se representa la advocación principal del retablo; sobre ella el ático en el que habitualmente aparece el Calvario o Crucifixión de Cristo. En las calles laterales se representa con frecuencia escenas relacionadas con la advocación principal y en el banco es habitual representar escenas de la Pasión de Cristo. El número de calles y pisos es variable.

Cuando un comitente encarga un retablo contacta con el pintor escogido y formalizan, con la intervención de testigos y valedores, un contrato ante notario. Se conservan numerosas capitulaciones en los Archivos de Protocolos Notariales que manifiestan el detalle y la minuciosidad de sus claúsulas.

Se especifica habitualmente las obligaciones de cada parte, las medidas del retablo (en palmos, codos), las calidades y tonos de los colores y oros a aplicar , la iconografía a representar (imágenes, escenas) , la duración de la obra (generalmente se exige que esté terminada para la fiesta litúrgica del santo representado) , el precio y la forma de pago ( habitualmente en tres tandas, la primera en el momento de la firma del contrato , o a veces tras el trabajo de fusta y mazonería, la segunda cuando el retablo está enyesado y dibujado y la tercera al término e instalación del mismo tras el visto bueno de dos maestros fijados por las partes).

Se determina igualmente si el traslado del retablo a su ubicación definitiva es a cargo del comitente o del pintor, se especifican posibles penalizaciones en caso de incumplimientos, etc.

El comitente suele requerir a menudo que el retablo se haga como el realizado por ese u otro pintor en determinada iglesia o capilla (no era un demérito o desdoro la copia), puede aportar un modelo o boceto al que se ajuste el pintor (o puede aportarlo éste como muestra), puede exigir al pintor que el retablo, o parte de él, sea “de su propia mano”, pues la participación de otros colaboradores del taller implica con frecuencia diferencia de calidades.

Normalmente el maestro realiza la pintura de las carnaciones en último lugar, dejando que sus ayudantes hagan previamente los dorados y pinten las indumentarias de los personajes, los paisajes, etc. El maestro suele encargarse personalmente al menos de la tabla principal, quizás de las escenas del banco (las más visibles y próximas al espectador), y a veces otras.


 22coronaci_n_de_la_virgen

Retablo de la Resurrección. Coronación de la Virgen. Jaume Serra (1381-1382). Pintura al temple sobre tabla. Museo de Zaragoza.


ESTILO ITALOGOTICO. ALGUNAS OBRAS REPRESENTATIVAS ARAGONESAS

Al estilo francogótico o gótico lineal, de influencia francesa, sucederá cronológicamente, a partir de mediados del siglo XIV, el denominado estilo italogótico que se caracteriza por la influencia de la pintura trecentista italiana, especialmente de las escuelas florentina (Giotto) y sienesa (Duccio, Simone Martini, Ambrosio y Pietro Lorenzetti, etc.), siendo ésta última la que mayor incidencia tendrá en la Corona de Aragón. La pintura florentina se ha considerado más fría y relacionada con el dibujo a diferencia de la sienesa más dulce y delicada, de línea rítmica y musical y más interesada por el color.

Las vías de transmisión de estas influencias, especialmente a través de tierras catalanas, serán múltiples: corte papal de Avignon (donde trabajarán pintores toscanos como Simone Martini) con la que Aragón tendrá estrechas relaciones, pintores italianos en Aragón ( Rómulo de Florencia documentado en 1367 en Zaragoza ; recibe encargo de los dominicos de Huesca ), pintores que acuden a Italia, obras que llegan a Aragón a través de los viajes de la corte, de la nobleza, vinculadas con Italia y el Mediterráneo).

Muchos encargos en tierras aragonesas se harán a pintores de origen catalán. Ferrer Basa, considerado el introductor del estilo italogótico en Cataluña y autor de las pinturas murales de la antigua capilla de San Miguel Arcángel del Monasterio de Pedralbes, en Barcelona, realizará dos retablos no conservados para el palacio de la Aljafería de Zaragoza por encargo del rey Pedro IV el Ceremonioso, quien también encargará al pintor Ramón Destorrens, y para el mismo lugar, un retablo desaparecido dedicado a los Siete Gozos de la Virgen.

Será sin embargo el taller barcelonés de los hermanos Serra (Joan, Francesc, Jaume, Pere) el que dominará el panorama pictórico italogótico con sus creaciones de dulce sabor sienés.

