Portal    Foro    Buscar    FAQ    Registrarse    Conectarse
Mensaje del equipo




Publicar nuevo tema  Responder al tema 
Página 6 de 6
Ir a la página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6
 
BIBLIOTECA NACIONAL
Autor Mensaje
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: BIBLIOTECA NACIONAL 
 
Las obras más solicitadas de la Biblioteca Nacional

Viajes de extranjeros por España, misceláneas poéticas y un libro de Álvarez Junco, entre los préstamos estrella de la última década



 00_1596700472_744950

Uno de los 11 tomos de 'Parnaso español', manuscrito con poemas de diferentes autores de los siglos XVII y XVIII. / BIBLIOTECA NACIONAL DE ESPAÑA

A primera vista, el palacio del madrileño paseo de Recoletos sede de la Biblioteca Nacional, impresiona, bajo las estatuas, entre otros, de Alfonso X el Sabio y de San Isidoro. Es el edificio que recibe y conserva ejemplares de todos los libros que se publican en España y además posee una incalculable, por su valor, colección de incunables, manuscritos, dibujos, fotografías, grabaciones sonoras, partituras... hasta 34,5 millones de piezas. El año pasado se consultaron en sala cerca de 200.000 ejemplares y un centenar de investigadores accedieron a sus salas cada día. Ahora, en los nuevos tiempos por el coronavirus se ha reducido a un tercio los 308 puestos de su salón principal. Se usan los asientos pares unos días y los impares otros y los ejemplares se solicitan online. Además, hay mamparas en los puestos de préstamo, el uso de la mascarilla es obligatorio y al entrar se toma la temperatura a los investigadores.

Pero de ese ingente patrimonio, ¿cuáles son las obras más demandadas? EL PAÍS ha accedido al listado de las más solicitadas entre 2007 y 2019, entre ellas un top ten que, eso sí, necesita de la explicación de los expertos de la casa para saber qué son y por qué están ahí.

Con el número uno y 107 usuarios que lo han pedido, Viajes de extranjeros por España y Portugal desde los tiempos más remotos hasta comienzos del siglo XX. Tras este extenso título hay una recopilación de recorridos por la península Ibérica, obra del periodista e historiador José García Mercadal (1883-1975), que incluyen desde los Comentarios de Julio César, el Viaje por Andalucía del sultán de Granada, escrito por Ibn Batutah; o el Primer viaje de Felipe el Hermoso a España, en 1501, que recogió Antonio de Lalaing, señor de Montigny.

    El prototipo de usuario es una persona mayor de 30 años, sin apenas diferencia entre mujeres y hombres

“Es una monografía, compuesta por seis volúmenes, con las visiones que García Mercadal recolectó de diferentes viajeros extranjeros, que escribieron cómo veían la realidad peninsular, basándose en documentos que van desde el siglo XVI al XIX”, explica Piedad Martínez, jefe del Servicio de Salas Generales de la BNE. “El motivo de que figure en el número uno es que se hayan usado para investigaciones o como fuente para preparar exposiciones”, apunta Cristina Guillén, jefe del Servicio de Divulgación y Gestión de Fondo Antiguo.

De naturaleza similar es el segundo documento más solicitado, Parnaso español, un manuscrito con poemas de numerosos autores de los siglos XVII y XVIII. “Son 11 tomos misceláneos, aunque está digitalizado. El número de usuarios que ha consultado esta obra es 79”, añade Guillén. “El valor de estos volúmenes es que normalmente se copiaban sin decir de quién era el poema, pero por la composición se podía rastrear y saber el autor”.

Estas dos obras llevan a preguntar por el perfil de quienes acceden a la BNE. La propia institución realizó una encuesta, ya de 2008, aunque estudia de forma permanente su tipología de usuarios. “El prototipo es una persona mayor de 30 años; por sexos están igualados, muy pocos más hombres que mujeres”, dice Martínez. “Puntualmente, vienen muchos universitarios porque los profesores les mandan hacer trabajos de investigación”. Su compañera agrega que la crisis económica de este siglo hizo mella en los visitantes de la BNE “porque a los investigadores les financian las estancias en Madrid, así que ahora nos piden justificantes de que han estado aquí”. La BNE, inaugurada en 1712, se abrió al público hace 124 años, el 16 de marzo de 1896.