De Jaume Serra se conserva despiezado en el Museo de Bellas Artes de Zaragoza, y procedente del monasterio del Santo Sepulcro de dicha ciudad, el retablo de la Resurrección que pintó en 1381-82, según la documentación existente, para instalar frente a la sepultura de fray Martín de Alpartir (tesorero del arzobispo zaragozano don Lope Fernández de Luna) ubicada en la sala capitular del monasterio.

El insigne canónigo, encargante del retablo y mecenas del monasterio, será retratado con realismo y como donante en dos de sus tablas, con indumentaria de clérigo y tonsurado.


 21descenso_de_cristo_a_los_infiernos

Retablo de la Resurrección. Cristo desciende a los Infiernos. Jaume Serra (1381-1382). Pintura al temple sobre tabla. Museo de Zaragoza.

Obsérvese la gran boca del monstruo Leviatán, representación del infierno, y el ahínco de los demonios por cerrar sus fauces mediante cadenas, para evitar que los condenados acompañen a Cristo.


 la_resurreccion_de_jaime_serra_inicio_de_la_exposicion

Retablo de la Resurrección. Jaume Serra (1381-1382). Pintura al temple sobre tabla. Vista de la exposición. Museo de Zaragoza.

Ver más imágenes


También se atribuyen al taller de los Serra un retablo dedicado a San Julián y Santa Lucía de Siracusa que se halla en el mismo monasterio del Santo Sepulcro y unas tablas sobre la Pasión de Cristo conservadas en la vecina iglesia de San Nicolás de Bari. De Tobed (Zaragoza), población castigada por la guerra castellano-aragonesa de “los dos Pedros”, proceden una bella tabla de la Virgen de la Leche, iconografía repetida en Aragón, quizás difundida por el taller de los Serra, que incluye la representación como donantes de Enrique II de Trastámara, su esposa e hijos (conservada en la colección de don Román Vicente de Zaragoza) , y dos tablas – tal vez relacionadas con la anterior- con escenas dedicadas a San Juan Bautista y Santa María Magdalena en la parte superior , y efigies de santos en el banco, conservadas en el Museo del Prado.

A Pere Serra se atribuye un magnífico retablo de la Virgen entronizada con el Niño entre Santa Catalina de Alejandría y Santa María Magdalena, procedente del monasterio de Sijena (Huesca); se conserva en el MNAC de Barcelona y sería encargado por el Comendador Fontaner de Glera que aparece identificado por una inscripción y retratado en la tabla principal ofreciendo su homenaje a la Virgen.


 24retablo_de_la_virgen_de_sijena

Retablo de la Virgen de Sijena. Pere Serra y Jaume Serra (Atribución). Temple, dorado con pan de oro y hoja metálica sobre tabla, 346,3 × 321 cm. Museo Nacional de Arte de Cataluña, Barcelona.

El retablo de la Virgen procedente del monasterio de Sigena es una obra de pintura al temple sobre tabla realizada entre 1367 y 1381 por un maestro anónimo que se ha identificado con Pere Serra o con Jaume Serra. Actualmente se conserva en el Museo Nacional de Arte de Cataluña.

El Retablo de la Virgen María, Monasterio de Sijena (Huesca). Actualmente conservado en el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC). El autor es probablemente Pere Serra, aunque otras fuentes lo atribuyen a a Jaume Serra (1363-138). El donante del retablo fue el Comendador de Sijena Fontaner de Glera que aparece arrodillado en la tabla central y queda identificado por una inscripción en su hábito. Obsérvese la perspectiva jerárquica: el tamaño del Comendador y de las santas es menor que el de la Virgen. El retablo se compone de banco con cinco casas, cuerpo con cinco calles y tres pisos, y Atico con el Calvario. Las escenas representadas en el cuerpo son : Virgen entronizada con el Ñiño, flanqueada por Santa Catalina de Alejandría y Santa María Magdalena en la tabla central, Anunciación, Nacimiento, Epifanía, Presentación en el Templo, Jesús entre los Doctores y Bautismo de Cristo a la izquierda del espectador, y Resurrección, Ascensión, Pentecostés, Segunda Anunciación, Dormición y Coronación de la Virgen a la derecha. En el banco se representan flanqueando a la Santa Cena de la casa central cuatro escenas que revelan los prejuicios antisemitas de la época : milagro de las abejas, milagro de los pececillos, milagro de la hostia apuñalada y milagro de la mujer sarracena que comulga de forma sacrílega. Se representa a los judíos con narices pronunciadas, aguileñas y rostros deformados.

De influencia florentina, giottesca, se considera la tabla de la Crucifixión procedente de Alcalá de Ebro, hoy ubicada en el palacio de los duques de Villahermosa de Pedrola (Zaragoza); quizás es una obra importada de Italia que según Ferdinando Bologna y Mª del Carmen Lacarra muestra concomitancias con la pintura napolitana de Pietro Orimina.

El espléndido tríptico de San Vicente mártir, de Estopiñán (Huesca), hoy conservado en el MNAC de Barcelona, muestra un acusado italianismo y ha sido relacionado por Ainaud de Lasarte con el pintor Rómulo de Florencia.


 25retablo_de_san_vicente_m_rtir_estopi_n_huesca_actualmente_conservado_en_el_mnac_de_barcelona

Retablo de San Vicente mártir. Estopiñán (Huesca). Actualmente conservado en el MNAC de Barcelona. Pintura al temple sobre tabla. ¿Rómulo de Florencia? (1350-1370). Sus dimensiones son de 109x225 cm. Se trata de un tríptico con la representación de San Vicente en la tabla central, de pie, vestido de diácono portando libro y palma de martirio. A sus pies en tamaño diminuto dos donantes arrodillados, un dominico y un guerrero, con sus blasones heráldicos. Sobre el santo la Crucifixión de Cristo. En las tablas laterales se representan doce episodios de la vida de San vicente, los cuatro último relativos a su martirio. En los coronamientos triangulares de las tablas laterales se representan la Visita de las Marías al santo sepulcro y el "Noli me tangere" o aparición de Cristo a María Magdalena tras su resurrección.

También en el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC) puede apreciarse el retablo, estructurado a modo de frontal de altar, de los santos apóstoles Felipe y Santiago el Menor procedente de la capilla de dicha advocación en la catedral de Huesca.

El escudo del arzobispo de Zaragoza don Lope Fernández de Luna (1352-1382) se representa en dos techumbres de madera poligonales localizadas en la capilla de la parroquieta de San Miguel de la Seo zaragozana , casi totalmente dorada, y en la capilla del castillo de Mesones de Isuela (Zaragoza) adaptada a uno de los torreones y cuyas tabicas muestran ángeles ceroferarios (portadores de velas) pintados con la característica suavidad y armonía sienesa de los Serra.


 26_1418744443_434412

Techumbre poligonal de madera. Pintura al temple sobre tabla. Segunda mitad del siglo XIV. Castillo de Mesones de Isuela (Zaragoza). Los ángeles del castillo de Mesones de Isuela han sido relacionados , por su estilo, con los ocho espléndidos ángeles músicos representados, bajo arcos góticos, en la parte interna de los batientes del Relicario del Monasterio de Piedra (hoy conservado en la Academia de la Historia de Madrid ), maravillosa obra de marquetería mudéjar realizada, según inscripción, en 1390 con el mecenazgo del abad cisterciense Martín Ponce y de nobles de la comarca cuyos escudos heráldicos la decoran. En la parte exterior del relicario intervinieron dos pintores más avanzados representando uno de ellos seis escenas de la vida de la Virgen en el batiente izquierdo y el otro seis escenas de la vida de Cristo en el batiente derecho, todas ellas pintadas ya en el incipiente estilo internacional, por lo que esta obra que imita, según Federico Torralba, los retablos de orfebrería medievales puede considerarse como de transición.


 27_1418744636_497204

Relicario del Monasterio de Piedra (Zaragoza). Retablo-relicario cerrad- oActualmente conservado en la Academia de la Historia de Madrid. Pintura al temple sobre tabla. Se ha relacionado también con este tríptico el frontal de altar o “antipendium” de la iglesia de San Miguel de los Navarros de Zaragoza.


 28_1418744860_765036

Retablo de la Natividad, realizado entre 1407 a 1411. Pintura al temple sobre tabla y dorado con pan de oro. La procedencia de dicho retablo en su origen es del altar mayor de la Iglesia de Santa María, del Monasterio de Santes Creus ( Alt Camp).Una de las claves del Gótico catalán es el Retablo Mariano del altar mayor del Monasterio de Santes Creus. El MNAC conserva la Natividad coronada por la figura de San Juan Evangelista y la Resurrección de Cristo, miestras que el resto de las tablas se conservan en una de las capillas de la Catedral de Tarragona. El retablo se le encargó a Pere Serra pero parece que murió sin haberlo empezado a pintar. Guerau Gener, buen conocedor del gótico valenciano, lo sustituyó, pero su muerte prematura hizo que Lluis Borrassá, uno de los grandes protagonistas de la pintura del primer gótico catalán, finalizara el encargo.