La clasificación de los 10 principales de la BNE prosigue con la Carta de Alejandro Farnesio a Pedro de Toledo Ossorio, marqués de Villafranca, 22 de diciembre de 1579. ¿Qué tendrá esa misiva para que la hayan pedido 75 personas? Pues hay que matizar que esta consulta especializada “es, en realidad, una caja con unos 200 documentos, deteriorados, por lo que se ofrecen microfilmados”, explica Guillén. Y la primera hoja que aparece en ese legajo es esta carta, por lo que queda registrada como la consultada. Quizás sea una casualidad, pero hace dos años la editorial Crítica publicó una biografía del sobrino de Felipe II, protagonista en los grandes conflictos que afrontó el monarca español.

Usuario durante 50 años

Entonces, ¿la actualidad, ya sea a través de una serie, una película o el aniversario de algún autor, influye en las peticiones? “Los hechos concretos o las noticias afectan más a la consulta de prensa, pero hay quien viene por el placer de aprender”, añade Martínez. “Tuvimos un usuario que consultó la hemeroteca durante 50 años para sus investigaciones particulares. Casos así hacen que se formen vínculos de amistad con ellos. Otras veces nos convertimos en profesores porque, es curioso, pero las personas de más edad se manejan mejor, mientras que los universitarios tienen carencias al buscar información que está en papel. Están acostumbrados a Internet”.

    Las personas de más edad se manejan mejor, mientras que los universitarios tienen carencias al buscar información que está en papel

    PIEDAD MARTÍNEZ, JEFE DEL SERVICIO DE SALAS GENERALES DE LA BNE

Después del Archivo de arte valenciano, de la Real Academia de Bellas Artes de San Carlos, publicado en 1915, el quinto es Consulta del Fiscal general sobre los excesos de la Dataría de la Corte Romana, un manuscrito del siglo XVII compuesto por seis hojas. “Esta obra está en restauración. Es otro ejemplo de un volumen con muchos folios, pero en la consulta sale el título de la primera obra”, explica Guillén. “Por una reciente petición de reproducción de un investigador se comprobó que el microfilme no daba la calidad suficiente para su digitalización debido al estado del original y se está procediendo a su restauración”.

Con la siguiente consulta se salta al siglo XXI. Es Mater dolorosa, la idea de España en el siglo XIX, obra de referencia que el historiador José Álvarez Junco publicó en 2001 en la editorial Taurus. Como en otros ejemplos, es complicado saber por qué está ahí esta obra, solicitada por 64 usuarios. “Es un historiador que suele estar de actualidad por sus declaraciones, artículos…”, apunta Martínez.

El siguiente título interesante sí está muy ligado a la actualidad: Breve historia feminista de la literatura española (en lengua castellana), coordinado por la poeta y editora chileno-neerlandesa Myriam Díaz-Diocaretz. Son seis volúmenes de estudios sobre feminismo, la mujer en la literatura española, libros escritos por mujeres…

Este ranking de lo más consultado en la BNE se cierra con la Merced de Pedro I de Castilla a Dña. Leonor de Castro, mujer del Conde D. Fernando [...], de 1369. Se trata del primer documento, de una sola hoja, de una caja que contiene 158 y microfilmados.


elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis Enviar mensaje privado Enviar correo al usuario
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: BIBLIOTECA NACIONAL 
 
La Biblioteca Nacional regala sus joyas bibliográficas

La institución dejará de cobrar por el uso de más de 30 millones de páginas, renunciando a unos ingresos de 40.000 euros, “para apoyar al sector y a las industrias culturales"



 000_1603528442_483201

Códice de Leonardo da Vinci, dedicado a la fortificación y geometría, con el diseño del monumento a Ludovico Sforza.