 29longares_presentacio_n_en_el_templo

Retablo de Nuestra Señora de los Angeles. Longares (Zaragoza). Tabla de la Presentación del Niño en el Templo. Pintura al temple sobre tabla. Autor: Enrique de Estencop (1391-1392). Tabla central. (Actualmente conservada en el MNAC de Barcelona). Vemos a la Virgen con el Niño coronada y entronizada. Viste túnica dorada y manto azul y está rodeada por ángeles músicos. A sus pies está arrodillado el donante.  

Se considera un retablo de transición entre el estilo italogótico y el internacional el retablo de Nuestra Señora de los Angeles que pintó Enrique Estencop en 1391-92 para la iglesia parroquial de Longares (Zaragoza), lugar donde hoy puede contemplarse salvo la tabla central que se conserva en el MNAC de Barcelona.



Enlaces interesantes


Ver trabajo 'Pere Serra y Hermanos'

Ver trabajo de Pere Serra

Ver trabajo de Jaume Ferrer Bassa

Ver trabajo de Luis Borrassá

Ver trabajo de Jaume Huguet

Ver trabajo de Blasco de Grañén (Maestro de Lanaja)

Ver trabajo de Martín de Soria

Enrique de Estencop

Arte gótico: http://www.foroxerbar.com/viewtopic.php?t=7197

Pintura gótica en Aragón: http://pintura-gotica-aragon.blogsp...as-giner-y.html



Fuentes y agradecimientos: museunacional.cat, es.wikipedia.org, catalunya.comjesusdiazgomez/pintura-gotica-aragon.blogspot.com, Isabel/arteinternacional.blogspot.com, museodezaragoza.es, generacionesperanza.blogspot.com, enciclopedia-aragonesa.com, franja.balearweb.net, flickr.com, mavs-mipequenomundo.blogspot.com.es y otras de Internet.
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis Send private message Send e-mail to user
Back to topPage bottom
Reply with quote   Download Post  
Post Re: Pere Serra Y Hermanos 
 
Filantropía casi pura

El MNAC presenta las 20 obras medievales cedidas por Antonio Gallardo, de laboratorios Almirall, la mayor donación en 50 años



 00_1458122600_773735

'Crucifixión de San Pedro', obra de Pere Serra, una de las 20 obras donadas por Antonio Gallardo al MNAC. / Consuelo Bautista

Las obras de arte, como las personas, necesitan un periodo de adaptación para acabar integrándose con el grupo. Las 20 pinturas medievales, de los siglos XII al XVI, que ha donado y entregado como dación en pago del empresario y coleccionista Antonio Gallardo Ballart (presidente de los laboratorios Almirall) a la Generalitat es un ejemplo. Las obras, que ingresaron en el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC) en noviembre y que están firmadas por autores como Jaume y Pere Serra, Lluís Borrasà, Bernat Martorell, Nicolás Francés, Martí Bernat o Pedro Romana, algunos de los artistas más reconocidos de la pintura gótica peninsular, amén de obras románicas anónimas como el fragmento de Sant Pedro de Arlanza, considerado obra cumbre del periodo, se exponen, muchas de ellas por primera vez, hasta julio solas, formando un conjunto, en una de las salas del principal museo catalán, como debieron estar en la vivienda de Gallardo hasta hace poco. Cuando la exposición Nuevas obra maestra para el museo se clausure, estas obras maestras se separarán y se integrarán en la colección permanente, en la que existen piezas de autores y características similares o llenando los huecos que este museo tiene. De la importancia del conjunto da fe el director del centro Pepe Serra, que ha asegurado que la donación “es lo más importante que me ha pasado desde que soy director y la más importante desde hace 50 años”. “La integración convierte a la colección del museo en uno de los mejores del mundo en arte románico y gótico”, ha proseguido Serra.

La operación que comenzó durante el periodo en el que el centro lo dirigía Maite Ocaña ha ido cuajando ya en periodo de Serra hasta que Gallardo y los departamentos de Economía y Cultura de la Generalitat acordaron las condiciones económicas: Se han donado 10 de las obras, seis han ingresado en dación en pago (a cambio de 1,4 millones de euros en total), a cambio de pagar impuestos, lo mismo que pasará con las otras cuatro durante este año que han ingresado, por ahora, en depósito. “Gallardo ha estado esta mañana viendo la muestra, le ha parecido excelente y la única condición que nos ha puesto es que las cartelas esté en tres idiomas, algo que ya habíamos hecho”, explicó Serra, que remarcó que en la cultura hispana es difícil encontrar un caso de filantropía como este, “tan normal y corriente en la cultura anglosajona”.

La muestra, comisaria por el responsable de arte medieval del centro Jordi Camps, gracias a la iluminación y el color de las paredes, en un azul eléctrico que resalta los dorados de las tablas góticas, nos traslada a los gabinetes de coleccionistas de otras épocas. Las pinturas se han instalado siguiendo un recorrido cronológico desde el siglo XII, con obras provenientes de Cataluña y Castilla, como las pinturas de ángeles y dragones de Tubilla del Agua (Burgos), Bellcaire, Estaon o la mencionada de sirenas pájaro de San Pedro de Arlanza, parte de la decoración de la Torre del Tesoro de este monasterio, lugar de entierro del mítico conde Ferrán González. Un fragmento que completa otros conservados en el Metropolitan y el Fogg Art de Cambridge, además del hermoso grifo que poseía el MNAC. El grueso del conjunto seleccionado por los técnicos del MNAC para que ingrese en el museo es pintura gótica; sobre todo de autores de la Corona de Aragón, como los hermanos Serra. Todos son excepcionales, a juicio de los responsables del museo y destacar alguno es arriesgado. La Virgen con el Niño y ángeles de Jaume Serra, pintada entre 1378 y 1385, lo es porque no se conocía hasta 1993 cuando se vendió en Londres, luego pasó a una galería de Madrid y luego acabó en manos del coleccionista Gallardo.

Otra de las obras que salió del activo taller de los Serra es la Crucifixión de Sant Pere, una colorista tabla proveniente del enorme retablo de Sant Pere de Cubells (Lleida). Lluís Borrasà es el autor de una Santa Catalina de Alejandría y Jesucristo proveniente de Sant Pere de Terrassa. Borrassà es uno de los principales artistas del gótico catalán y más prolífico. Sin embargo, en el MNAC no estaba bien representado, por lo que la pieza llena un vacío. Otros autores de esta privilegiada lista son Pere Teixidor, Bernat Martorell (dos obras). Martín Bernat, un autor que trabajó en Zaragoza, representado por un San Santiago el Mayor bautiza al mago Hermógenes, procedente, quizá de la colegiata de Santa Maria del Pilar y Nicolás Francés, que pintó Milagro del monte Gargano proveniente de Villapando, Zamora y que también realizó el retablo mayor de la catedral de León, además de la tabla renacentista del cordobés Pedro Romana, que cierra esta exposición de obras maestras.



El MNAC presenta las 20 obras medievales cedidas por Antonio Gallardo


 01_1458123008_182177

'Ángeles en lucha contra el dragón', de Tubilla del Agua (Burgos) de autor anónimo. Primer tercio del siglo XII.


 02_1458123035_305335

Una de los dos frescos traspasados a tabla procedentes de la iglesia de Santa Eulalia de Estaon, Lleida, en concreto la Virgen María. Mitad del siglo XII.


 03_1458123063_410746

La segunda de los frescos traspasados a tela de la iglesia de Santa Eulalia de Estaon que representa a San Juan Evangelista.


 04_1458123100_840835

Apóstoles de Pentecostes, de Bellaire de'Empordà. Tercer cuarto del siglo XII. Fresco traspasado a tela.


 05_1458123152_220137

Pareja de sirenas pájaro, de San Pedro de Arlanza (Burgos), pintada alrededor de 1210.


 06_1458123186_532674

Tres de los compartimentos de un retablo con el tema de la infancia de Cristo, de la segunda mitad del siglo XIII. Anónimo castellano. Posiblemente las dos calles laterales de un retablo.


 07_1458123220_933969

Los otros tres compartimentos de un retablo con el tema de la infancia de Cristo, de la segunda mitad del siglo XIII. Anónimo castellano. Posiblemente las dos calles laterales de un retablo.


 08_1458123259_225312

Sin titulo. Ofrenda de San Joaquín y Santa Anna al temple sobre una viga de madera. De finales del siglo XIII, inicios del siglo XIV.