En unos días la Biblioteca Nacional de España (BNE) dejará de cobrar por la reproducción de sus documentos digitalizados y por el permiso para uso comercial de los mismos. Las joyas del patrimonio bibliográfico serán liberadas de todo coste, “para apoyar al sector cultural y al negocio de las industrias culturales como forma de creación de riqueza”, indica Ana Santos, directora de la institución. Con este movimiento, cuya pretensión es apoyar a las empresas para salvar la situación de crisis, quedarán libres de todo coste más de 220.000 títulos y 30 millones de páginas digitalizadas y servidas en la Biblioteca Digital Hispánica y la Hemeroteca Digital.


 00_1603528431_689055

Leonardo da Vinci. Tratado de estática y mecánica.

Hasta el momento sólo los investigadores estaban exentos del pago de cualquier permiso. Ahora, el uso comercial de los documentos no será gravado y si una editorial quiere, por ejemplo, reproducir y vender una versión facsímil de los dos excepcionales códices de Leonardo da Vinci, podrá hacerlo sin tener que pagar nada por ello. El coste público comercial de estas dos obras, con sus anotaciones manuscritas y dibujos del Tratado de estática y mecánica y del Tratado de fortificación y geometría, es en estos momentos de 6.020 euros y 5.903 euros, respectivamente, indican desde la BNE.


 05_1603529228_309701

Códice 'Beato de Liébana'.

Cada año la institución ingresaba por estos servicios algo más de 40.000 euros. Por comparar, el Museo del Prado, con una férrea política de copyright, informó en sus cuentas de 2018 de unos ingresos de 3.755 euros (aunque tenía previsto que fueran 10.000 euros), por la venta de derechos de reproducción. El ejemplar de la primera edición de El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha, de Miguel de Cervantes, estará también disponible para el uso comercial que se le quiera dar. Y el Beato de Liébana, códice escrito por Facundo en 1047 para los reyes Fernando I y Sancha de Castilla y León, los mapas de Ptolomeo, las Cantigas de Santa María, Commedia, de Dante Alighieri, o el manuscrito autógrafo de La dama boba, de Lope de Vega.


 04_1603529178_656790

Jean de Mandeville. Libro de las maravillas del mundo,

“Es un debate que teníamos en la BNE desde hacía años: cobrar por un patrimonio público era una contradicción, aunque sirva para financiar una parte de los costes de la digitalización. Es una decisión que produce vértigo, pero el contexto de crisis ha acelerado la propuesta a la Comisión Permanente, que ha aprobado esta medida excepcional”, explica Luis Bueren Gómez-Acebo, director técnico de la BNE. La excepción del cobro de derechos se ha firmado sin fecha de caducidad, pero no es un cierre definitivo. La medida, que se ha fundamentado como un principio de solidaridad, queda abierta a la política de futuros directores que lleguen a la casa.


 01_1603528487_460743

María de Zayas Sotomayor. La traición en la amistad.


Licencias en abierto

La única condición para utilizar estos recursos es citar la fuente de donde proceden. La licencia que empezará a operar es conocida como Creative Commons By (CC By) y es una recomendación que se hace desde Europeana, la biblioteca digital de referencia, que agrega los contenidos libres de unos 2.300 centros culturales de los 27 miembros de la Unión Europea. Las obras que se liberan son de dominio público, es decir, aquellas que han cumplido 80 años después del fallecimiento de su autor. “Las licencias Creative Commons son una excelente manera de hacer que las colecciones públicas de las instituciones del patrimonio cultural estén disponibles para una audiencia más amplia. Estamos muy contentos de ver su aceptación masiva en los últimos años”, señalan desde Europeana.


 02_1603529106_982904

El ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha.

“Este paso que damos ahora en la BNE la culminación de la reutilización de nuestras colecciones, que no son nuestras, sino de todos los españoles. Quizá sea una contribución modesta, pero muy simbólica. Nos gusta llamarlo ‘reapropiación’ del patrimonio y que el ciudadano lo sienta como suyo”, apunta Luis Bueren. Las colecciones que se liberan son fruto de una política de digitalización que se inició con el patrocinio, en 2008, de Telefónica, que aportó 10 millones de euros, y que continuó Red.es, en 2015, con una inversión de cinco millones de euros.


 03_1603529138_602937

Manuscrito de la 'Divina Comedia' de Dante Alighieri.

Es un paso decisivo en el desplazamiento de la institución hacia lo digital, que durante la crisis sanitaria se ha afianzado. Según los datos de la BNE, el número de usuarios se duplicó y alcanzó los 10.000 diarios. El número de páginas consultadas también creció de una manera similar, rozando las 30.000 semanales, además de los libros, las cartas, los mapas, los discos de pizarra, grabaciones o las fotografías. El año pasado se consultaron en sala cerca de 200.000 ejemplares y un centenar de investigadores accedieron cada día. “Estamos próximos a los 10 millones de documentos digitales consultados al año. Es una escala incomparable con el estudio en el centro”, apunta Bueren, que cuenta con un equipo de ocho personas digitalizando y liberando contenido. El resto del equipo es externo.


elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis Enviar mensaje privado Enviar correo al usuario
Volver arribaPágina inferior
Responder citando   Descargar mensaje  
Mensaje Re: BIBLIOTECA NACIONAL 
 
Azaña, forjador de la España de hoy

La Biblioteca Nacional reconstruye la compleja vida del escritor y político republicano



 000_1608208479_499339

Azaña, con Valle-Inclán, entre otros, hacia 1930 en la tertulia de la Cacharrería en el Ateneo de Madrid. ALFONSO / ARCHIVO GENERAL DE LA ADMINISTRACIÓN

La enorme figura de Manuel Azaña ha quedado reducida a unos cuantos tópicos y fue secuestrada durante años por la dictadura franquista. La exposición que hoy inaugura Felipe VI en la Biblioteca Nacional procura rescatar la imponente y compleja personalidad de un hombre que resume los afanes de esa España que quiso abrirse durante la primera mitad del siglo XX al mundo y convertirse en un país moderno. Fotografías, papeles, libros, revistas, algunas filmaciones, objetos: cada rincón de la muestra está lleno de resonancias y permite descubrir las múltiples aristas de una época cargada de acontecimientos, de conquistas y de fracasos, de explosiones de júbilo y de heridas que todavía están por cerrar. Azaña está ahí cuando la Restauración da sus últimos coletazos, asiste apesadumbrado a la llegada de la dictadura de Primo de Rivera, es ya un político que empuja para que llegue la República —de la que es su figura esencial: ministro, jefe de Gobierno, presidente—, le estalla la Guerra Civil, sale al exilio, muere tras escapar de los nazis en Montauban. Ocurrió hace ochenta años, el 3 de noviembre de 1940.

Oscuro funcionario, escritor sin lectores, político al que pintaban con colmillos por la dureza con la que argumentaba contra sus adversarios, la más perfecta encarnación del demonio: los estereotipos más variados han ido devorando a Azaña de la mano de sus enemigos y, al final, ha quedado reducido a una nota al margen de la historia cuando en realidad es la figura central que encarna los desafíos de un país que peleaba por salir de su retraso secular. “Intelectual y estadista” son las notas que han elegido los artífices de la exposición —Ángeles Egido León, comisaria, y Jesús Cañete Ochoa, comisario adjunto— para caracterizar la andadura del responsable de poner en marcha las reformas más audaces en las que se embarcó en los años treinta del siglo pasado la recién llegada República. “Fue un intelectual comprometido que fue arrastrado a la política por ese mismo compromiso”, comenta Cañete. “No es fácil resumir una personalidad tan rica y compleja, pero acaso sirva decir que quiso traer la civilización a esa España que era todavía un páramo en aquellos tiempos”.