 09_1458123291_970333

'Adoración de los pastores' de los hermanos Serra, pintado entre 1365 y 1375, procedente de un retablo de grandes dimensiones de los que no se conocen otras partes.


 10_1458123322_290100

'Calvario' de Jaume Serra, documentado en Barcelona a partir de 1358.


 11_virgen_con_infantes_y_ngeles_pintado_por_jaume_serra_hacia_1375_y_1385_una_obra_desconocida_hasta_1993_cuando_sali_a_subasta_en_londres

 'Virgen con infantes y ángeles' pintado por Jaume Serra hacia 1375 y 1385. Una obra desconocida hasta 1993 cuando salió a subasta en Londres.


 12_crucifixi_n_de_san_pedro_de_pere_serra_pintado_hac_a_1400_tabla_perteneciente_al_retablo_mayor_de_la_iglesia_de_san_pedro_de_cubells_lleida

'Crucifixión de San Pedro', de Pere Serra, pintado hacía 1400, tabla perteneciente al retablo mayor de la iglesia de San Pedro de Cubells, Lleida.


 13_santa_catalina_de_alexandr_a_y_jesucristo_de_la_predela_quiz_del_retablo_mayor_del_a_iglesia_de_sant_pere_de_terrassa_la_obra_pintada_por_llu_s_borrass_alrededor_de_1411_1413

'Santa Catalina de Alexandría y Jesucristo' de la predela, quizá, del retablo mayor del a iglesia de Sant Pere de Terrassa. La obra, pintada por Lluís Borrassà alrededor de 1411-1413, cubre un vacío en el MNAC.


 14_una_de_las_calles_laterales_de_un_retablo_de_sant_andreu_pintado_por_pere_teixidor_entre_1430_y_1445_de_procedencia_desconocida

Una de las calles laterales de un retablo de Sant Andreu pintado por Pere Teixidor entre 1430 y 1445, de procedencia desconocida.


 15_la_segunda_de_las_calles_laterales_de_un_retablo_de_sant_andreu_pintado_por_pere_teixidor_entre_1430_y_1445_de_procedencia_desconocida

La segunda de las calles laterales de un retablo de Sant Andreu pintado por Pere Teixidor entre 1430 y 1445, de procedencia desconocida.


 16_santa_luc_a_repartiendo_limosna_de_bernat_martorell_pintado_alrededor_de_1426_y_procedente_de_un_retablo_desconocido

'Santa Lucía repartiendo limosna' de Bernat Martorell, pintado alrededor de 1426 y procedente de un retablo desconocido.


 17_coronaci_n_de_la_virgen_una_obra_de_madurez_de_bernat_martorell_pintado_alrededor_de_1445_y_1452_y_de_procedencia_desconocida

'Coronación de la Virgen', una obra de madurez de Bernat Martorell, pintado alrededor de 1445 y 1452 y de procedencia desconocida.


 18_milagro_del_monte_gargano_de_nicol_s_franc_s_pintado_entre_1440_y_1450_procendete_de_la_iglesia_de_san_miguel_de_villalpando_zamora

'Milagro del monte Gargano' de Nicolás Francés, pintado entre 1440 y 1450, procendete de la iglesia de San Miguel de Villalpando, Zamora.


 19_santiago_el_mayor_bautizando_al_m_gico_herm_genes_pintado_entre_1480_y_1490_procedente_posiblemente_de_la_colegiata_de_santa_maria_del_pilar_de_zaragoza

'Santiago el Mayor bautizando al mágico Hermógenes, pintado entre 1480 y 1490, procedente, posiblemente, de la colegiata de Santa Maria del Pilar de Zaragoza.


 20_santo_tom_s_exp_sito_de_pedro_romana_pintado_entre_1510_y_1520_de_procedencia_desconocida

'Santo Tomás expósito', de Pedro Romana, pintado entre 1510 y 1520, de procedencia desconocida.



elpais.com / MNAC
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis Send private message Send e-mail to user
Back to topPage bottom
Display posts from previous:    
 

Post new topic  Reply to topic  Page 1 of 1
 



Users browsing this topic: 0 Registered, 0 Hidden and 1 Guest
Registered Users: None


 
Permissions List
You cannot post new topics
You cannot reply to topics
You cannot edit your posts
You cannot delete your posts
You cannot vote in polls
You cannot attach files
You cannot download files
You can post calendar events