 00_1608208440_515190

Varias de las piezas que se exhiben en la muestra de la Biblioteca Nacional. VÍCTOR SAINZ

Manuel Azaña nació en Alcalá de Henares en 1880, la exposición muestra algunos utensilios vinculados al cargo de alcalde de esa ciudad que ejerció su padre, así que el interés por lo público le vino de la infancia. Félix Díaz Gallo, su tío materno, un hombre que escribía el latín y leía el griego y que hablaba un montón de idiomas, le contagió su interés por los libros y lo abrió al mundo. Se formó con los agustinos en El Escorial, donde perdió la fe católica en la que lo había educado su familia, y terminó estudiando Derecho. Sus años de juventud fueron años de lectura, empezó a escribir, se llenó de las inquietudes de una sociedad en la que convivían literatos, artistas y pensadores de una importancia capital —los del 98, la generación del 14, en la que fue encuadrado, la del 27—, así que formó parte de esa atmósfera que dio lugar a la Edad de Plata de la cultura española. Estuvo becado en París, recorrió como corresponsal algunos escenarios de la I Guerra Mundial. En Madrid se comportó como un torbellino dándole un enérgico impulso al Ateneo. Desde muy pronto colaboró en las publicaciones de su pueblo, luego tuvo un papel esencial en revistas como La Pluma. Los nombres que aparecen en la portada de uno de los ejemplares que se exhiben en la exposición marea: están muchos de los más grandes.


 01_1608208406_120461

“Izquierda Republicana en vanguardia contra el fascismo internacional”. Cartel de 1937. Procedente de la Fundación Pablo Iglesias (Madrid).

Esa España vibrante, aún en sus limitaciones, y prácticamente desconocida por las nuevas generaciones es la que, a través de 200 piezas, levanta esta exposición que han organizado Acción Cultural Española (AC/E), la Secretaría de Estado de Memoria Democrática y la propia Biblioteca Nacional. “No queremos ni podemos perder la esperanza en el porvenir”, dijo en una conferencia —El problema español— en 1911. “De ahí nuestro propósito [...] de persuadir a nuestros conciudadanos de que hay una patria que redimir y rehacer por la cultura, por la justicia y por la libertad”. Ese fue su proyecto y a él se aplicó con una entrega inaudita. Lo interrumpió la dictadura, se recuperó con la llegada de la democracia. No compartía el lamento de la generación del 98 por la suerte de España, ni ningún maximalismo, sabía que tocaba picar piedra, y la picó. Eso significaba entrar de lleno en la política. Se acercó al Partido Reformista de Melquíades Álvarez, se presentó a las elecciones, más adelante fundó Acción Republicana en 1926 y después Izquierda Republicana, en 1934. No paraba.

En 1926 ganó el Premio Nacional de Literatura con una obra sobre Juan Valera. Se casó en 1929 con María Dolores de Rivas Cherif, a la que sacaba 24 años. Se hizo íntimo de su hermano, Cipriano. Paso a paso, la exposición revela la riqueza de su vida y sus hitos más grandiosos y los más amargos: República, guerra, exilio. La terrible derrota de un enorme programa de modernización que se fue a pique con el golpe de los militares franquistas. Para entender lo que Azaña significó en su tiempo, ahí están en una vitrina los tiques para acceder a dos de sus mítines. Pagabas y entrabas, las fotografías muestran las multitudes que acudían a escucharlo: como en un concierto de rock de los de ahora. Pero no sonaban las guitarras eléctricas. Solo la palabra. “En su identificación de palabra y acción radicaba su fuerza pero también su debilidad, pues la palabra que ilumina como un fogonazo una intrincada situación nunca modifica por sí sola la situación misma”, escribió Santos Juliá en su biografía de Azaña. Esta exposición ilustra ese matiz trágico que marcó la vida Azaña y que marcó, también, la historia de España.

elpais.com
 




___________________________
.
.
No debemos dejar que la Cultura muera, si muere el Arte, muere nuestra parte humana...

Los actos de hoy, marcarán nuestra era, sino...

¿Qué dejaremos para el que venga mañana?

.
.
 
j.luis Enviar mensaje privado Enviar correo al usuario
Volver arribaPágina inferior
Mostrar mensajes anteriores:    
 

Publicar nuevo tema  Responder al tema  Página 6 de 6
Ir a la página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6



Usuarios navegando en este tema: 0 registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado
Usuarios registrados conectados: Ninguno


 
Lista de Permisos
No Puede crear nuevos temas
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas
No puede adjuntar archivos
No puede descargar archivos
Puede publicar eventos en el calendario